Usuario anónimo
Iniciar sesión | Regístrate gratis
Dragon Age: Inquisition
Dragon Age: Inquisition
Fecha de lanzamiento: 21 de noviembre de 2014
 · Plataforma
PCPS4XOnePS3X360
Análisis de los lectores (Dragon Age Inquisition)
8,0

Dragon Age: Inquisition

“Muy Bueno”
(Nota media sobre 9 análisis)
¿Y tú qué opinas?
Escribe tu propio análisis
Análisis de Dragon Age: Inquisition / Opiniones de Usuarios
  • Recientes
  • Por fecha de publicación
  • Más votados
Jhoiver / 8 de febrero de 2015
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
6,5
Discreto

Debio haber sido exclisivo de next-gen

Este no sera un análisis en si solo sera un resumen de mi experiencia y me enfocare en por que no lo compres en old-gen Gráficos: los mas pobres que je visto en xbox 360, se que la tostadora puede mas que esta basura. El cabello es lo peor de todo muy feos Los labios:fuera de si, y eso que ya hay entregas en xbox 360 es una completa decepción gráfica. Escenarios: muy lindos solo desde lejos y tienen unos bajones de fps lamentables y dolorosos. No hay casi nada que se vea bien excepto la iluminación la cual es muy buena. Sonido: no lo he escuchado lo suficiente pero por momento va bien. Jugabilidad: las 10 horas que le dedique en este aspecto no hubo queja. Innovación: hasta donde jugué bastante innovado aunque de la vieja escuela siempre. Carisma: mucha ya que una de las grandes apuestas de este título es que tu lo decides todo por lo que era tu mismo ya que a la vez lo personalizas. Dificultad: 5.5 Duración: dicen que como 70 hr mínimo Por que te lo debes comprar: por que de lo mejor del rpg luego de Dark souls, elder scroll y the witcher sin duda muy bueno pero no en x360 ni ps3 o lo Lamentarás es muy malo no debió haber salido para estas plataforma, yo lo pillar e luego en PC y veremos que sera un gran juego
5 VOTOS
Pedir moderación
Arfonking72 / 10 de enero de 2015
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
8,5
Excelente

Un juego demasiado grande para 360.

Primeras sensaciones tras las primeras 4 horas: Bueno pues anoche ya le metí caña, pasé todo el prólogo y ya estoy en el primer asentamiento ("Refugio"), hablando con la peña y trasteando con la herrería. La impresiones en general son muy buenas, con luces y sombras, aunque más de las primeras que de las segundas. Lo bueno: El juego en sus primeras horas parece una buena mezcla de elementos ya conocidos. El combate y la exploración tiene de todo un poco, con un sistema de lucha heredado de los anteriores Dragon Age pero más ágil y con míltiples opciones. He empezado en "Difícil" y los primeros enfrentamientos han sido intensos y muy divertidos. Mola la libertad que te da el juego a la hora de encararlos, puedes limitarte a aporrear espadazos con el gatillo, a lo "Skyrim", puedes hacer uso de una rueda básica de órdenes, a lo "Mass Effect", o puedes meterte ya en faena con la cámara táctica, más compleja pero que parece tiene muchas posibilidades. Un gustazo, ya digo. La jugabilidad es buenísima, el personaje se mueve que da gusto (saltamos, ¡por fin!) y los compañeros (han reducido las opciones de tácticas para cuando no los manejamos, pero han dejado lo básico) tiene una buena IA cuando combaten sin darles instrucciones concretas, se las apañan bien y no he notado "meteduras de pata". Los primeros enemigos no han resultado difíciles (lógico, era el tutorial) pero este apartado promete. Han cogido de aquí y allá, se nota. Tenemos un sistema de "buscar" en el escenario calcado de "The Witcher" y las conversaciones están calcadas de "Mass Effect". He desactivado los simbolitos de "tono" en las respuestas heredadas de "Dragon Age 2" que no me gustaban nada, así como los indicadores de daño (nunca me ha gustado ver salir "numeritos" de los enemigos). En definitiva, TODO lo referente a la jugabilidad, a la historia y a lo emocional, un diez. El principio es bestial, a la altura de "Eden Prime" en el primer "Mass Effect". Gráficamente, entramos en una zona gris. A ver, estamos hablando de "old gen", pero el juego luce muy bien. No es de "The Witcher 2", puede que ni siquiera "Skyrim", pero hay que compararlos con sus predecesores, y a los dos primeros "Dragon Age" les da mil vueltas. El modelado y las animaciones de los personajes, los escenarios, la luz, todo luce genial, aunque con algunos detalles que chirrían, como el pelo y las barbas, un poco chapucerillos. Pero en general, no hay queja. Es un juego de rol y a mi me sobra, para gráficos apabullantes ya tengo "Max Payne 3" o "Metro 2033". La parte técnica es lo peor. Está claro que era un juego concebido para la nueva generación de consolas y aquí han hecho lo que han podido. Además estamos hablando de 360, con lo que, al depender de DVD, seguramente será la peor versión de las cuatro. Lo más sangrante no son los tiempos de carga, algunos muy largos, o los fallos en la carga de texturas, que son cosas que puedo pasar por alto si el juego me engancha. Lo que es de juzgado de guardia es que el DVD de jugar NO TE DEJE INSTALARLO, ni siquiera tenga la opción, con lo que, muchos años después, tenga que volver a jugar a un juego desde el lector DVD, con el consiguiente riesgo de que se dañe y el molesto ruido. Puedo entender que haya un conflicto de carga de texturas y otras memeces si se instalan ambos dvd´s en el mismo almacenamiento, como ya advirtió Rockstar con "GTA V", pero deberían darte la opción al menos, de instalarlo en otro disco duro o en un pendrive (que es lo que he hecho con GTA y me va como la seda, por cierto). Aparte, no entiendo muy bien eso del conflicto si se instalan ambos dvd´s en el mismo duro, porque entonces, ¿qué pasa con la versión descargable del juego, disponible en Xbox Live? Si lo llego a saber, me lo bajo de ahí, en vez de comprarlo en físico. En fin, y resumiendo: - Lo jugable (jugabilidad, historia, inmersión, posibilidades, personajes, etc) por lo que llevo de momento: un 10. - Lo gráfico (lo bonito que se ve todo vamos): un 7 ( sería un diez si no fuese por algunos fallos al cargar texturas y los pelos, horribles) - Lo técnico: un 3, no le doy un cero porque entiendo el esfuerzo que ha debido ser poder meter ese juego el una 360, pero se lo podían haber currado un poco más (como hizo Rockstar con "GTA V", que me sigue dejando con la boca abierta) al menos en el tema del amacenamiento.
Pedir moderación
Bigjoker998773 / 5 de diciembre de 2014
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
7
Interesante

Bioware no cumple lo prometido en xbox 360

Antes de hacer mi analisis decir que el juego me gusta y estoy bastante viciado, sin embargo hay que ser criptico con el y no porque me lo este pasando bomba ya tengo que darle un 10 o un 9.5, no, para nada, el juego es bueno pero tiene fallos bastante feos, hablando claro esta del de xbox 360, dicho esto procedo a dar mi opinion. En lo referente a si a cumplido sus promesas creo que no todas las han cumplido, tengo una xbox 360 y e visto muchos videos de DAI y es obvio que la calidad no va a ser la misma que en xbox one pero no esperaba para nada unos graficos que si bien no son pesimos podrian haber sido bastante mejores,sobre todo esa molesta carga de texturas cada vez que hay un video o se va avanzando por los mapas, por no hablar de los tiempos de carga entre zonas. No obstante lo que mas me molesta son los cortes en las combersaciones que hay en los videos, se congelan y tienes que omitir el video saltandote partes de dicha combersacion y cuanto mas avanzas en el juego mas frecuente se buelve el problema, y creo que aqui necesita un parche urgentemente. Tambien esta la personalizacion de nuestro personaje y si bien es mas extensa que en anteriores DA y incluso que SKYRIN me decepciona las texturas por ejemplo de los vigotes y las barbas, tambien de algunos peinados, por no mencionar la posibilidad de poder ponerle una cicatriz en cualquier parte de la cara que en 360 la han borrado, algo que no entiendo, cuando incluso en SKYRIN podias ponerle cicatrices a tu personaje, inexplicable. La verdad es que no puedo darle un 10 le doy un 7 solo por lo anteriormente mencionado, en cuanto al argumento principal no creo que llegue siquiera a las 40 horas aunque aun no lo e terminado dada la experiencia que tengo con los anteriores DA y FF y mas juegos de rol y rpgs estoy seguro de que como mucho me quedan 5 o 6 horas, claro 40 o 70 horas si es la primera vezque juegas, porque si ya sabes por donde ir y donde estan las cosas el tiempo se reduce considerablemente, por eso digo que el argumento principal no dura 40 hotas. Aun a si el juego tiene muchas misiones secundarias y eso es lo que mas vida le da al juego, pero me decepciono la personalizacion de feudo celestial decian muchas cosas pero en verdad no son tantas, cortinajes, vitrinas, estandarte, cama, blason y tres modificaciones mas como torre de templarios o magos, zona de entrenamiento o de curas a los refugiados, y jardin de meditacion al hacedor o de relajacion y sociabilidad esas son las unicas personalizaciones que se puedan hacer en el castillo, y mientras un muro medio derruido que no se puede reparar, una carcel que tampoco se puede tocar y de mas zonas que estan porque tienen que estar. Las comversaciones con los personajes que nos acompañan son interesantes pero cortas, decian que tendrian muchos dialogos y la mayoria las han puesto cuando vamos con ellos por los mapas, y si bien la interaccion entre los personajes que nos acompañan son divertidas creo que podrian haber puesto mas dialogos con nuestro personaje principal. Algo que me gusta mucho es el haber incluido al campeon en la historia, no es que aparezca mucho pero nos da la posibilidad de darle el aspecto que nosotros queramos, pero por otro lado tenemos al heroe de ferelden el cual apenas si se menciona y nada de intentar encontrarlo como mucho establecer contacto con el en la mesa de guerra para que te de un objeto de regalo. En cuanto a la jugabilidad si bien es bastante buena el aspecto estrategico dista de ser lo prometido ya que en DAO podias asignar a tus personajes bastantes acciones segun les fuera en los combates, en DAI es bastante mas escaso aunque sobre el terreno esta bastante aceptable creo que podria haberlo hecho mejor. Por lo de mas esta a la altura, no tanto el sonido, ya que la banda sonora es buena tiene algunos problemas grabes, por ejemplo cuando vas por las cienagas yo al menos tuve un problema y es se me fue completamente el sonido de todo, musica, efectos de sonido cuando golpeas,en fin todo, tube que apagar la consola y volver a encenderla, y aun con todo el sonido va y viene en practicamente todo el juego, a de mas es un problema que se va acrecentando cuanto mas avanzas. Algo muy positivo son los combates con los dragones, son ESPECTACULARES a de mas de tener cada uno su propio tema musical sencillamente genial, otra cosa buena son los romances, si bien te da la posibilidad de tener un romance con todos los personajes que nos acompañan en funcion del tipo de personaje que hemos creado, incluso con alguno que no nos acompaña creo que esta bastante bien, sin embargo creo que son un poco cortos. En lo referente a innovacion, han innovado el tema de las personalizaciones, como el personaje principal, la posibilidad de crear armas y armaduras y las partes de estas como grevas y guanteletes, poder darle al campeon la apariencia que queramos, y la personalizacion de feudo celestial, que si bien me decepciona un poco, menos es nada, la banda sonora no es genial como la de ME2 pero tiene sus momentos, la jugabilidad es bastante buena, mejor que la de DA2,aunque a mi personalmente me gusto mas la de DAO ya que podia coger un picaro y darle no solo la destreza que le toca sino tambien puntos de fuerza como para superar por ejemplo e esten y asi poder llebar la armadura de huesos de dragon grande. Los graficos, en xbox one fantasticos en xbox 360 deplorables peor incluso que en skyrin. Bueno este a sido mi analisis, es mi opinion y se que no todos estaran de acuerdo, aun con to no me arrepiento de haberlo comprado, y probablemente lo volveria a hacer,sin embargo creo que bioware no a cumplido con todo lo prometido y el juego tiene bastantes fallos como ya e mencionado, espero que saquen parches cuanto antes o mucha gente se va a mosquear incluido yo.
Pedir moderación
Xboxsiempre / 5 de diciembre de 2014
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
10
Inolvidable

Game of thrones y dragon age se fusionan

Voy hacer breve es exelente!! nivel grafico artistico la historia! es como tener un juego de game of thrones ojaal hubiera uno asi pero tenemos el dragon age!! es sublime y magico a seguir jugandoooo!! fggdfgdfgdgdgdgdgdgdgfdgdgdgdgdgdgdgdgdgdgdgdgdgdgdgdgdgdgdgdfgdfgdfgdfgdgdfgdfgdflkgjdlkfsghlñdkhglkdhglkdfgñdfnhñglhdflkbgldk{fbglk{dfnlodfgh{dfnhgl{kdfnh{gbndfgnpd{fnb{pdhbnpdnbpdjbpdnbp}djbg}pdobnpdibjp}dbjpdbn}pdjbpdnb}pdjb}pdsnb}pdb}pdnbpdgjb}pgnb}pdfnb}pbggbnfghbddfgdfgdfgdfgdfgdfgdfgdfgdg
Pedir moderación
Ronald10CDL / 27 de noviembre de 2014
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
9,5
Imprescindible

Armonía depurada

La octava generación va avanzando poco a poco, tanto en términos de innovación tecnológica y gráfica como en calidad de videojuegos propiamente dicha, pero sigue su rumbo. En esta ocasión es necesario hacer énfasis en este último aspecto, ya que Dragon Age: Inquisition representa no sólo uno de los más firmes candidatos a juego del año sino que también se encuentra entre las mejores experiencias de la que ahora es la actual generación. BioWare se destacó en su momento con Dragon Age: Origins de forma sobresaliente, y luego decepcionó a muchos con un Dragon Age II que halla en su percepción múltiples opiniones contrariadas, mas lo cierto es que con esta última entrega han encontrado el equilibrio perfecto entre todo aspecto positivo de ambos juegos, logrando así el título más completo de la saga en líneas generales y convirtiéndose en un claro punto de referencia para cualquier RPG de las proximidades que aspire a un lugar dentro del género. Inquisition se sitúa tras los sucesos desarrollados en Kirkwall, en una Thedas sumergida en serias divisiones socio-políticas. Los Templarios han perdido su poder sobre el Círculo de Magos debido a la rebelión de éstos comenzada en los tramos finales de Dragon Age II -del cual guarda una gran relación argumental-. Con el pasar de los años, las rupturas se han vuelto más marcadas causando la disolución total del Círculo (y, por consiguiente, que todo mago existente sea un apóstata) y el claro sentimiento de remordimiento por parte de los Templarios canalizados a través de sus ganas de encerrar a todo hechicero posible. Dada la tensión existente en todo rincón de Thedas, la Divina Justinia V, máxima representante de la Capilla, encuentra en el Cónclave, reunión en el Templo de las Cenizas Sagradas entre ambos bandos para lograr la pacificación, la mejor manera de solucionar la mala situación que se vive. Sin embargo, un extraño corte en el cielo conocido como la Brecha produce estragos en las proximidades, con consecuencias que afectarán toda la historia del juego. Establecido el contexto, y en aras de la búsqueda de paz, nuestro personaje coopera con unos viejos conocidos para desarrollar la Inquisición, un extinto grupo que buscaba, ante todo, restablecer el orden en momentos de necesidad haciendo todo lo que se requiera para lograr tal fin. Nuestro rol, claro está, es de suma relevancia puesto que, además de ser los líderes de la mencionada organización, somos los únicos con la capacidad de cerrar las distintas brechas que dan conexión al mundo con el Velo, impidiendo la entrada de demonios al plano físico. En un principio ésa es nuestra verdadera misión, pero el desarrollo de la trama irá tomando nuevos rumbos no porque nuestros fines cambien sino porque lentamente iremos realizando descubrimientos que nos ayudarán a comprender todo lo relacionado a las situaciones que se están viviendo. Lo que en un principio simplemente parece el típico desenvolvimiento rolero acaba por tornarse en algo mucho más profundo, siempre mostrándonos a través de perfectas conexiones y conjeturas que no todo es lo que parece. Uno de los problemas que tuvo Dragon Age II es la falta de enfoque que ostentaba su campaña principal. La meta de nuestro avatar siempre era inconclusa y nunca encontrábamos un fin definido por el cual seguir adelante. A diferencia de ello, Inquisition logra magníficas relaciones entre los objetivos principales que se nos presentan a lo largo de la campaña, modificando constantemente nuestro próximo movimiento pero siempre bajo un mismo telón de fondo. Al mismo tiempo, el plano argumental de este Dragon Age no sólo destaca por esa grandiosa mejora sino también, en términos generales, estamos ante una obra bastante redonda. Ya sea la premisa, el contexto, el desarrollo o los giros de guión, todas las propiedades con las que cuenta su historia no pueden catalogarse bajo adjetivos que no sean positivos; sumados al regreso de grandiosos personajes -aspecto que se extrañó de Origins-, y las interesantes relaciones entre ellos y nuestras decisiones, logran que Inquisition se establezca firmemente con un apartado narrativo formidable, sólido en toda característica. Otro de los motivos por los cuales se criticó mucho a su predecesor es por la casualización de su jugabilidad. Origins fue un título catalogado como clásico, uno que intentaba emular el estilo tradicional del género RPG, y por el cual fue sumamente alabado. Sin embargo, Dragon Age II optó por un camino que se centraba más en la acción que en el rol propiamente dicho, lo que gustó a varios y molestó a muchos. BioWare aprendió de sus errores, logrando que Inquisition encontrara un equilibrio armonioso entre lo inmersivo e interesante del rol puro y lo entretenido y adictivo de la variante A-RPG, con combates fluidos y divertidos de llevar a cabo pero con grandes dotes de táctica y planificación, uniendo los puntos que más gustaron de las anteriores entregas. Sin mencionar, por supuesto, todas las otras mecánicas con las que cuenta ya que, como es habitual en la compañía canadiense, le dan suma importancia al mundo en que se desarrollan sus juegos sin olvidar las incorporaciones de los últimos tiempos que poseen los títulos más queridos del género, siendo así un título tan clásico como vanguardista. Una de las principales características que destaca tanto de Inquisition como de la saga en general es a lo que a su mundo se refiere. Y he aquí una de las mejores incorporaciones de toda la obra ya que, a diferencia de sus predecesores, es de mundo abierto. El planteamiento basado en la libertad le sienta muy bien al estilo de juego porque se une a la ‘potestad’ que nos dan en lo relacionado a lo argumental, alcanzando una muy buena sensación de inmersión, de tener la capacidad de influenciar en todo rincón tanto de Orlais como de Ferelden -ciudades en las que se desarrolla-. Ya son varias las ocasiones en las que se ha comparado esta estructura con la de Skyrim, y razón en sí no falta en demasía, pero más allá de lo similares que son en todo el poderío que hacen sentir a sus usuarios dentro de sus magnificentes mundos, la obra de Bethesda tiene planteamientos distintos a la de BioWare; el primero dando mayor relevancia a la diversidad jugable y el segundo hallando una calidad simétrica en muchos ámbitos. Este Dragon Age cuenta con una numerosa cantidad de mecánicas, algunas nuevas y otras que reaparecen, concretando un cuantioso contenido que se hallaba parcialmente en Origins y que se añoró bastante en Dragon Age II. En términos de duración es probable que pocos, por no decir ninguno, logra alcanzar los listones de Bethesda, sin embargo, Dragon Age: Inquisition alberga una gran gama de actividades, extendiendo la vida del juego un doble, y hasta un triple, de lo que podían ofrecer sus antepasados. Mayor número de secundarias, extensa duración de la campaña principal, un muy generoso árbol de habilidades para las tres clases disponibles -de las que se destaca el número de variaciones existentes, algo realmente destacable-, los cambios que producen nuestras decisiones incitándonos a pasar el juego una segunda vez afrontándolo con otra perspectiva… puede que los Elder Scrolls, Fallout 3 o Diablo 3, todos grandes títulos, almacenen en su haber una duración indeterminada, pero la longevidad de Inquisition es proveída no sólo por sus mecánicas en sí sino por la sumatoria que representan todos los aspectos de los cuales tenemos control. Las sensaciones protagónicas que producen el máximo albedrío posible se agradece gracias a su pertenencia al género RPG, uno que existe por y para la inmersión ejecutando un rol determinado, aspecto que Inquisition domina de maravilla. Entrando en materia específica, cabe destacar que la estructura meramente combativa de este juego no cambia en demasía respecto a sus predecesores, tan sólo aplica lo mejor de cada una. El hecho de que un gran número de habilidades haga reaparición es ejemplo de ello pero, en aras de lo mencionado anteriormente, se siente de forma distinta. La cámara táctica, las debilidades de los enemigos y de nosotros mismos, la buena distribución de los poderes al igual que su oportuna ejecución y la constante necesidad de tomar las distintas perspectivas del campo de batalla a través del cambio personaje -factor seriamente mejorado-; en unión con la fluidez de las batallas, el considerable número de enemigos de cada una y el entretenimiento que todas suponen, logran crear en Inquisition el mejor y más equilibrado sistema de combate de toda la saga, con una dificultad más que destacable y retadora y con cotas de diversión inconmensurables. Especial mención para las batallas contra jefes finales y enemigos únicos, en las cuales todos los puntos comentados con anterioridad se ven sumamente exponenciados. Por otra parte, existe la inclusión de una nueva mecánica cuya razón de ser se halla en el argumento, siendo la primera el motor de este último. Inquisition posee una estructuración de misiones poco común -distinta, no mala-, aunque cada una bien diferenciada de las otras. Dicha mecánica se trata del Consejo, que se refiere a al reunión del alto mando de la Inquisición para llevar a cabo los próximos movimientos en contra de las adversidades. Existen misiones principales ajenas a la necesidad de dicha situación, pero éstas se realizan con el único fin de alcanzar requerimientos específicos, sean argumentales o de otros ámbitos, para poder proceder con las verdaderas misiones principales que sí requieren de una previa planificación con el Consejo -las cuales se destacan por tener encima un símbolo de la Brecha-. Luego están las misiones secundarias, algunas con relación al argumento principal pero nada relevante más allá del conocimiento y de la obtención de nuevo equipamiento y niveles, al igual que muchos otros objetivos varios, ya sea la reclamación de localizaciones o la utilización de estandartes como simbolización del descubrimiento de la Inquisición sobre una zona específica. El Consejo toma una importancia que trasciende de lo argumental y de su trabajo como motor para su desenvolvimiento, ya que ellos son el equivalente al ‘centro de operaciones‘ del cual hacemos uso. Gracias a ellos es que podemos descubrir nuevas localizaciones, al igual que ordenar a las tropas de la Inquisición que se desplacen de un lugar a otro ya sea por información o por ‘bienes’, logrando así expandirse. Cabe destacar esto último, ya que la expansión de la Inquisición es uno de los aspectos en los que más se centra todo el juego, tanto del lado de la jugabilidad como de la historia. Por el lado de la trama ya está determinado, y por el lado de sus mecánicas toma una importancia igual de relevante. A través de la realización de misiones principales, el cierre de las múltiples brechas que hay en todas las zonas, la culminación de misiones secundarias, el asentamiento de campamentos a lo largo de las tierras o el descubrimiento de localizaciones especiales son algunas, de muchas, actividades que aumentan el número de Poder que poseemos. Este poder es el aspecto que nos permite desarrollar las ‘verdaderas misiones principales’, ya que representa el aumento del poderío de la Inquisición y, por consiguiente, la capacidad de llevar a cabo nuevos objetivos más complicados. Se consigue de las maneras que ya se ha mencionado, y es mediante su uso que podemos descubrir nuevos mapas y nuevas misiones, cada uno con su coste de Poder determinado que varía dependiendo de qué tanto hemos avanzado en el juego. Asimismo, los factores que relacionan al argumento con la jugabilidad siguen apareciendo, entre ellos los miembros del grupo. Como recordamos, tanto Dragon Age: Origins como Dragon Age II hacían uso de tres compañeros para recorrer el mundo y combatir, e igual es en Inquisition, con la única variante que representa el que, dependiendo de nuestras decisiones, algunos nos dejarán de ser opciones para elegir. Existe una gran cantidad de diálogos en los cuales suelen aparecer enunciados que explican la aprobación o desaprobación de nuestros compañeros según el camino elegido y, si constantemente realizamos acciones que contrarían la opinión de un personaje en específico, éste dejará de estar disponible para su elección jugable. Una mecánica similar fue establecida vagamente en su predecesor, sin embargo, la profundidad que se le da ahora, al igual que a las relaciones en general, es mucho mayor, llegando a existir la posibilidad de afectar la estabilidad lograda a través de la combinación de nuestros aliados en el combate, logrando una gran sensación de inmersión. E igualmente sucede en lo puramente argumental, ya que la ‘constancia’ en no elegir lo que ciertos compañeros esperan harán que éstos vean y transmitan las situaciones de una forma distinta. Los componentes RPG’s más usuales también hacen su aparición. Los mercaderes, dentro de un juego del género, son inevitables, y su presencia, tomando en cuenta la increíble cantidad de ciudades, es bastante cuantiosa. Ésto nos lleva a hablar del equipamiento, elemento característico de títulos de esta estirpe, el cual recibió duras críticas en la entrega pasada dada la negligencia aplicada en él, aspecto que cambia, y mucho, para bien. Volvemos a tener la potestad de cambiar todo el armamento tanto de nuestro avatar como de aquellos quienes nos acompañan, al igual que determinar sus habilidades en función de nuestras necesidades, para volver al buen sentido de personalización que se tenía en Origins. La variedad de armas y armaduras, tanto en tipos de éstas como de variantes propiamente dichas, es la mayor vista de la saga, cada una con sus opciones propias y específicas que pueden llegar a determinar nuestro desempeño en combate. Todas cuentan con propiedades únicas que determinan su estilo, otorgándonos la capacidad de variar en si necesitamos mayor ataque, mayor cantidad de maná/vigor, más vida, etc. Es necesario recalcar la aparición de otros nuevos aspectos como la ausencia de vida regenerativa, las características relativamente sandbox que alberga cada específica localización (ya que el mundo se divide en un mapa ‘global’) y, sobre todo, de las reconocidas ramas de herrería,herbología y encantamientos, logrando la primera un desarrollo mucho más completo y complejo; la segunda con una mayor posesión de variantes en pociones y componentes; y la última con mucha más relevancia y notoriedad, estética y jugable, de toda la saga. La exploración merece un párrafo, y hasta una entrada en el códice, aparte. Dentro de lo que cabe, ambos quienes precedieron a Inquisition otorgan libertad jugable, pero el nivel que muestra este título es destacablemente mayor. No es sólo el hecho de que, en sí, el mapa total es mucho más grande, sino que también cada división de éste posee hace que resulte increíble el que únicamente sea una pequeña parte de un todo. Todas las zonas, descubiertas previamente a través del Poder obtenido y de su respectiva organización con el Consejo, poseen sus propias ciudades, mazmorras (destacando que todas son, usualmente, únicas), misiones, enemigos, coleccionables, estética, brechas y párese de contar. A efectos básicos, cada zona es un mundo distinto, y el recorrerlas a pie para así descubrir todos los secretos que esconden es una de las mejores y más inmersivas experiencias que se puede vivir dentro del juego. Y es que hasta somos capaces de, a través de nuestras acciones, cambiar toda la esencia física de los escenarios, logrando desbloquear nuevos diálogos, misiones y, cómo no, estampas visuales frescas y magnificentes. Es igualmente necesario mencionar que, estructuralmente, cada uno alberga las mismas acciones secundarias sólo que con sus respectivas variantes, mas de una forma u otra no logra causar ninguna sensación de monotonía y, en el caso de que se dé, es fácilmente erradicable gracias a todas las opciones a nuestra disposición. La progresión del personaje, por su parte, es lo que ha cambiado considerablemente, al menos dentro de uno de sus aspectos más importantes. Subir de nivel se ha tornado más complicado, pero lo realmente interesante es la desaparición de la distribución de los puntos hacia los atributos. Es decir, ya no somos los que vamos a decidir nuestros niveles de Astucia o Constitución, por mencionar dos ejemplos, sino que éstos, al igual que los demás, serán determinados tanto por nuestro nivel como por las opciones proporcionadas por nuestro equipamiento. Acaba por ser un factor neutral, en el sentido que puede agradar a aquellos ajenos al género y que hallen dificultad en la buena creación de un personaje y es probable que disguste a aquellos puristas que gustan de crearse sus propios estilos jugables. Lo cierto es que ambas perspectivas son justificables, y lo bueno es que aún somos capaces de determinar nuestro estilo a través de un árbol de habilidades mucho más variado y enfocado en relación a qué papel queremos desempeñar en la batalla. En la posición de magos, podemos cumplir funciones de curación y similares o de ataque puro, al igual que siendo guerreros tenemos la capacidad de enfocarnos en resistir muchos golpes, o el ser pícaro y decidir si queremos utilizar dagas, arcos o hasta trampas. Dragon Age: Inquisition no es uno de los títulos más completos de todo el año, y del género, por albergar mucho contenido, sino porque cada aspecto perteneciente a él está desarrollado de la mejor manera posible, logrando una variedad abrumadora -de forma positiva- y que es de agradecer en todo momento. Por otra parte, el nivel gráfico que el título en cuestión ostenta es más que benevolente con el usuario, adjetivo destinado en su mayoría a su magnífica dirección artística. Aclarando que la versión analizada es la de Xbox 360, la calidad vista en las consolas de pasada generación dista de sus ‘hermanas mayores’ y de PC, mas sigue siendo un juego gráficamente complaciente. En este aspecto, las definiciones faciales albergan muy buenos rasgos y, claro está, mostrando el mejor nivel en toda la saga. Sucede también con el sistema de personalización presentado al comienzo de cada travesía, el cual es mucho más entero en lo que a términos de posibilidades se refiere al igual que a las exposiciones de éstas. Sin embargo, no caben dudas al respecto que es la mencionada ambientación el factor que posee el título de lo más destacado dentro de todo el apartado, jactándose de un nivel asombroso y digno de las mejores obras del género. Sigue fielmente la línea de Dragon Age en lo que a estilo de enemigos respecta, con una característica y marcada variedad, sumados a unos parajes soberbios de los cuales no sólo disfrutaremos en lo visual sino también las influencias que podemos tener en ellos. Estando dentro de un juego de rol, si existe la capacidad de tan sólo perder horas y horas caminando y apreciando la belleza de los paisajes, es porque algo se está haciendo bien, e Inquisition hace uso de esta ‘filosofía’ a la perfección. Es una verdadera desgracia que, tomando en cuenta las bondades anteriormente mencionadas, BioWare no haya podido haber conseguido lo propio en lo tecnológico, al menos en las consolas de la séptima generación. Claro está que es una situación que cambia dependiendo de la plataforma utilizada, pero hay ciertos errores imposibles de obviar que pueden arruinar de manera considerable ciertos momentos. Tan sólo aspectos como la grandiosa sincronía labial o las animaciones dentro del combate son aquellos que se pueden caracterizar bajo positivos, puesto que todos los otros elementos no corren con tanta suerte. Las pantallas de carga son extensas hasta la saciedad, el tiempo de respuesta a ciertos diálogos se torna excesivamente largo, los enemigos y los personajes en sí sufren bugs en relación al espacio, la carga de texturas toma un tiempo desmesurado… También encontramos otros fallos como la aparición del popping -constante, pero hasta cierto punto justificable-, al igual que podemos hallar algunos puntos que cumplen como la calidad visual de los efectos, la IA y la distancia de dibujado, sin embargo, y si bien se agradecen, los aspectos negativos son tan usuales que se vuelven realmente molestos, llegando a ser el único punto bajo de toda la obra. La tecnología es el caso totalmente opuesto al sonido, el cual se suma al apartado gráfico para lograr un nivel audiovisual envidiable con una hermosa armonía. En su individualidad, hablamos de una calidad de doblaje -sólo al inglés, con subtitulos al español- que hace justicia al grandioso nivel que siempre ha tenido la saga, utilizando distintos tipos de acentos y, todos, con un gran sentimiento. BioWare siempre ha utilizado variantes británicas y estadounidenses para la saga, y en las tres ha alcanzado gran aptitud. Los efectos también hacen una buena aparición, lo que es habitual no únicamente en esta trilogía sino que también en otra muy conocida, pero es en la banda sonora que, junto a las voces, donde podemos apreciar la mejor faceta sonora de la obra. Origins gozaba de magníficos temas, y Dragon Age II hacía lo propio pero con severa falta de protagonismo, y ahora Inquisition se debe enorgullecer no sólo de sus maravillosas tonadas sino que, al mismo tiempo, de las indescriptibles sensaciones que transmiten. Estamos ante un videojuego cuya mejor cara es aquella en la que todos los aspectos se unen en sinfonía, y cuando eso sucede podemos estar tranquilos de que siempre estará un tema esperándonos para exponenciar los sentimientos que ya de por sí la historia, la jugabilidad y la ambientación van a causar. Lo mejor + El argumento es magnífico en todo momento y siempre mantiene al jugador expectante del próximo movimiento gracias a los múltiples giros de guión. + La relación entre los personajes es mucho más profunda. + Las mecánicas toman lo mejor de ambos predecesores para lograr la jugabilidad más completa, equilibrada y de mayor contenido. + El nivel que ostenta la dirección artística es asombroso. + Las voces son magníficas y la banda sonora es para el recuerdo. Lo peor - El nivel tecnológico que posee es realmente irregular. En conclusión, no hay nada más para añadir, Dragon Age: Inquisition se alza con el título de obra maestra y serio candidato a juego del año. BioWare canaliza toda su experiencia, entre aciertos y errores, en una única obra que sólo nos permite decir: bravo. Un sello característico, junto a magníficos recuerdos, es lo que quedará en la memoria de aquellos que se embarquen en esta grandiosa travesía, una de las entregas más completas de todo el género y, por qué no, de lo mejor que tiene toda la octava generación.
15 VOTOS
Pedir moderación
AChassin / 25 de noviembre de 2014
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
10
Inolvidable

Dragon Age

Le pongo un 9 pero en la valoración le pongo 10 para equilibrar la calificación en general del juego porque hay quien le ha puesto una nota baja cuando no lo merece. Bueno ahora puedo decir que este es el mejor Dragon Age de los 3 mejorando varios aspectos de los anteriores. El juego comienza muy lento pero conforme avanza se vuelve más interesante cada vez. La jugabilidad es muy entretenida y adictiva. El mundo es gigantesco y puedes tardarte muchas horas explorándolo todo y el combate parece ser un híbrido entre el Origins y el 2 pareciéndose más a éste último. Por ahora el único pero que yo tengo son los gráficos que sufrieron una gran devaluación en las versiones Xbox 360 a comparación de las del One. Aún así siguen siendo mejores que los de DAO y DA2.
1 VOTO
Pedir moderación
Solidus85 / 25 de noviembre de 2014
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
8,5
Excelente

¿Bueno?, ¿Malo? todo depende con el cristal con que se vea

Bueno es el primer analisis que hago de un juego en mi vida pero tratare de hacerlo lo mejor posible. Tengo apenas 30 horas jugando Dragon Age Inquisition y les puedo decir que es un juego que me ha gustado mucho, pero que sin duda tiene muchas carencias (al menos en la consola xbox 360) que no pasan desapercibidas pero que pueden ir desde tolerables para algunas personas (como yo) hasta personas que lo pueden tirar a la basura. Graficas 6/10: Sin lugar a dudas las graficas me parecieron horribles, desde la creacion de personaje, en donde aunque te dan varias opciones para modificar tu personaje, es todo un engaño, puesto que ya cuando empiezas a jugar, te das cuenta que el pelo parece como si te hubiera lamido un burro o te pusiste moco de gorila en el cabello. Ademas de que la textura grafica de las armaduras a veces sale toda plana y tarda en modificarse por tanto parece que los personajes estan hechos de plastilina. El juego tiene varios glitches graficos que me parecen insignificantes como por ejemplo en las cutscenes, de repente estas caminando platicando con casandra y de la nada desaparecen los dos y aparece un guardia en su lugar, pero el dialogo continua como si estuvieran hablando atras del guardia, en fin graficamente el juego deja mucho que desear pero como soy de la epoca del nintendo y el super nintendo no me interesa mucho. Historia 9 o 6/ 10: Pongo esta puntuacion por que depende de si has jugado desde origins. Si eres fan desde el primer juego la historia me ha parecido muy buena como se ha ido desarrollando y hasta donde ha llegado. Como empieza primero con la historia del grey warden y los darkspawn y luego deciden en el segundo juego en borrar por completo ese asunto, es decir ya paso la blight ahora hablemos de otras cosas y es lo que sucede con kirkwall te ves inmerso un poco mas en la politica de lo que es thedas y con problemas "menos serios" de lo que es una blight (ruina en español creo que se dice) y termina con un asunto inconcluso que es la guerra magos contra templarios. Como punto aparte debo decir que la historia de la magia y la fade se me hace algo muy original con respecto a otros juegos, por lo general los magos son superpoderosos y no le deben explicaciones a nadie, pero en el mundo de dragon age por fin sale algo nuevo, si siguen siendo poderosos pero ahora son un peligro para la humanidad y hay que encerrarlos :D. Por ultimo en el tercer juego continua el asunto de la guerra magos contra templarios pero solo un rato ya que despues llega un evento que los afecta a todos (no no es otra blight) y entonces vuelve a cambiar la historia del juego. A mi parecer se ha desarrollado por buen camino la historia sin volver a lo anterior y si se hace nomas un poco para dar pie a mas historia nueva. Lo malo es que si no eres fan o no has jugado los anteriores juegos, la historia parece mal escrita y si parecida a oblivion XD. Sonido: 7/10 No hay mucho que decir del sonido, en general esta aceptable pero baja la puntuacion por los problemas que hay de que derepente se va la musica o no se escuchan los golpes, pero es un problema que bien puede ser resuelto con parches. jugabilidad: 9/10 La mecanica del juego me ha gustado mucho, sobre todo la camara tactica, es cierto que si la usas en cada pelea puede resultar altamente intolerable, pero si la usas en batallas de jefes o el dragon de hinterlands, en el momento que lo derrotas, sabes que estas listo para ser todo un napoleon bonaparte en cuanto a tacticas se refiere, te da gusto todos los movimientos que hiciste en esa increible batalla. Ahora si no eres fan de la camara tactica tambien disfrutas muchos las peleas lo malo es que tienes que estar cambiando de personaje para poder activar las habilidades que quieres. El sistema de Lock on al principion esta un poco complicado por que eso de estar cambiando de blanco con el stick derecho resulta incomodo sobre todo cuando matas al personaje al que le hiciste lock on y quieres cambiar y te das cuenta que ya no se puede tienes que volver a hacerle lock on y oh sorpresa no esta frente a ti, sino que esta de lado y hay que cambiar la vista de la camara. Terrenos y busquedas 9/10: Hay varios mapas muy buenos, se nota que se esmeraron en hacer un mundo abierto que tenga muchas cosas por hacer, apenas llevaba 15 horas y todavia me faltaban cosas por hacer en el primer mapa llamado hinterlands, asi que en cuanto a eso me ha gustado mucho lo que propusieron Conclusion: Bueno me faltaria todavia hablar de mas cosas, pero es mi primer analisis asi que lo dejare ahi, dragon age inquisition es un buen juego en general si puedes aceptar los malos graficos que tiene, ademas esta hecho para personas que les gusta un buen nivel tactico no gente que solo le gusta apretar el boton como todo un hack slash. La historia si le das tiempo es bastante buena y como recomendacion no intenten hacer todas las busquedas de un solo lugar antes de seguir con la historia, el juego esta hecho para que verdaderamente explores y explores pero no siempre en el mismo lugar y que sigas la historia de forma paralela, es decir....... LARGATE DE HINTERLANDS!!!! ve a otros lugares no nomas te quedes ahi :D.
4 VOTOS
Pedir moderación
Diazbj / 24 de noviembre de 2014
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
7,5
Bueno

''¿Tripas dentro, o tripas fuera?, como Judas''

En tiempos del Rey Cailan, que combatía engendros tenebrosos a las puertas de Ostagar, nos encontrábamos con un personaje que tenía una historia, un personaje al que podíamos dar vida desde sus orígenes, ya fuese un noble enano de Orzammar o un elfo vagabundo de Denerim, lo que quisiéramos. DA Inquisition contempla el mundo desde los ojos del Inquisidor, un personaje al que daremos vida a partir de un pobre principio, un inicio de lo que parecía ser una historia memorable, épica y legendaria. Comenzamos nuestra andanza creando nuestro Inquisidor, ya sea un humano, un elfo, un enano..., o un qunari. Cuando escuché por primera vez que los qunaris estarían disponibles en DA Inquisition se me iluminaron los ojos, y cuando por fin me disponía a caracterizar mi personaje, me encuentro que la figura que yo recordaba de un qunari se había perdido, fragmentado y humanizado..., recordé con cierta decepción al Arishok de DA 2 y vislumbré un qunari mas humano que qunari. Tras la breve puesta en escena, nos encontramos con un basto mundo, tan basto, gigantescos mapas repletos de misiones y de todo tipo de criaturas nos aguardan para hacer que perdamos la cabeza por incansables caminos y pedregosas cordilleras. Un inciso importante sería decir que los tiempos de carga de este juego pueden ser realmente incómodos, así como esas pequeñas cartas que nos aparecen mientras cargamos, con información de utilidad dentro del juego, que desaparecen tras breves segundos. DA Inquisition trae centenas de novedades, como la posibilidad de tener nuestro propio establo en el que descansará, de no ser requerido nuestra fiel montura, a la que podremos ''invocar'' en los mapas. Nuestros fieles compañeros ahora pueden cambiar su atuendo y su armadura, como obviaron en DA 2. El campamento nos ofrece un sin fin de posibilidades, como la personalización de nuestras armas y armaduras. Nuestros compañeros estarán dispersos por la zona y podremos hablar con ellos en cualquier momento. Este juego prometía demasiado y en mi opinión han descuidado demasiado las entregas para XBOX 360 Y PS3, ya que la calidad gráfica desmerece totalmente el juego, llegando a cambiar brutalmente las texturas mientras nuestro personaje conversa, o estar cubierto de sangre de nuestros enemigos que parece un parche en nuestras ropas. En mi opinión, los gráficos de este juego me habrían convencido de no comprarlo, de haberlos visto antes. ¿De verdad merecemos tan poco aquellos que no tenemos la XBOX One o la PS4?. La jugabilidad del juego es bastante sencilla, fiel a la línea de DA, con un pequeño menú de combate el la parte inferior derecha, simple y eficaz, y aquí una gran novedad con respecto a anteriores juegos, nuestro Inquisidor ¡SALTA!, si, nuestro personaje podrá solventar ciertos obstáculos en el camino saltando, esto para mi es un punto a favor. Bueno, creo que ya me e extendido bastante en mi análisis y no quisiera hacer demasiados spoilers. Si tuviera que dar una nota del 1 al diez, desde mi punto de vista y teniendo en cuenta todos los pros y contras, creo que podría decir que Dragon Age Inquisition se merece un 7/10, dado la pobre calidad de los gráficos. Cordiales saludos. ''Tripas dentro o tripas fuera, como Judas... está usted confuso..., oh, yo decidiré por usted... Hannibal Lecter
1 VOTO
Pedir moderación
CondeVonHalle / 24 de noviembre de 2014
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
4,5
Malo

Vuelta al pasado

Con ilusión me compré el DAI después de dos meses jugando al Destiny....Jugué al 1 y disfruté, jugué al 2....me gustó, y me dije....voy a comprarme el 3....tiene una notaza...que decepción. Mi opinión es de Xbox360, no se cómo se verán en las nuevas plataformas...pero seguro que muucho mejor. La diferencia debe ser abismal porque en 360 es horrible. Es como jugar al DA1, es decir, gráficos desfasados. La creación de personaje es de risa...o te haces un humano calvo y sin barba o te tienes que crear un Qunari....los pelos siguen siendo un defecto en la antigua generación y en Dragon Age duelen los ojos al ver un bigote. Tengo que confesar...he jugado poco más de dos horas y no me ha enganchado en absoluto. Ya sabréis algo de como empieza la historia....eres un tipo que puede y tiene que cerrar portales (cofcofOblivioncofcof).....vuelve la puñetera lucha entre magos y templarios (por favor, no se cansan ya de esto? es que no hay nada más que la magia de sangre, los templarios, bla bla bla bla)....Witcher es un mundo complejo, lleno de intrigas..desde el primer juego tooodo se centra en lo mismo...que pesadilla , que obsesión. Anda inventate algo por favor Ver como se crea el mundo a tu paso es de pena. Vas andando y van surgiendo piedras y matojos (como Atila, pero al revés). La nieve...ah no...la nieve no se transforma, sigue siendo un trozo blanco en el suelo sin forma. Cuando saltas....se crea una nube bajo tus pies....y que salto! da pena ver saltar a los personajes. Ya el caballo no te digo....que cosa más torpe, que andares....en Age of Conan el caballo estaba medianamente bien hecho....en Dragon Age es un bloque de piedra entre tus piernas...muy mal....muy poco elegante. Pero puedes ir a una parte del mundo descubriendo cosas.....hojas de papel que te aburres de leer....grupos de enemigos que te aburre solo pensar en pelear con ellos. Las misiones que me he encontrado son insulsas, las conversaciones....aburridas. El inventario....ay el inventario....el de Dark Souls es preciosista comparado con este. Iconos minúsculos....diseños horribles... Las habilidades.....es lo único que tiene un pase....pero vamos, igual que todas las anteriores partes....ser un mago es terriblemente aburrido. En Dragon Age han intentando hacer un mundo más complejo ya que su segunda parte fue pasillera....pero no han conseguido ninguna novedad. Tiene todas las mecánicas de un mmorpg SIN SERLO....y fin. Personalmente, pasarme 40 horas haciendo misiones de mierd* para escuchar una historia rancia y manida me leo un libro. Yo no lo recomiendo y voy a venderlo. Y soy un fan de Dragon Age y de los juegos de Rol....pero hay muchos en el mercado que se merecen una oportunidad (cofcofDivinity).
2 VOTOS
Pedir moderación
Escribe tu análisis
El análisis de los usuarios
Tienda
Dragon Age: Inquisition

¡No busques más! te ofrecemos el mejor precio.

Dragon Age: Inquisition
Tienda
Plataforma
Precio
X360
19,99€
Valoración y estadísticas
Sobre el sistema de valoraciónEscribe tu análisis
8,0
Análisis lectores
(9 análisis)
Popularidad:
Apreciable
¿Qué es?
Ranking:3724 de 33451 juegos
En la comunidad:
Usuarios (502) | Grupos y clanes (5) | Más
Expectativas / Valoración (437 votos)
9,4
Tu voto:
12345678910
Foro del juego
Ayuda urgente
Rome04
¿disco duro interno obligatorio?
Caballero1999
Diagramas para runas?
Cersei
¡Ayuda! Recuperar datos dañados de partida
Zayra12
Que pasa con los retos q caducan?
Mj033

Participa en el foro de este juego
Si eres un fuera de serie o todo un crack con “Dragon Age: Inquisition” de Xbox 360, o simplemente quieres intercambiar tus trucos, guías o dudas sobre este juego, no lo dudes, pásate por su foro.

Y recuerda, si estás atascado en este videojuego puedes crear un tema de ayuda en su foro.