8,0

Análisis Dynasty Warriors 9 - PC, PS4 y Xbox One

Guerreros de mundo abierto

Análisis por
13 de febrero de 2018

Las batallas más conocidas de Omega Force y Tecmo Koei regresan con una entrega que sirve como un nuevo punto de partida para la serie. Dynasty Warriors ya nunca volverá a ser la misma tras esta novena entrega numerada. Te explicamos las razones en nuestro análisis de Dynasty Warriors 9.

Aferrándose al pasado y a su estilo tradicional, la conocida franquicia de estilo musou Dynasty Warriors apenas había cambiado su estilo ni configuración en los últimos años, ni tan siquiera con el cambio generacional de máquinas. Pero eso ya forma parte del pasado. Dynasty Warriors 9 se adentra en nuevos territorios desconocidos tanto para esta misma franquicia como para el resto de obras de Omega Force, un juego que ofrece un buen cúmulo de innovaciones que, en muchos casos, giran en torno al principal cambio que ha sido introducido en esta edición: su apuesta por el mundo abierto.


Antes de desmenuzar su renovada jugabilidad y estructura de juego, conviene explicar su argumento… que en este caso sí que se ha mantenido fiel a sus raíces. Nuevamente la consabida Guerra de los Tres Reinos sirve como excusa para dar vida a las numerosas contiendas que vamos a vivir en esta obra. Un argumento que combina los hechos reales y los personajes históricos con bastantes "licencias" made in Omega Force, dando lugar a una mezcla histórico-fantástica muy sugerente. Una trama que personalmente me parece bien plasmada y que, por fin, cualquier jugador va a poder seguir sin perderse ni un solo detalle gracias a la traducción de todos los textos a nuestro idioma. Una de las numerosas novedades que presenta esta edición y que no debe pasar desapercibida.



Un nuevo mundoComo os acabo de mencionar, la permuta más importante que ha sido introducida en esta edición de Dynasty Warriors es su nuevo concepto sandbox. Sí, los videojuegos más recientes de la franquicia también nos permitían desplazarnos libremente por áreas bastante amplias e incluso realizar misiones secundarias. Eso es un hecho. Pero creedme si os digo que en este caso todo lo relacionado con el tamaño de los escenarios y la libertad de acción se ha magnificado de manera exponencial. De hecho y según se mostró en el último vídeo de Dynasty Warriors 9, serían necesarias unas tres horas para atravesar a caballo todo el mapeado que acoge esta aventura.


Un gran escenario dividido en varias regiones que podemos ir explorando a nuestro antojo, si bien para avanzar en la trama que nos propone el modo de juego principal, Historia, es necesario ir superando diferentes misiones principales. Dichas misiones tienen mucha miga, entre otras cosas porque nos permiten ir cambiando ya no sólo de personaje, sino de contexto y de tiempo, una virtud que no solemos encontrar en muchos títulos similares.


Además cada una de las zonas nos ofrece numerosas tareas que llevar a cabo, siendo precisamente esta faceta la que más ha evolucionado en mi opinión en esta nueva edición de la serie de Tecmo Koei. Dialogando con los diferentes personajes que merodean por los fondos y que suelen establecerse en aldeas, campamentos y demás localizaciones es posible ir ganando el acceso a una gran cantidad de misiones secundarias. Recolectar materiales y hierbas, encontrar a un personaje determinado o acabar con un rival en concreto son algunas de las tareas y encargos que podemos ir efectuando y que nos permiten (según en cada caso) obtener distintas recompensas a cambio… más allá de adquirir una mayor experiencia para nuestros personajes.


Cada personaje goza de su propio repertorio de ataques y combos, así como de movimientos especiales.

Cuenta con muchas novedades en su fórmula de juego, pero en esencia Dynasty Warriors 9 sigue siendo un musouEsta última característica, ya integrada en esta franquicia desde hace tiempo, también se ha visto ampliamente potenciada. Sí, porque ya no sólo es posible ir mejorando las aptitudes y estadísticas de nuestros guerreros, sino que también es muy recomendable ir equipándoles debidamente con objetos de todo tipo, acoplar gemas a sus armas para que ganen en poder en diferentes aspectos, etc. Esta interesante faceta RPG queda rematada por otras muchas opciones que tenemos a nuestra disposición como la posibilidad de crear nuevos objetos a partir de una serie de elementos fundamentales, pescar, comprar y vender todo tipo de ítems, etc. Y otra de las muchas tareas que es posible efectuar a lo largo del juego es la de alcanzar ciertas estructuras elevadas que están repartidas por los decorados al más puro estilo Assassin's Creed para que dicha zona sea marcada en el mapa, el cual se va conformando a medida que avanzamos y descubrimos asentamientos enemigos, zonas de recolección de ciertos elementos naturales, etc.


Un mapeado que alberga una gran cantidad de ambientes y terrenos diferentes, desde vastas planicies a bosques, fortalezas situadas en mesetas, cuevas y mucho más. Y para colmo, Dynasty Warriors 9 presenta también ciclo diurno y nocturno (con todo lo que eso conlleva), otra de las nuevas características integradas en esta novena entrega numerada. Un cúmulo de incorporaciones jugables a las que se añade la posibilidad de usar un gancho. ¿Y para qué? Pues para poder alcanzar lugares situados en las alturas, así como trepar ciertas paredes y muros. Otra pequeña novedad jugable que, a pesar de resultar algo tosca en su integración, aporta más diversidad si cabe a la acción y además potencia levemente el componente exploración.


Batallas bastante cambiadasLo que no debemos perder de vista es que, a pesar de todos los cambios jugables establecidos y la potenciación de todo lo relacionado con su parcela jugable, Dynasty Warriors 9 sigue siendo un musou. Por eso mismo los combates contra ejércitos enteros de adversarios siguen siendo la salsa del título, un aspecto común dentro de su género y que, eso sí, también se ha visto bastante modificado en esta entrega.


Recolectar hierbas, encontrar objetos, un personaje determinado o acabar con un rival concreto, son algunas de las misiones secundarias.

Este cambio viene dado por la inclusión de un renovado sistema de combate que nos permite efectuar numerosas acciones. Y como siempre, en función del personaje que controlemos (es posible ir habilitando a nuevos personajes conforme avanzamos) su armamento y set de movimientos varían sensiblemente. Parte de su configuración básica se ha mantenido, siendo posible asestar golpes rápidos y otros más contundentes que nos permiten enlazar combos combinando unos y otros, saltar, ejecutar ataques especiales una vez tenemos cargada la barra correspondiente, etc.


Pero a esto se han sumado una buena cuantía de nuevos movimientos, como los Trigger Attacks, que nos permiten dar su merecido a los rivales de nuevas formas: lanzarles por los aires (Launch Attacks), noquearles (Fell Attacks) o paralizarles durante unos segundos (Stun Attacks). Junto a estas acciones encontramos otras como los Reactive Attacks, unos movimientos que en función de la situación y de la posición de nuestros adversarios, dan como resultado unas u otras consecuencias (contrataque, finishing move, romper su defensa, etc.) que suelen resultar muy útiles. Y para terminar, también es posible ejecutar un golpe súper especial, un ataque realmente devastador y muy impactante en lo visual.


Podemos usar las monturas o el viaje rápido para ir de un lado a otro de los extensos mapeados

Debido a estos cambios implementados en el sistema de combate dichas batallas resultan bastante más entretenidas y dinámicas que las vividas antaño. Eso sí, no esperéis una gran resistencia por parte de los rebeldes (salvo los más duros) porque, entre otras cosas, su IA suele ser bastante baja (o inexistente), uno de los escasos defectos importantes que es posible echar en cara al juego. Y esto es extensible igualmente al comportamiento de los aliados que suelen acompañarnos en las batallas masivas, quienes se comportan como autómatas.


La libertad de acción ha crecido de manera exponencialUna jugabilidad, como veis, mucho más ambiciosa y fortalecida en relación a la establecida en pasadas ediciones… lo mismo que también ha sucedido en su parcela técnica. Sin ser el título más avanzado del mundo dentro de su ámbito, se nota mucho el cambio de motor gráfico (ya era hora, pensarán algunos). Gracias a dicho cambio es posible contemplar ya no sólo escenarios mucho más extensos, sino texturas más nítidas en los fondos, personajes más realistas, una iluminación más conseguida, una tasa más estable de cuadros de animación… Y para los que posean PS4 Pro y Xbox One X, es posible optar por jugar a 4K (no nativas) y 30fps, o 1080p y una tasa cercana a los 60 cuadros.


A pesar de esta mejora más que sensible de su parcela visual todavía deben mejorarse ciertas animaciones de los personajes, (como por ejemplo las que tienen que ver con el uso del gancho), limar un tanto la sincronía de las animaciones labiales durante las conversaciones, las transiciones entre ciertas acciones (como subir y bajar de monturas) y demás detalles. Pero vamos, que la evolución que ha experimentado esta nueva entrega en su acabado visual en relación a lo vivido antaño es clamorosa.


Lo que se mantiene a un nivel muy similar es su faceta sonora. Dynasty Warriors siempre ha destacado por ofrecer un gran doblaje (en japonés e inglés en este caso, con la ya mencionada traducción en español de los textos) y una banda sonora de corte épico, aspectos que vuelven a gozar de la misma calidad de siempre.


8,0
“Muy Bueno”
Valoración 3DJuegos - Dynasty Warriors 9
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:

Omega Force moderniza por fin su saga musou con una entrega que supone un paso hacia delante definitivo para la misma. El mundo abierto nos proporciona una sensación de libertad jamás experimentada en esta serie, aportando nuevas posibilidades al desarrollo de la aventura. Pero no sólo eso, dado que las novedades abarcan otros aspectos de la jugabilidad así como a su apartado técnico, que se muestra bastante más detallado y avanzado que el expuesto en las últimas ediciones de la serie. Dynasty Warriors 9 es uno de los nuevos referentes dentro de su género, y eso que a pesar de todo sigue teniendo bastante margen de mejora.

Jugabilidad claramente potenciada gracias al concepto de mundo abierto.

El nuevo motor gráfico es bastante más potente que los anteriores.

Numerosas innovaciones: trepar paredes, ciclo día / noche, etc.

Su duración es increíblemente longeva

Gran doblaje en japonés o inglés y traducción en español

Todavía tiene margen de mejora en muchos aspectos jugables

La IA de los adversarios y aliados es mejorable

Idioma: Subtítulos en español y voces en japonés - inglés

Soporta: PS4 Pro y Xbox One X

Comprar

Sé el primero en escribir un análisis
El análisis de los usuarios

Anímate y comparte tu experiencia con el resto de jugadores realizando tu propio análisis tras jugar a Dynasty Warriors 9. Tu análisis y opiniones se publicarán en la revista y serán leídos por muchos usuarios. ¡Lúcete!

Outbrain