Usuario anónimo
Iniciar sesión | Regístrate gratis
Drakengard 3
Drakengard 3
Fecha de lanzamiento: 21 de mayo de 2014
 · Plataforma
PS3
Análisis de los lectores (Drakengard 3)
8,9

Drakengard 3

“Excelente”
(Nota media sobre 8 análisis)
¿Y tú qué opinas?
Escribe tu propio análisis
Análisis de Drakengard 3 / Opiniones de Usuarios
  • Recientes
  • Por fecha de publicación
  • Más votados
Juan-poder-azure / 11 de diciembre de 2018
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
9
Magnífico

Musou muy atrevido y que gusta

Jugabilidad: La jugabilidad trata de ir eliminando a diferentes enemigos(hay de varias clases y habrá que usar un arma u otra dependiendo de cual nos ataque) e ir avanzando, a diferencia del resto opino que éste juego no es repetitivo sino que dentro de su género(musou) me parece el menos repetitivo de todos junto a One Piece Unlimited World Red, ya que éste juego no trata de capturar bases o ir siempre con el mismo arma y los mismos movimientos, aquí es justo al contrario, tenemos 4 tipos de armas que podremos cambiar mientras atacamos: 1 Lanza(largo alcance y destroza grandes defensas) 2 Guantes/Botas(muy útil para encarnizarse a pegar decenas de golpes seguidos) 3 Aro(amplio radio y la posibilidad de tirarlo a los apuntados) 4 Espada(va bien para atacar y esquivar a la vez) Cada uno tiene diferentes tamaños posibles, diferentes movimientos, combos y sobretodo si les subimos el nivel. Hay +20 o +30 armas y cada una que compremos varia en algo lo cual hace de éste un juego variado en cuanto al sistema de combate se refiere, éso y también la variedad de enemigos los cuales son muy diferentes de unos a otros. Para mi el punto más fuerte del juego: la jugabilidad, aunque se disfruta más cuando hay más fps pero bueno que se le va a hacer... el juego en cuanto a rendimiento no es bueno...pero si fuése bien aquí si sería realmente espectacular. Gráficos: Gráficamente es una verdadera desgracia, un ridiculo total en cuanto a escenarios, no llegan ni al nivel de los primeros juegos de PS3, falta tanto definición como nitidez, y a raudales, aparte tenemos que sumarle que el juego suele ir a 15 fps con caidas hasta a 1 o 2 fps en casos extremos. En cambio los personajes relucen por su gran diseño artístico, pero ésto se queda en un segundo plano después del gran ridículo gráfico que supone el resto del juego, aunque hay algún escenario que se libra un poco, pero sólo alguno/s. Historia: Muy loca, atrevida y gore, como si de un anime se tratara, es justo ése estilo, anime gore de acción y cosas atrevidas, aunque me hubiése gustado una mayor profundidad en él ya que casitodos los personajes me parece que les falta ser más personas, es como si estuviésen todos demasiado locos, como si fueran psicopatas no se si me explico, no es algo como Nier que hasta los monstruos tienen ése toque de humanidad y sentimiento, aquí es justo al revés... Pero la historia es bastante buena e invita a terminarla con todas sus rutas y finales posibles los cuales continuan la historia, no la cortan, es algo extraño pero ya lo entenderéis. Tus compañeros son un abuelo adicto al sexo, un sadomasoquista, un dragón que parece un chiquillo y un psicopata, aparte el juego habla cada dos por tres de temas sexuales lo cual es muy ameno jajaja Aparte cuando estás combatiendo también hablan y de cosas muy interesantes... tal como lo anterior por ejemplo jajaja La verdad es que en cuanto a historia es algo que innova bastante, ya que nunca antes había visto algo así xD Sonido: Los temas sonoros son por norma general buenos o muy buenos, mayormente temas guerrilleros para los niveles, temas buenísimos con voz cantada anime contra las jefes finales y alguna canción relajada estilo nier para el menú o la parte de hablar manualmente con los personajes después de cada fase. Durabilidad: Entorno a 30 horas lo que es la historia con todas sus rutas, las cuales cada una se siente totalmente nueva y es como si la historia y el juego continuara. Conclusión: La jugabilidad es muy difícil de mejorar, la historia es buena y atrevida y la banda sonora también es buena aunque todo ésto con unos gráficos que son de lo peor que se ha visto nunca en PS3. El segundo mejor musou para mi, sólo superado por Fist Of The North Star: Ken' s Rage.
Pedir moderación
Sisko-ElNegro / 30 de abril de 2018
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
5,5
Mediocre

De Yoko Taro

Me gustaría empezar este análisis por algo que con seguridad me supondrá unos cuantos votos negativos (en caso de que alguien lea este texto alguna vez) y eso es referirme a los otros análisis presentes en esta página. La verdad es que me ha sorprendido sobremanera ver tanta cantidad de 9'5 y 10 en un juego de estas características. Porque, sí, no todo son los gráficos o la calidad técnica, es cierto, pero creo que es de justicia esperar unos mínimos de cualquier producto que uno compra. Pongamos un ejemplo de esto. Imaginemos que vamos a ver la última peli de los Vengadores (que a día de hoy 30/04/2018 lleva 3 días en el cine) y nada más empezar la proyección, nos damos cuenta de que está grabada con una cámara casera... bueno, "un poco cutre" diría alguno. Luego vemos que el traje de Spiderman es de los chinos y que Black Panther va con un mono de trabajo pintado de negro... ¿Qué pasa? pues que te saca de la película, por muy entretenido que sea el argumento. Con Drakengard 3 ocurre algo parecido y no menos exagerado. El juego tiene sus virtudes, pero la presentación es tan pobre, que el resultado final se resiente hasta extremos difíciles de narrar. Entremos pues en materia. Como digo, el apartado técnico de Drakengard 3 es muy deficiente. El juego bien podría pasar por un título de PS2 si le quitásemos la alta resolución, y eso, pues aún se podría tolerar. NieR, su predecesor, no andaba muy lejos de eso, pero tenía algo que suplía esta poca ambición en los gráficos y es que, en general, el juego iba como un tiro. Aquí eso no ocurre y nos encontramos con un producto que lucha continuamente por mantenerse en los 15 FPS con bajadas continuas y muy notorias. No es raro que en un escenario dónde solo vemos a Zero (la protagonista) y a nuestros dos compañeros el juego pegue tirones constantes e indefendibles teniendo en cuenta que, como digo, gráficamente no es nada del otro mundo. El apartado sonoro sí que destaca bastante más, con unas melodías bonitas del mismo equipo que nos trajo la espectacular banda sonora de NieR o NieR Automata, aunque lejos de estas dos joyas (especialmente del primero en mi humilde opinión). El doblaje al inglés es correcto, con buena elección de voces e interpretaciones que cumplen. Se pueden bajar las voces japonesas, pero aviso de que ocupan 10gb... de su calidad no puedo decir nada ya que no hablo japonés, por tanto, no sé si las interpretaciones son mejores o peores. Bien, pasando por fin a la parte jugable, se me hace imposible no volver al asunto que abre este análisis, o sea, las notas de los demás foreros. Si por los gráficos se me hace difícil justificar un sobresaliente, por el sistema de combate esto no se vuelve más fácil. Y es que, si bien Drakengard 3 tiene un sistema de batalla totalmente funcional, peca de una simplicidad que no veía desde los peores títulos de la época de los 128 bits. Tenemos 4 armas (espadas, lanzas, mitones y chakrams) que podemos alternar cuando queramos, pero que ofrecen una cantidad limitadísima de combos y lo que es peor... ¡no hay ninguna necesidad de usarlos!. Es totalmente posible pasarse el juego solo con la espada y esto sin muchos problemas. Verdaderamente, se echa en falta algo más de profundidad en este aspecto, ya que lo único que hacemos en el juego es combatir, pues que no hay puzles ni nada por el estilo. El otro sistema de juego, el dragón, se basa en los mata-marcianos de la época de los 8 bits al estilo Galaga. Es realmente divertido, pero está infrautilizado. Quien haya llegado hasta aquí, quizá este pensando que me he olvidado de las virtudes del juego que mencioné cerca del inicio y no es así. Porque si Drakengard 3 tiene algo positivo eso esta al margen de su sistema de juego y muy relacionado con que su creador sea el excéntrico Yoko Taro. Sí, el nipón destaca por algo, es por sus historias retorcidas y sus personajes fuera de lo común. En este caso, vaya que si tenemos cosas extrañas. Empezamos por un elenco de personajes al cual más retorcido. Taro deja claro desde el principio que aquí no se busca que el jugador empatice con los personajes. Tenemos a un personaje que disfruta con el sadomasoquísmo, a un viejo que está más salido que la esquina de una mesa, a un mentiroso compulsivo y a un sádico... ah y esto son solo nuestros "héroes" porque entre los enemigos encontramos una ninfómana fetichista, psicóticas etc... una retahíla de personajes que más parecen sacados de una casa de los horrores o de un psiquiátrico que de un Hack and slash. Realmente, el único personaje que permite algo de identificación es Zero y para eso, al final de todo. Pero claro ¿quién ha dicho que Taro busca que nos identifiquemos con ellos? Si en algo coincido con los demás análisis es con que este no es un juego para las masas. Está creado pensando en una minoría muy minoritaria que pasará por alto los muchos problemas técnicos y el superficial sistema de juego, para adentrarse en esta interesante y poco peculiar historia... yo, lo siento, pero aunque soy un fan confeso de NieR, no comulgo con lo que el señor Taro intentó aquí. En cualquier caso, quien se atreva a echarle el guante, se encontrará una aventura que no le dejará indiferente.
1 VOTO
Pedir moderación
DiamondEyes / 30 de abril de 2017
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
9
Magnífico

Te hiciste fuerte, Mikhail...

Bueno... al fin lo termine. Quiero compartir mi experiencia por acá, así mas gente se anima a probar esta joya. Soy una de esas personas que se entero de la existencia de Drakengard/NieR y su creador Yoko Taro con el anuncio de NieR: Automata. Algo en los personajes y la dirección artística llamo muchísimo mi atención. Antes de jugarlo, quería probar los otros juegos de este señor. Me costo, pero al fin logre conseguir una copia de Drakengard 3 y empezar por el inicio. Para resumir lo que diga, esta es uno de los juegos mas únicos e inolvidables que tuve el placer de experimentar. Quiero hablar de las partes que hacen este juego tan especial para mi, luego tocare lo malo. Primero, la narrativa. Una locura de principio de fin. Cuando pensaste que completaste el juego, resulta que hay TRES RUTAS adicionales en la historia, que son OBLIGATORIAS para entenderla en su totalidad. Para la ultima, necesitas encontrar todas las armas del juego. No es divertido hacer esto, pero al lograrlo sentí que me había ganado ese final, la verdad detrás de todo. El cast de personajes es de lo mejor, se aleja de los estereotipos tan conocidos del JRPG y posee un desarrollo muy bien logrado. La supuesta "héroe" que nos toca controlar, Zero, es una mujer egocéntrica, llena de ira que no conoce la piedad y esta dispuesta a asesinar a sus hermanas como sea. Su dragón, Mikhail, es lo opuesto. Una criatura inocente llena de optimismo que solo la quiera proteger. Siento que la historia principal esta muy centrado en la relación de estos dos, que va profundizándose a lo largo de la historia. Los Discípulos... bueno, en pocas palabras: un psicópata, un masoquista, un viejo pervertido y un narcisista. No creo que tenga que decir algo mas. Las hermanas de Zero, con su pasado, historias y trastornos que solo les dan carisma y personalidades irrepetibles. Entraría mas en detalle, pero tengo que jugar a los DLC de cada una. Un aspecto muy interesante son los rasgos humanos que tienen los personajes, sus actitudes, su forma de hablar, e incluso cosas tan pequeñas como mencionar sus gustos los distinguen de tal manera que es imposible decir que son "cliché" o planos. Es... es bestial. Aun no me creo que la gente diga que esta es la peor historia que escribió Yoko Taro, yo no me puedo imaginar lo que me espera cuando juegue a NieR. La historia esta llena de emociones. Desde humor negro y bobo un poco entretenido a escenas realmente graciosas, hasta momentos realmente tristes, que suman a ese aura de misterio y locura que posee el mundo de DoD 3. Sublime. La dirección artística esta muy bien lograda, y los diseños de los personajes son muy buenos. Por lo que escuche los diseños de las Hermanas están inspirados en animes como Madoka Magica, para hacerlos distinguibles de cada uno. Gracias, Kimihiko Fujisaka. La música. POR DIOOOOOOOOOOOOS. Estoy al tanto de que Keiichi Okabe no es el único compositor, pero es que el OST es precioso. Tenemos los típicos temas genéricos que suenan cuando peleamos contra enemigos comunes... y luego tenemos los temas de las Hermanas, This Silence Is Mine, Kuroi Uta, entre otros. Estos últimos son muy épicos y conmovedores, son un master-class en como hacer un soundtrack. Háganse un favor y búsquenlos. Luego están las otras partes del juego... y si, no son muy buenas. La optimización es bastante mugrosa, de 30 FPS sólidos con bajones a 3... similar a un Power Point. No es broma, esta muy poco pulida. El gameplay es divertido, pero se puede hacer bastante pesado por las decisiones de diseños del juego, obligándonos a matar a hordas de enemigos innecesarias o resolver puzzles sencillos pero muy molestos. De hecho, y esto es en serio, los personajes del juego dicen en repetidas ocasiones cosas como "Dios, esto es tan molesto" o "¡Una y otra vez la misma m**rda!". Me sacaron las palabras de la boca más de una vez. No se si es a propósito, pero si lo es, bueno... no lo niego, llega a cansar. Los gráficos son muy meh, los escenarios se ven bien pero ya esta, no es nada del otro mundo. No me importo mucho. Y luego esta el potencial perdido. ¿En que? En ciertos detalles. Recién me di cuenta de que nunca logre pelear contra Tres en persona. Me gustaria ver como sus tijeras y katanas se trasladan a gameplay. Pelear contra las hermanas en vez de sus Invocaciones a la primera vez hubiera sido mas interesante. No digo que sean malas, al contrario, son muy épicas, pero en el apartado jugable un poco de variedad no habría estado mal. Y el jefe final. El VERDADERO jefe final. Uf... me siento un masoquista, me tomo tres días pasármelo. No entro en spoilers, pero ahora entiendo por que le dicen troll a Yoko Taro. La dificultad es ridicula, de nuevo, no se si fue a propósito, pero ¿era necesario? Esto puede hacer que la gente odie el juego, así que considérense avisados. Para cerrar, se que Drakengard 3 podría haber sido mejor juego. En la superficie, es bastante mediocre, con un diseño, gameplay y visuales muy simples. ¿Pero como experiencia? No la voy a olvidar. Estoy seguro de ello. Una obra maestra en lo narrativo y lo artístico, y eso es lo que YO busco en los videojuegos. Si NieR o NieR: Automata son mejores que este juego, pues yo ya tengo una nueva saga favorita. Recomendadisimo!
6 VOTOS
Pedir moderación
Satsujin / 28 de diciembre de 2016
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
9,5
Imprescindible

The Silence Is Mine

Si somos un poco entendidos del cine y la literatura sabremos que para crear una historia hay que seguir unos cánones previamente establecidos. Estos corresponden a un desarrollo que comienza con en un inicio, pasa por un nudo y finaliza con un desenlace. Durante esta transición se desmembrana la narrativa, se presentan y crecen personajes, se da sentido a un epicentro de suma importancia y este termina en una conjunción de variables limitadas. Sí, creemos que esto es inviolable, lo creemos, hasta que entra en escena Yoko Taro y se carga el sistema conocido para imponer su estilo de narrativa basado en el "backwards scripwriting" y el "Photo Thinking" donde para llegar al núcleo de la trama se tienen que desenvolver todos los elementos antes y después de él. Taro lleva imponiendo este estilo en sus juegos desde Drakengard 1, donde todo comienza como una situación de fantasía ordinaria para terminar mutando en un reflejo de los deseos más oscuros del ser humano. Se odia el tabú, se muestra la cara de los personajes tal cual se sienten y muestran sus pecados con cierto orgullo, no hay nada sujeto a unas leyes de moralidad, ni tan siquiera su universo donde lo turbio coge forma conforme el jugador intenta llegar al final de la obra. Drakengard 3 es un gran exponente de esto, aunque quizás lo sea de forma más dulce que los anteriores títulos de Taro, por ello, analizar lo que es la historia de su propuesta resulta bastante difícil sin entrar en spoilers, pero intentaré hacerlo de todas formas. Partimos en una precuela de Drakengard 1, el mundo conocido 1000 años antes de esos acontecimientos. Una diosa (o Inktoner) caída conocida como Zero declara la guerra a sus hermanas, 5 diosas cuyos nombres van desde Five a One, nombres que representan su edad (Five es la más joven y One la más madura) así como su nivel de poder, siguiendo la escala de mayor numero más débil a número más pequeño más poderosa e influyente. Estas 5 Inktoners gobiernan la Tierra, descendieron al mundo de los hombres para poner fin a sus disputas bélicas y cada una es la mandamás de una determinada región: El mar, las montañas, los bosques, los desiertos y la catedral, una oda a la humanidad. Cada una se caracteriza por una patía determinada: Five le pierde el apetito sexual y su objetivo es calmar sus placeres a cualquier precio, Four acaba demente por la obsesión de reprimir su sexualidad y ser discriminada por Zero, Three solo entiende el sentido de la vida con su arte macabro de trastornar la materia viva, Two se hunde psicologicamente en sus poderes de Inktoner volviéndose autista y One es la soberbia personificada en la Tierra, donde su palabra es la sabiduría completa y es omnipotente ante los seres humanos. Sumado a esto, un atributo físico se les desarrolla con más mesura, por ejemplo, Three le crece el pelo sin control más que a sus hermanas, a Five sus senos o a Four sus uñas. Zero busca venganza contra ellas por motivos desconocidos, en su intento fracasa y es derrotada vilmente por el Dragón Guardián de One, Gabriel, obligándola a retirarse para guardar letargo un par de años y recuperarse de sus heridas además de guardar luto por la muerte de Michael, su dragón personal y que se reencarna en una cría dracónica llamada Mikhael. En este punto, comienza la historia para el jugador, que tendrá que guiar a Zero y Mikhael en su segundo intento de venganza a través de cada una de las regiones para ir derrotando a sus hermanas. Una de las peculiaridades del desarrollo narrativo de Taro es la creación de personajes secundarios fuera de tono y que rompen con los clichés explotados en la literatura. Los que conoceremos y serán nuestros ayudantes en batalla: Ditto, un adolescente psicópata obsesionado con los asesinatos, Decadus, un hombre de mediana edad sadomasoquista, Octa, un anciando ninfómano y Cent, un joven narcisista y obsesionado con el amor. Todos ellos son los adalides de las hermanas de Zero, humanos agraciados con el poder mágico de las Inktoners (los cantos) que se nos unirán a nuestra causa por diferentes ambiciones que van desde ver el mundo consumirse en las llamas a simplemente tener noches de sexo desenfrenado con la protagonista. Taro no se olvida de dotar a sus personajes de sensaciones humanas como estímulos a lo que visualizan. Por ejemplo, el impacto de la muerte de un ser querido ocasiona a uno de los protagonistas enfermar y vomitar por la impresión o que la traición por egoísmo simple y banal sea el pan de cada día en el carácter humano de cada uno de ellos. En cuanto a la metáfora, DG3 rodea a varios elementos como centro de su metástasis: Las flores y la sangre como la soledad y la canción respectivamente. El primero es un ítem lleno de misterio que será decisivo en el devenir de la trama, el segundo es importante porque refleja el carácter de Zero en él, es un elemento de poder para ella y queda más que patente cuando vemos que se impregna de sangre de pies a cabeza cuando su indicador de poder inktoner está al máximo. Porque Zero, al igual que el resto de personajes, no es un ser estructurado con pilares comunes. Es una mujer hambrienta de poder, es cruel, déspota, manipuladora, egoísta, muy egocéntrica, hiriente, mal hablada y trata la vida humana con total indiferencia, como motas de polvo que son molestias en su paso de venganza o que sirven como herramientas temporales a su propósito. Es la protagonista, aunque encaje más en el perfil de una villana, porque en este juego la escala de grises no puede estar más mezclada y a buen seguro cada tipo de jugador empatizará más con un determinado personaje, sea este puesto como villano, héroe, transeúnte vehícular o simplemente un narrador de su lore. Tampoco puedo obviar el toque humorístico de Taro. En DG1 es bastante discreto pero en DG3 se suelta bastante más. Taro profundiza mucho en el humor absurdo y de color negro, hace mofa de situaciones dolorosas para los personajes en ocasiones, en otras simplemente el carácter infantil de Mikhail las fuerza conllevando la reprimienda de Zero o los demás miembros del grupo. Pero sobre todo lo veremos en los diálogos y piques entre los discípulos de Zero, donde los trapos sucios están a la orden del día. Hay ciertas partes que no se cierran en la historia, los llamados elementos de autorrevelación por Taro y que son a libre interpretación del jugador. Cada persona que complete al 100% el juego tendrá un punto de visión diferente y adulterado, esto da lugar a tremendas discusiones por foros y demás pero la razón de ello es que cada uno debe completar estos huecos con su experiencia personal. Puede sonar a vaguería del autor pero en realidad está todo relacionado con la trama general y eso raramente se puede ver en un juego y que aun por encima, funcione bien. Por último, hablando de la trama, que es lo que más me iba llevar y con razón, los finales. Sí, es importante hablar de ellos porque siguiendo la estructura "tariense", todo el plot es dependiente de todos los finales, me explico. Si seguimos la primera ruta, conocida como Branch A, llegaremos a una conclusión inclonclusa, cantidad de elementos, cabos sueltos y desarrollos importantes son narrados en otras Branchs, rutas temporales diferentes de la original y hay que terminar todas las variantes para completar el puzzle narrativo. De hecho, este elemento es quizás el más característico de Taro, pues todos sus juegos confabulan en un mismo universo que continúan a este según el final de cada Branch (que son un total de 4). Por poneros un ejemplo, Drakengard 1 parte del final del Branch C, mientras que el futuro Nier Automata lo hará por el final 1 del Branch D, al igual que la mitad del origen de Nier original parte del final extendido del Branch D y el Branch E de Drakengard 1. Sí, sé que es algo bastante complejo de entender, pero la forma en la que Taro hilvana toda la trama para que tenga sentido es lo que lo convierte en un maestro a la hora de contarnos sus historias. Ya pasando a otros apartados, seré más conciso porque madre mía la lata que os pegué con la parte narrativa. En lo gráfico el juego sufre la clásica dualidad de Acces Games (el estudio desarrollador con perlitas a sus espaldas como Deadly Premonition), por una parte en lo artístico luce de infarto en todos los niveles, gracias en parte a Kimihiko Fujisaka, pero por otra el acabado gráfico no pasa de paupérrimo. Los escenarios son dignos de calidad de inicios de PS2, los modelos de enemigos son muy básicos en ocasiones y los efectos generales son también de lo básico de la guantera. Quizás lo más llamativo son los efectos de la sangre, los haces luminosos que ejecutan las armas al emplear combos largos o los niveles aéreos al lomos del dragón que nos dejan unas estampas preciosas. En lo jugable, lo mismo. Muy bueno a nivel combate, resultante en un Hack&Slash divertido, práctico y con cierto nivel de desafío (sobre todo contra los Bosses) pero que es lastrado por una optimización técnica de lo más horrenda. Hay rascadas de framerrate brutalísimas, la cámara funciona fatal y el control del movimiento del personaje muchas veces nos venderá. Además, el pilotar el dragón es un castigo por la imprecisión de su mira o la mala recreación de su planeo, el bicho se nos caerá en picado cada dos por tres y maniobrar con él a veces es toda una odisea. No obstante, en lo sonoro es uno de los trabajos más bestiales vistos en un título de PS3. La banda sonora no es en vano, producto del todopoderoso Keichi Okabe, trayéndonos otro repertorio de temas de corte épico y chorus femeninos. En los combates contra bosses los temas se radicalizan dejando paso marchas metaleras y reverbs. El doblaje, inglés, también tiene un nivel de infarto, su nivel de actuación se nota que estuvo supervisado al milímetro por Taro para que la emoción de las voces fuese consecuente con la trama. En cuanto a duración el juego viene bien servido de horas. Conseguir llegar al final de la Branch A nos llevará solo unas ocho horitas aproximadamente, pero completar el juego enterito con todos los finales y todas las Branchs completas (inclusive misiones secundarias) nos puede llevar entre 50 y 70 horas. Además, está el pique de conseguir todas las armas (de 4 tipos: Espadas, lanzas, chakrams y cestus) y mejorarlas al máximo para ver como progresan en diseño y capacidades, tanto visuales como su variedad de combos así como los parámetros de daño o velocidad. En esto juega un papel esencial la moneda, que tendremos que farmear en las misiones secundarias o repitiendo misiones principales si así lo preferimos. Drakengard 3 es para mí, quizás, uno de los mejores títulos que han pasado por la negrita Playstation 3. En un juego que en lo narrativo es muy difícil de explicar con palabras y que hay que experimentarlo por uno mismo, también sea dicho que no es para todo el mundo pero que si llega a conectar contigo te va deparar de las mejores experiencias del medio. Aunque tiene tantas carencias como virtudes, las segundas pesan tantísimo que las primeras las perdonaremos sin rechistar. Cuando Yoko Taro dirige y escribe, hace magia y eso es incuestionable indiferentemente del gusto de nuestro paladar. + Lo Mejor. 1. La historia y su construcción: Original, oscura, turbia, radical, cautivadora, impresionante, filosófica, emotiva... 2. La personalidad de sus personajes, son tan atípicos y carismáticos que los amaremos y odiaremos con puro sentimiento. 3. La OST, como siempre, Okabe nos regala todo un homenaje a las historias de Taro en forma de banda sonora. 4. El sistema de combate, simple pero profundo, cargado de armas para combear y bastante vistoso. 5. Un gran labor de doblaje, tanto en inglés como en japonés las interpretaciones son 10/10. - Lo Peor: 1. Graficamente es mega discreto y mugriento, le salva el apartado artístico y por mucho. 2. Optimización desastrosa donde el framerrate, con un tope de 30 FPS, se ve resentido en incontables ocasiones. 3. Textos en inglés, si no tienes nivel te va ser imposible seguir el hilo a una historia que de por sí ya es compleja a montones. 4. Los escenarios se repiten demasiado, tanto en diseño como en estructura. 5. La trolleada final de Taro en la Branch D, muchos pasaréis a odiar profundamente el juego por ello, os lo aseguro.
2 VOTOS
Pedir moderación
Godofwarhd1234 / 14 de agosto de 2016
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
10
Inolvidable

Simple y sencillamente una joya.

Hace mucho que estaba detrás de este juego, y para sorpresa me ha dejado impresionado y fue una buena inversión. Lo único que puedo decir malo de este juego es que los subtítulos son en inglés. La acción es muy entretenida, Zero es encantador y los efectos de sondo son excelentes. "Bravo" SQUARE ENIX!. ................................................................................................
Pedir moderación
DeadClarke / 7 de diciembre de 2015
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
9,5
Imprescindible

Masoquismo en estado puro

Drakengard 3 continúa en la línea de producciones dirigidas por Yoko Taro, y, en esta ocasión, con extremos realmente radicales. Para quien no sepa de qué van los juegos de este excéntrico genio nipón, os comento lo que hay: una trama enrevesada donde nada es lo que parece, unos personajes estereotipados que, a pesar de ello, se salen del esquema rompiendo continuamente la cuarta pared, cosa que se agradece. En cuanto a la jugabilidad, ésta da un poco de grima, ya que los enemigos y situaciones se repiten hasta la saciedad y sólo se salva gracias a los ingeniosos comentarios de los protagonistas en mitad de las batallas, lo que alivia gran parte del tedio. Es puro hack and slash, y de los mal llevados en este sentido. Respecto a los gráficos, id preparados, porque os encontraréis una calamidad de proporciones bíblicas: tearing, bajones de frames, píxeles asesinos, abominables texturas planas... Una maravilla tecnológica, vaya. Hablando de duración y dificultad, hay que resaltar que el juego no acaba con el primer final, sino que se irán desbloqueando otros a medida que se avance en la aventura. Y, de hecho, lo que al principio os parecerá un paseo, la cosa se irá complicando gracias a una curva de dificultad injusta y demedida que, por otra parte, podremos solventar debido a la escasa inteligencia de los enemigos. Narrativamente es un juego realizado por y para un público muy específico, y es aquí donde, para mí al menos, todos los puntos negativos pasan a un segundo plano. Y es que, sinceramente, la forma en que te cuentan la historia de Drakengard 3 engancha. No sé muy bien por qué, pero tiene un toque especial, un enfoque pocas veces visto en el mundo de los videojuegos, como si sus creadores no se tomaran la trama en serio pero a su vez mostraran un oscuro cariño por la misma. La música, otra maravilla y uno de los aspectos más ensalzados por la crítica, y con razón. La banda sonora, si bien distanciándose de la de Nier, vuelve a sumergirnos en la trama, y, al contrario que el apartado visual, atrapa al jugador sin remedio. Y para terminar, ¿por qué masoquismo? Pues por una sencilla razón que todo aquel que haya terminado el juego al 100% entenderá. Me da que la mitad del escaso presupuesto con que contaba el proyecto se fue al jefe final, ese maravillosamente retorcido y bellísimamente injusto jefe final. Sólo por eso vale la pena "aguantar" hasta el final. Objetivamente no le pondría más de un 5,5... pero soy un masoquista consagrado, así que nada, notaza al canto para este bizarro título nipón.
Pedir moderación
BlackVals / 6 de junio de 2014
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
10
Inolvidable

Una joya no apta para todo el público

Antes de empezar a hablar de este juego quiero aclarar que objetivamente, estamos ante uno que desde los puntos a valorar solo es destacable por una gran OST, de resto tenemos un juego del montón: aspecto técnico justo (para muchos incluso deficiente: framerate inestable, ralentizaciones, texturas desfasadas...) y una jugabilidad típica de un hack n slash, sin nuevas innovaciones salvo la posibilidad de jugar en ciertas ocasiones a lomos de un dragón. Todo esto hacen que Drakengard 3, como juego, sea algo del montón, ahora bien, tiene algo que la mayoría de los juegos que han salido esta generación adolecen: una historia magnífica, inolvidable, de esas que siempre me gustará recordar. La historia de Drakengard 3 nos pone en la piel de Zero, una intoner o entonadora, diosas que con el poder de la canción han puesto paz en el mundo derrocando a los antiguos tiranos que oprimían a la sociedad. Junto a Zero existen otras cinco intoners, sus hermanas: One, Two, Three, Four y Five. El motivo principal que desencadena una pelea entre ellas y Zero es que esta última las quiere matar, por qué? Ese junto a la extraña flor que tiene en su ojo derecho son los principales misterios que se desvelan al final, en el verdadero final: El D. Esa es otra de las cosas que quiero comentar, el juego está estructurado en diferentes finales que se basan en lo que puede ocurrir si x factor se altera (se juega con la posibilidad de realidades alternativas) siendo 4 posibilidades: A, B. C y D, siendo el verdadero el D. Cada final tiene una trama DISTINTA, es decir, nuevas líneas de diálogo y detalles que complementan a la trama, haciendo que no entiendas todo lo que pasa hasta que completes todos los desenlaces posibles. Por tanto, cada vez que juegues para desbloquear el nuevo final suceden cosas que no han pasado antes y que por tanto son nuevas, no es repetir lo ya hecho (la trama principal, A, es la que más dura, el resto dura menos, 1/4 de lo que dura A) La trama está muy bien lograda, y los personajes que salen en ella también. Además de Zero, nos encontramos con su dragón, Mikhail, con carácter totalmente opuesto al de su dueña: infantil, inocente, honesto... son valores que chocan con los de Zero y que hacen un perfecto tándem, unos protagonistas de lujo, que a lo largo de la trama conquistan con mucha facilidad (Mikhail es adorable). Junto a ellos están los 4 discípulos de Zero: Dito, Octa, Decadus y Cent con una personalidad muy bien definida y marcada y que darán lugar a muchas situaciones hilarantes, al igual que dramáticas (el carácter de los personajes es muy extremo, no hay término medio, o aman u odian) Lo mismo pasa con sus hermanas, las otras intoners. El otro gran protagonista es la OST. Los temas que acompañan a los escenarios quedan a la sombra de los grandes que suenan cuando luchas contra tus hermanas, sin olvidar al tema principal "This Silence Is Mine", magnífico. La OST es para mí junto con la trama, los principales motivos que han hecho que me quede prendado de Drakengard 3. La única cosa que puedo criticar de la trama es que en ciertos puntos se hace demasiado hincapié en temas sexuales, por culpa de Octa. Esta temática es divertida muchas veces en el juego, pero una vez que aparece este personaje es algo que se quema mucho y puede caer pesado. Sin embargo, esto no empaña la trama principal, pero es algo que para mi se podría haber reducido. Más que un análisis, quiero que con esto quede claro lo mucho que me ha gustado este juego. Quiero animar a que quien quiera encontrar una historia y personajes inolvidables no se lo piense dos veces en comprarlo. Entiendo que las notas de las reviews condicionen su compra pero recalco que si quieres disfrutar de Drakengard 3, tienes que saber perdonar sus fallos, y es que insisto, si se sabe hacer esto te encuentras con algo maravilloso. Es el precio a pagar para disfrutar de Zero y Mikhail, para que te hagan reír y llorar como lo han hecho conmigo.
3 VOTOS
Pedir moderación
SeykuSoS / 24 de mayo de 2014
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
9
Magnífico

The Final Song

Este análisis es spoiler free, es decir, carece de spoilers mayores del argumento y trato de evitarlos todo lo que pueda más allá de las bases de la trama que son mínimas para saber de que trata la historia, así que no os preocupéis. ( No leáis el último párrafo sin leer el que hay antes, por favor, la conclusión no está ahí, lo último es algo para los que no puedan superar el final ) Antes de empezar, me gustaría empezar afirmando que el sistema de calificación de 3DJuegos no es el que voy a usar, así que la mayoría de los valores ( Excepto la nota ) están puestos casi a voleo, no les hagáis caso, por favor. Dicho esto, un poco de información básica. Drakengard 3, lanzado este pasado Miércoles 21 de Mayo de 2014 en nuestro país es el tercer juego de la saga Drakengard, una no especialmente conocida por estos lares, pero que con sus dos primeras entregas fue destacada por el tratamiento oscuro y profundo de su trama, además de una jugabilidad un tanto interesante y un estilo de música único, las dos primeras entregas fueron lanzadas en PlayStation 2. De Drakengard 1 existe un Spin Off llamado Nier, lanzado hace unos años en nuestro país también, el cual parte desde el final E ( Y alternativo al canónico, que es el A ) y es más o menos del mismo estilo en cuanto a términos jugables, manteniendo el gran nivel de calidad de la trama y poniendo más énfasis en una frase que el propio director del juego, Yoko Taro, mencionó en una entrevista de Drakengard 3 "No necesitas estar loco para matar a alguien, solo necesitas creer que estás haciendo lo correcto". Partiendo de esto, llegamos a Drakengard 3, que actúa como precuela de Drakengard 1. -Argumento- El argumento parte desde el siguiente punto, encarnamos a una chica llamada Zero, la cual tiene el objetivo de matar a sus cinco hermanas, las cuales derrocaron a cinco tiranos que anteriormente gobernaron la zona donde se ambienta el juego. Desde que ellas entraron al poder, se pudo gozar de la paz tras lo sucedido con los tiranos. No hemos de olvidar que tanto Zero como sus cinco hermanas no son humanas, son unas criaturas llamadas "Intoners" ( No diré mucho por motivos argumentales, espero que se comprenda ). La base argumental del juego es esa, sencilla y bastante directa, tenemos un objetivo claro, como Zero, erradicar a nuestras cinco hermanas, las cuales se llaman: One, Two, Three, Four y Five. Y para matarlas, Zero poose la ayuda de Mikhail, un joven e inocente dragón. Conforme el juego se desarrolla, se unen varios personajes a Zero y Mikhail en su misión de erradicar a las intoners. Durante toda la trama, dichos personajes que se unen tratan junto a Zero y Mikhail de una forma un poco absurda y claramente dada por fanservice temas sexuales, siendo la descripción de uno de los acompañantes, literalmente "and his member is the largest of any disciple's" ( Y su miembro es más largo que el de cualquier otro discípulo ). Y no, no estoy de broma, desde la recta intermedia hacia delante del juego este tipo de conversaciones se hacen comunes hasta que en el final desaparecen completamente, es aquí donde dependerá de cada uno, sus gustos y consideraciones, pero a nivel personal, no me agrada demasiado tal toque de fanservice que tiene el juego en ese aspecto. Una vez llegados al final, y claramente omitiendo spoilers, digamos que el juego no acaba, ya que posee varios finales, siendo el primero que vemos algo totalmente distinto a lo que el verdadero final supone, así que se debe superar tanto la partida como la nueva serie de misiones y extras que aparezcan para conocer al 100% la trama y así poder disfrutarla, ya que es quizás la mayor virtud del juego, la trama está espectacularmente bien estructurada, los dos personajes principales ( Mikhail y Zero ) sufren cambios a lo largo de ella y se hacen más notorios conforme avanzamos, los giros argumentales están puestos a la perfección y llevados hasta el detalle, y el final hace una gran honra y guiño a Drakengard 1. Yoko Taro siempre se ha caracterizado por una manera adulta de tratar a sus personajes ( Si omitimos el estúpido fanservice de esta entrega ) y lo mismo con el desarrollo de la trama, por lo que puedo decir y poner la mano en el fuego a que, a lo largo de este año 2014, no vamos a ver ninguna trama tan completa y elaborada respecto a lo que se conoce que vaya a aparecer. Eso sí, como todo, tiene su lado malo, la trama tiene un estilo muy japonés, por lo tanto... Es más que posible que no toda la audiencia sea adecuada para esta historia, la cual, he de mencionar, se disfruta mucho más en su recta final si se tiene una idea mínima de la trama de Drakengard 1 y como acaba, ya que, como precuela que es, tiene constantes guiños y detalles que solo los que tienen idea realmente podrán entender del todo, ya que se sabe la repercusión o como influyen los eventos de Drakengard 3 en Drakengard 1. -Jugabilidad- El juego pertenece al género hack'n slash, y he de decir desde ya que este no es uno de sus puntos fuertes, la jugabilidad es interesante y entretenida, tenemos un ataque normal, un ataque fuerte que consume resistencia, evasión, bloquear, saltar y que no falte el clásico modo que dura un tiempo limitado y nos hace más fuertes durante este, pero por otro lado se puede volver, no solo repetitiva a lo largo de la aventura, además a veces los controles responden de una forma no tan precisa como a la que estamos acostumbrados. Zero puede hacer uso de varios tipos de armas, los cuales preferiría no comentar para evitar spoilers, pero mi objetivo es decir que todos están claramente diferenciados entre sí, seguramente os quedéis enamorados de un tipo de arma y solo uséis ese, el cual seguramente sea el primero que os dan, la espada. Además de esto, el juego también nos permite controlar a MIkhail en ciertas partes de la aventura, ofreciéndonos dos posibilidades: Una fase en la cual podemos movernos por un entono y combatir de la misma forma que lo haríamos con Zero, pero a lomos de Mikhail y con unos ataques más característicos de un dragón... O también nos dan eventualmente una fase al más puro estilo escenario sobre raíles y sencillamente apuntar a los enemigos mientras nos movemos por la pantalla. Esta variedad le sienta bien al juego, ya que ante todo, es divertido jugarlo hasta que se pone repetitivo en ciertas partes o abusivo con ciertos enemigos, cuya inteligencia artificial no destaca demasiado, pero si que puede resultar a veces una seria amenaza para nuestras vidas. Podemos definir la jugabilidad como buena, correcta y media, no supone ningún cambio ni avance al género, pero funciona correctamente con algunos pequeños defectos. Se comentaba en ciertos foros y revistas que el control de la cámara era horrible, pero parece que no pudieron encontrar en las opciones la opción de deshabilitar que la cámara siga automáticamente la espalda de nuestro personaje, así que son totalmente injustificadas, la cámara funciona adecuadamente. -Gráficos, diseño artístico y tecnología- No es otro de sus puntos fuertes, ya que el motor gráfico del juego, no solo es que no sea poco puntero y se parezca más a un juego de los primeros años de PS3 que a uno de ahora, sufre algunas caidas de frames más regulares de lo que deberían ser, pero que no llegan a arruinar la experiencia la mayoría de los casos. Las texturas en general no son nada del otro mundo, pero en los modelados de los personajes principales si apreciamos una mayor calidad y apreciación al detalle, sin llegar, insisto, a nada puntero ni actual. El diseño artístico tiene un gran nivel en los personajes principales y algunos diseños ocasionales, pero en escenarios y enemigos normales no llega a destacar tanto. -Sonido y banda sonora- Los efectos de sonido hacen su función de una forma correcta y precisa, no llegan a ser nada realmente exagerado ni tampoco son disimulados, un aprobado en este sentido. El doblaje inglés es bueno respecto a lo que muchos doblajes no originales nos tienen acostumbrados, pero durante las escenas el audio de las voces parece estar mal grabado o... Sonar regular, como si estuvieran hablando demasiado fuerte o cerca del micrófono, esto puede ser algo realmente molesto para algunos, pero he de admitir que las voces inglesas, por más que siempre haya preferido el doblaje original ( Japonés en este caso ) hacen su trabajo de una forma magnífica. Respecto al doblaje, si se precompró el juego se nos regaló el pack de las voces japonesas, el cual se podrá usar una vez actualicen el juego, que seguramente será dentro de poco. Respecto a la banda sonora, compuesta por MONACA ( Grupo de compositores compuesto por: Keiichi Okabe, Keigo Hoashi, Kakeru Ishihama, Kuniyuki Takahashi ) Akitaka Tohyama, Denji Sano y Chihiro Onitsuka, tiene un gran nivel, diferenciándose de la mayoría de las otras bandas sonoras por una sencilla característica, casi todos los temas tienen tanto versión instrumental como instrumental y vocal, empleando la voz de Emi Evans para esta labor, el juego consigue encajar con una banda sonora que el propio director pidió a los compositores que fuera algo diferente a lo que hicieron en sus anteriores trabajos juntos ( Nier ) y lo característico a la saga Drakengard, logrado un gran resultado. Es una lástima que solo escuchemos la voz de Emi Evans una vez hemos activado el modo intoner ( El clásico modo que nos hace más fuerte mencionado en la jugabilidad ) o en temas concretos que lo traen de por sí. -Duración y rejugabilidad- El juego dura, apróximadamente, de 20 horas en adelante para obtener todos los finales, ya que para el último final nos fuerzan a conseguir todas las armas para acceder a él, lo cual no es una ardua tarea, pero sí requiere que completemos todas las misiones secundarias que tenemos disponibles una vez lleguemos a la entrada al final D. Los finales no son sencillas escenas o peleas con jefes alternativos, son más capítulos de la historia con nuevos enemigos y desarrollo que llevan a un nuevo final, aportando así más duración al juego. El juego se estructura en capítulos y podemos rejugarlos desde el punto de control que nos apetezca una vez los completemos, no es un mundo abierto ni tiene misiones más allá de las secundarias y la historia principal, elegimos una parte de un capítulo, la terminamos y jugamos la siguiente parte, todo cargándose desde el menú de preparación para la misión. Algunos momentos o peleas, puede que apetezca revivirlos, pero no es nada a lo que te incite el juego, depende de la curiosdad de cada jugador o si quiere ver de nuevo las escenas o revivir los combates. Concluyendo, según mi criterio, los tres apartados más importantes a la hora de analizar un juego son la historia, la banda sonora y el diseño artístico, los otros son importantes, pero siempre que no lleguen a un nivel ridículo que perjudique al juego como unidad no los llego a considerar tan determinantes como los ya mencionados, dicho esto, según mi criterio Drakengard 3 es un gran juego, que no está hecho para todo el mundo ni pretende destacar en apartado jugable y gráfico, pero que si consigue aportar una trama excelente en todos los aspectos y ante todo, es una secuela que hace justicia a la saga Drakengard, aportando mucha nueva información sobre cosas básicas del mundo y el pasado de la historia de Drakengard 1. Para el que no lo sepa, el juego no está ni doblado ni subtitulado al castellano, cosa que no beneficia ni perjudica la nota de este análisis, ya que, traducido o no, el juego ofrece lo mismo. Como apunte final, he de destacar que... el "jefe" final tiene algo bastante peculiar, tanto que he tardado cuatro horas en desesperarme y me ha llevado a utilizar una "guía" para superarlo, por lo que incito a cualquiera que lea este análisis y se quede atascado a visitar un video que voy a dejar ahora ( Requiere cuenta en Nico Nico Video, se hace al momento y es gratis ) al final del análisis para usarlo. Si tienes interés en no saber nada del final, naturalmente no lo abras ni leas lo que sigue e las próximas líneas, dejaré un pequeño espacio para evitar problemas ¡Gracias por leer hasta aquí si has tenido la paciencia para hacerlo! Espero que el análisis haya sido de ayuda. El vídeo ha de sincronizarse con lo que esté ocurriendo en tu pantalla y servirá como una guía para poder superar el reto que supone el "jefe" final, por lo que una vez logréis sincronizarlo, solo hay que atender a la imagen del vídeo y pulsar los botones cuando haga falta. Recomiendo intentarlo por vosotros mismos antes de utilizar este medio, ya que realmente es un detallazo y merece la pena intentarlo, pero es terriblemente difícil, por lo que todo aquel que quiera completar el juego y no pueda, aquí tenéis el enlace al vídeo http://www.nicovideo.jp/watch/sm22538673
18 VOTOS
Pedir moderación
Escribe tu análisis
El análisis de los usuarios
Tienda
Drakengard 3

¡No busques más! te ofrecemos el mejor precio.

Drakengard 3
Tienda
Plataforma
Precio
PS3
19,99€
Valoración y estadísticas
7,0
Valoración 3DJuegos
“Interesante”
Sobre el sistema de valoraciónEscribe tu análisis
8,9
Análisis lectores
(8 análisis)
Popularidad:
Inexistente
¿Qué es?
Ranking:14713 de 33632 juegos
En la comunidad:
Usuarios (240) | Grupos y clanes (0) | Más
Expectativas / Valoración (209 votos)
8,8
Tu voto:
12345678910
Foro del juego
SplashJesus
Drakengard 3 tiene subtitulos en español?
Kiraaligheri

Participa en el foro de este juego
Si eres un fuera de serie o todo un crack con “Drakengard 3” de PlayStation 3, o simplemente quieres intercambiar tus trucos, guías o dudas sobre este juego, no lo dudes, pásate por su foro.

Y recuerda, si estás atascado en este videojuego puedes crear un tema de ayuda en su foro.