Usuario anónimo
Iniciar sesión | Regístrate gratis
Especial

7 juegos muy pequeños que fueron mejores en su género que otros Triple-A

Desde el inesperado éxito de Valheim, hasta contendientes como Temtem o Splitgate.

Por / 69 comentarios
7 juegos muy pequeños que fueron mejores en su género que otros Triple-A

Fíjate qué cosas más raras tenemos los jugadores, que pagamos 50 o 60 euros por cualquier superproducción triple A y luego nos quejamos de que es lo mismo que la entrega anterior, o que sus responsables siguen sin hacer caso a la comunidad en esto o aquello. Bueno, no pasa nada, pero que sepas que a veces tenemos alternativas independientes fantásticas en nuestras narices y no las vemos o no las queremos ver.


No tienen nada que envidiar a los triples A de sus mismos géneros Piensa, por ejemplo, en Valheim: un juego creado por un equipo de apenas cinco personas como es Iron Gate que, por menos de 20 euros y con una publicidad bastante escasa, acumula casi 200.000 reseñas de usuario en Steam y el 95% de ellas son positivas. Si lo comparas con otros juegos similares mucho más sonados como Fallout 4, Fallout 76 o ARK: Survival Evolved, te darás cuenta de que la modestia y la calidad no tienen nada que ver.


Mientras aquellos siguen contando los millones de copias vendidas de su juego, en 3DJuegos nos paramos a pensar en siete juegos muy pequeñitos que no tienen nada que envidiar a otras superproducciones con las que comparten género. Aquellas pequeñas joyitas que nos sorprendieron por ser capaces de igualar, o en algunos casos incluso superar a los juegos que les inspiraron. ¿Está alguna entre tus favoritos?


Imagen 1 de 7
Valheim
1

Valheim Supervivencia, sandbox, mundo abierto, acceso anticipado: los cuatro jinetes del Apocalipsis. ¿Cuántos juegos se han dado un tropiezo histórico apostando por ese formato? Bueno, pues el que ha cumplido —no, mejor "vapuleado"— las expectativas es Valheim, que no necesita presentación: profundo, divertido y perfectamente jugable desde el primer día. Y pensar que Fallout 76 se estrenó como se estrenó siendo un juego completo.

Splitgate: Arena Warfare
2

Splitgate: Arena Warfare ¿Sprint, sí o no? ¿Son las habilidades Spartan el mal encarnado? ¿Fue la Magnum de HCE una bendición o una maldición? Los jugadores de Halo llevan décadas discutiendo estas cuestiones, pero mientras tanto el mucho menos conocido Splitgate: Arena Warfare se lleva esa misma jugabilidad a su propio terreno, le añade portales (como los de Valve, sí) y además, todo gratis. Sus pocos jugadores lo adoran.

Into the Breach
3

Into the Breach Así que tu soldadito de XCOM 2 tiene la puntería de un Stormtrooper y se ha muerto. Ya veo. Bueno, pues si lo que quieres es estrategia por turnos, igual lo suyo es que juegues a Into the Breach. No es exactamente lo mismo, pero puedes estar seguro de que no te vas a frustrar con las cosas raras de los porcentajes: aquí, todo es más simple, lógico y mecánico.

Temtem
4

Temtem Pokémon tiene todo el carisma que quieras, pero peca de facilón, de previsible, le faltan muchas de las cosas que quieren los fans y además sus árboles son feuchos. Pero para eso está Temtem, que tiene una crianza y competitivo más ágiles, Nuzlocke integrado y el multijugador con el que todos sueñan. Y árboles.

Skullgirls
5

Skullgirls Skullgirls tiene prácticamente todo lo que le puedes pedir a un juego de lucha: abundante contenido para un jugador, actualizaciones regulares tras casi una década, rollback netcode, personajes muy bien diferenciados… vamos, un sueño hecho realidad con un 95% de reseñas positivas en Steam. ¿Recuerdas cómo llegó al mercado Street Fighter V? Ver para creer.

Battlerite
6

Battlerite Si piensas en MOBA, se te vienen a la cabeza League of Legends, DOTA 2 o, como mucho, Heroes of the Storm. Fin. Pero tal vez no sabías que hubo una alternativa muy poco conocida y absurdamente buena llamada Battlerite. Se centraba únicamente en el combate abierto, y era muy, muy querido por su pequeña comunidad. Lástima que, con la llegada de Battlerite Royale, el asunto terminó mal.

Monster Train
7

Monster Train Lo de Artifact aún nos duele. Quién diría que una compañía tan grande como Valve iba a meter la pata así, ¿verdad? Bueno, pues habiendo apañado ese asunto, toca acordarse de Monster Train. Por no mencionar a Slay the Spire, que estaba un poco más trillado. Vale que no sea PvP, pero qué delicia de juego de cartas. 96% de positivos en Steam, por cierto.


Más sobre: Videojuegos, Indies y Triple a.