|
Inicio
PC
PS4
XOne
Switch
3DS
PS3
X360
Wii U
iOS
Android
Videos
Foros
eSports
  • Portada
  • Noticias
  • Videos
  • Imágenes
  • Análisis
  • Artículos y Reportajes
  • Hardware
  • Guías
  • Trucos
  • Todos los Juegos
  • Top100
  • Lanzamientos
Especiales

¡Feliz cumpleaños Sea of Thieves!

Recordamos nuestra experiencia con el juego de Rare en su aniversario.

Por / 3 comentarios
Sea of Thieves

El fin de semana pasado levanté las anclas y me puse a navegar en los mares de Sea of Thieves. Aprovechando las recién agregadas travesías de mercenarios y que hubo un evento de doble oro y experiencia por el aniversario de juego, supe que me esperaba una muy buena recompensa luego de unas 5 horas que tenía disponibles para mi sesión.


Partí rumbo a Ancient Isles, entregué mercancías valiosas, desenterré algunos cofres y destruí con mis cañones a un puñado de esqueletos dorados para quedarme con sus cráneos. Cargado de botín me dirigí a un puesto de avanzada para obtener las recompensas por mi arduo trabajo y fue entonces cuando al juego se le ocurrió que era una buena idea combinar una tormenta, un barco esqueleto enemigo y un megalodón en mi contra.


Desesperado, traté de escapar, pero ocurrió lo inevitable: un mordisco del megalodón me lanzó lejos de mi embarcación y a lo lejos vi cómo mi balandro desaparecía con todo mi preciado tesoro. Nadé hacia el lugar del accidente y encontré flotando la pequeña lancha que traía atada a mi barco, a un lado los tesoros que, presuroso, traté de salvar. Sabía que podría orientarme con la brújula y llegar al puesto de avanzada que ya no estaba muy lejano.


Para empeorar las cosas, un tiburón me dio un mordisco acabando con mi vida. Grité de frustración mientras la pantalla de carga me indicaba que reaparecería con un nuevo balandro lejos de donde había quedado mi tesoro, pero no perdí las esperanzas. Observé el mapa, coloqué un círculo donde calculaba que me había hundido y regresé con la esperanza de salvar al menos una parte del botín.


Mi sorpresa fue maravillosa cuando descubrí a lo lejos el brillo de uno de los cráneos flotando en la diminuta lancha en el obscuro mar bajo las estrellas. No podía contener la emoción de que mis tres horas realizando misiones por Ancient Isles tendría una abundante recompensa en dinero del juego y los puntos de experiencia de cada facción que necesitaba para llegar al nivel de Pirata Legendario.


Imagen de Sea of Thieves

Comparto con ustedes esta pequeña anécdota porque incontables historias como esta suceden cada que navego en Sea of Thieves, un juego que quizá no es comprendido del todo, pero tiene un enorme potencial como sandbox para disfrutar con amigos o en solitario. A lo largo de un año fueron incontables las noches de desvelo, las carcajadas con amigos y aunque muchas veces hubo sesiones maratónicas que acabaron en cero recompensas por algún accidente o alguna tripulación ventajosa que nos haya asaltado, siempre estuvo la recompensa de tener anécdotas que contar y graciosos recuerdos de todas las peripecias en alta mar.


Si me preguntan qué es lo que más me gusta de Sea of Thieves, quizá lo primero que viene a mi mente es su dirección de arte. Ver el atardecer en el mar mientras el barco se mece al compás de las olas no tiene precio, o mirar las estrellas en un cielo nocturno lleno de matices.


Me conquistaron las mecánicas que Rare introdujo a este sandbox, quizá el mejor juego en cuanto a simulación de navegar en un mar impredecible en el que las embarcaciones responden a la perfección a las físicas del agua y el viento. Me encanta que no haya una interfaz que te diga qué es lo que tienes que hacer, o marcadores que te digan dónde está el camino. Me agrada que tu única herramienta para no perderte sea una brújula y un viejo mapa en el que tienes que identificar rasgos geográficos para llegar a los tesoros marcados bajo una X. Me gusta que el juego deje que tu intuición sea la que domine en este mar en el que pueden pasar miles de cosas. Sea of Thieves es un juego único en su tipo.


Ciertamente al juego le faltó enseñarnos un poco más a jugar. Los primeros meses de Sea of Thieves llegó a sentirse carente en contenidos y muy repetitivo en sus actividades, algo que definitivamente golpeó a la comunidad potencial que pudo haber tenido el juego de Rare.


Declaraciones de los directivos del estudio aseguran que los números en la comunidad de Sea of Thieves son muy sanos, puedo notarlo cada que juego y encuentro abundantes tripulaciones en el mar, siempre con la incertidumbre de que puedan ser aliados poderosos que compartan sus riquezas o aguerridos enemigos que lo único que quieran sea asaltar a los jugadores menos experimentados.


Me agrada la comunidad de Sea of Thieves y la manera en la que conviven los jugadores, sin un matchmaking evidente, dejando que el mismo mar te sorprenda con más embarcaciones cuyas intenciones nunca conoces en realidad.


Hoy en día lo que hay por hacer en Sea of Thieves dista mucho de los contenidos que hubo al momento del lanzamiento del juego. Gradualmente se fueron integrando nuevas actividades como la cacería del megalodón, el ataque de los barcos esqueleto, el transporte de mercancías frágiles o la adición de Devil’s Roar con su actividad volcánica que la convierte zona más desafiante del mapa. Constantemente llegan nuevas aventuras de los Bilge Rats que se convierten en la manera con la que Rare controla el enfoque que tiene la mayor parte de la comunidad en ciertas actividades para obtener equipamiento de edición limitada.


Cada semana Rare presenta una actualización al juego escuchando a la comunidad y sus necesidades. Con el nuevo programa de Insiders deja que sean los mismos jugadores los que den retroalimentación sobre los contenidos que llegarán al juego, pues al final del día serán ellos los que convertirán a Sea of Thieves en un lugar vivo. Se siente la presencia de un estudio cuyos miembros principales aman su juego y la comunidad que han creado.


Celebro un año de Sea of Thieves porque fui de los incrédulos que pensaban que no podía encontrar una experiencia duradera en sus propuestas, pero quedé totalmente inmerso en su increíble manera de manejar el trabajo en equipo. Agradezco a todas las personas que han sido parte de esas aventuras y estoy seguro de que queda mucho por hacer en un juego que se ha vuelto parte importante de mi rutina y un refugio seguro cuando quiero convivir y sorprenderme por lo impredecible de su naturaleza.


Imagen de Sea of Thieves

Si nunca has jugado Sea of Thieves, tampoco creo que te sientas abrumado por todas las actualizaciones que se han integrado al juego a lo largo de su primer año, las actividades siguen teniendo la misma base y lo único que ha pasado luego de las mismas es que hay mas cosas que pueden suceder mientras navegas. Puedes descargarlo si tienes Xbox Game Pass, quizá te llega a conquistar como me pasó a mi.


El próximo 30 de abril llega la nueva actualización para Sea of Thieves, quizá una de las más significativas para el juego hasta el momento al introducir modos de juego como la arena, la primera actividad puramente competitiva del título. El futuro luce prometedor para el sandbox de Rare y estoy seguro de que todos los que han pasado horas en alta mar estarán de acuerdo conmigo que el potencial sigue latente y quedan muchas historias por contar.


Más sobre: Sea of Thieves, Aniversario, Rare y Xbox One.

videojuego
  • PC
  • XOne
:
Acción, Acción y aventura
:
Rare
:
Foro | Grupos (1)
Sea of Thieves

Análisis (1)

Sea of Thieves

Imágenes (123)

Videos (29)