Gears of War: Judgment

Gears of War: Judgment

Fecha de lanzamiento: 22 de marzo de 2013
 · Plataforma
Gears of War Judgment - Análisis

Gears of War Judgment - Análisis X360

Análisis “Gears of War: Judgment”

8,2
Twittear

37

6

Compartir

0

Por  /  18 de marzo de 2013
241 comentarios
Recientes

El pelotón Kilo carga sus armas, y Baird y compañía se preparan para contarnos su historia. Epic Games deja su más poderosa franquicia en manos de los creadores de Painkiller, y éstos nos brindan un Gears of War distinto y algo más frenético. Judgment cambia muchas cosas a las que estamos acostumbrados, pero mantiene su esencia, y esa es precisamente la mayor virtud de un juego notable aunque también muy inferior a sus brillantes predecesores.

Si estás cansado de Marcus Fénix, Judgment es tu respuesta. Si te agota ya la fórmula Gears of War y deseas algo más frenético y un poco distinto, Judgment es una opción muy interesante. Si tienes curiosidad por saber qué sucedió antes de lo que vivimos en los episodios anteriores... Judgment es para ti. Puede que no sea el mejor título de la saga, de hecho queda bastante lejos en términos de calidad, pero el debut de People Can Fly en la serie de Epic Games no deja de ser una cita interesante para los fans de la franquicia por su componente curioso y por las novedades que incorpora... Aunque no todas sean acertadas.


El primer trabajo dentro de la conocida saga abanderada de Xbox 360 de los creadores de Painkiller es sugerente y tiene algunos aspectos francamente buenos, pero demuestra también que en cuanto a inspiración y talento este equipo polaco está lejos de lo que ofrecían los juegos de Cliff Bleszinski y compañía. La cantidad de contenidos es incuestionable, sin embargo algo de chispa ha faltado en todos ellos para pasar de lo notable a lo sobresaliente. Judgment es un buen juego, uno muy bueno de hecho, pero también uno que no alcanza las cotas de brillantez de los tres primeros y memorables episodios que hemos disfrutado en la consola de Microsoft.



El Juicio Final

Como era de esperar, el nuevo Gears of War comienza con un ritmo trepidante. Una breve cinemática nos pone en contexto, y nos desvela que Marcus Fénix deja su testigo al frente de la serie para este episodio en manos de un Baird que hasta ahora sólo había disfrutado de un persistente rol de secundario. El nuevo héroe, y sus debutantes compañeros del pelotón Kilo se enfrentan a un tribunal de guerra tras llevar a cabo una serie de actos cuestionables en la guerra contra los Locust. Los detalles sobre sus acciones son al principio un misterio, y de hecho la campaña individual se va a centrar en desgranarlos con un planteamiento que avanza hacia atrás y hacia delante en el tiempo y que nos cuenta la historia desde distintas perspectivas, cada una de ellas encabezada por uno de los protagonistas.

People Can Fly, propone un punto de partida ciertamente apasionante, aunque después no lo aprovecha en la medida que nos hubiera agradado desde el punto narrativo o jugable. Cierto que la serie en sus inicios no cuidó de forma especial el guión, hablamos como es obvio del original, pero también es cierto que segundo y tercer capítulo tuvieron crestas de la ola en términos argumentales fantásticos, e incluso algunos momentos de sorpresivo componente emotivo y dramático. No hay mucho de eso en un Judgment que intenta algunas cosas pero que no acaba de funcionar con tanta eficacia, y que limita sus éxitos a una o dos sorpresas que obviamente no podemos contar pero que están ahí y que puede que dibujen una sonrisa o una mueca de sorpresa en nuestros rostros.


Cada capítulo cuenta con su introducción, donde más se explaya, y cada segmento está también protagonizado por un miembro del pelotón distinto. Las divisiones dentro de cada una de ellas se reducen en su vasta mayoría a pequeños vídeos en los que los personajes se limitan a abrir una puerta para únicamente enmascarar un tiempo de carga antes de abrirse paso a otra secuencia de acción. Judgment, de hecho, opta por una estructura muy homogénea que divide esos volúmenes en pequeñas partes que ejercen a modo de compartimentos estancos. ¿El motivo? El primer Gears of War de People Can Fly apuesta por una mecánica sorprendente, que lo empareja casi con el género Hack and Slash ya que nos puntúa por cada sección que cumplimentemos.


Gears of War Judgment

Baird es el encargado de encabezar Judgment. El antaño secundario lleva el peso de la narrativa, y lo reparte con el resto del pelotón Kilo.

Así un capítulo, por ejemplo, se divide en alrededor de diez porciones, y cada una de ellas está coronada con un tablero de puntuaciones que nos cuenta qué tal lo hemos hecho. Para sumar contará prácticamente todo lo que hagamos, así que prepárate para hacer acopio de insignias y para acumular todas las bajas que puedas, asegurándote también de que en su mayor medida sean ejecuciones, disparos a la cabeza y enemigos que queden despedazados. Por cierto, las veces que caigamos abatidos restarán, así que prepárate para hacerlo muy bien. ¿Has quedado satisfecho con tu trabajo? De acuerdo, echa un vistazo a tus puntos pulsa botón verde y pasamos al siguiente bloque. ¿Crees que podías haberlo hecho mucho mejor? Prepárate para repetir, aprieta el amarillo y vuelve a afrontar el tramo.


De este modo el juego no deja de ser un viaje, como todos los Gears of War, pero no está tan volcado como los anteriores en hacernos avanzar. Los distintos bloques que componen cada uno de los volúmenes son, como decimos, secciones herméticas... arenas independientes en definitiva que están separadas por una puerta que, para cruzarla, nos exigirá el apretar el botón superior de la cruceta para así asistir al mencionado panel de puntos que nos de acceso a la siguiente sección. Así una vez, y otra.. y otra...


Gears of War Judgment (Xbox 360)

A pesar del cambio de estudio, el nuevo Gears of War respeta fielmente la esencia de la serie de Epic Games. Cobertura, disparos certeros y combates sanguinarios.

Pelotón Kilo

Con estos parámetros el lector puede imaginar que Gears of War: Judgment se estructura casi como si de un videojuego de conducción se tratara. Sus secuencias de acción en bloque son las pistas, y en lugar de aprendernos los trazados y dónde pisar y dónde levantar el pie del acelerador, aquí acabaremos memorizando los mapeados y los agujeros por donde salen los enemigos... Teniendo en cuenta siempre que las tipologías de éstos son aleatorias, y que cambiarán en cada uno de los intentos que llevemos a cabo. En caso de que te gusten los retos hay una forma de multiplicar exponencialmente la dificultad, y es la de acceder a los informes clasificados que podemos liberar y que están justificados desde el punto de vista narrativo como el de ser algunos matices de la historia, pero cuya única implicación real es la de que pueden resultar alternativos desde el jugable.

Para acceder a ellos basta con buscar por el escenario alguna calavera roja pintada en una pared, y una vez cerca de ella pulsaremos el botón azul para que se nos expliquen las condiciones. Así, por ejemplo, puede que se multiplique el número de enemigos, que se entorpezca la visión de los personajes o que se reduzca la munición y se nos limite a una serie de armas específicas... Todo ello para obtener algunas estrellas extra aumentando el multiplicador, para hacer de la experiencia algo más desafiante y también para encontrar una mayor justificación a los actos de los protagonistas, que recibirán algo de respaldo en sus testimonios si aceptamos los distintos cambios. Debe quedar claro que su aceptación no implica añadir nuevas secciones, sino que sólo supone un refuerzo de dificultad a las existentes.


Los niveles de reto son los habituales, con los dos más sencillos destinados para los debutantes en la franquicia, así como el de Elevada (recomendado para los veteranos) y el Locura que se desbloquea al terminar la campaña por vez primera. El juego presenta una oposición razonable, aunque la inteligencia artificial no acaba de ofrecer los resultados que esperábamos ni en cuanto a los oponentes ni en cuanto a los aliados. La serie nunca ha brillado de sobremanera en este sentido, sin embargo en esta ocasión tenemos posiblemente a los NPCs más cortos de vista y menos avispados que hemos visto hasta ahora. Será habitual rodear a los enemigos y abatirlos disparándoles por la espalda de formas sencillas hasta lo cómico, pero también es una constante que nuestros compañeros del pelotón Kilo que estén dirigidos por "la máquina" se crucen en nuestra línea de fuego en el momento más inoportuno. Por suerte sí serán rápidos a la hora de rescatarnos y reponer nuestra energía cuando estemos arrastrándonos y debatiéndonos entre la vida y la muerte.


No obstante el problema principal del juego viene derivado del estilo de Defensa de Torres que parece tener el programa durante la práctica totalidad de la experiencia. No es que nos disgusten ese tipo de juegos, recordamos de hecho brillantes propuestas circunscritas a este estilo, pero sinceramente esperábamos bastante más que esa reiterativa mecánica para una saga con la riqueza de contextos y situaciones que generalmente se venían presentando. De acuerdo en que hay algunos cortes de asalto a posiciones enemigas en arenas de buen tamaño, pero lo que más abunda son áreas algo más reducidas que deberemos defender de oleadas de enemigos y en las que contaremos con pequeñas ayudas como torretas ametralladoras.


Gears of War Judgment

Los Locust vuelven a ser nuestro principal enemigo en el videojuego. Los combates serán tan furiosos como siempre.

En términos de duración no hablamos de un producto particularmente generoso, más bien todo lo contrario. La campaña principal de Judgment puede llevarnos algo más de cinco horas en función de la dificultad escogida y de nuestra habilidad, un dato en cualquier caso bastante alejado de lo que ha venido ofreciendo la franquicia. Hay, eso sí, otra campaña que se libera al obtener cuarenta estrellas en la mencionada mecánica de las puntuaciones, y que responde al nombre de Consecuencias. Se trata de un pequeño epílogo que ejerce a modo de "capítulo perdido", y que nos explica eventos que sucedieron ya al final de la línea temporal de Gears of War 3. No vamos a dar pistas sobre todo ello para evitar spoilers, pero sólo dejaremos claro que su aportación es la de un estilo más similar al clásico de la serie, y que supone un añadido de poco más de una hora.


CGO vs Locust -Multijugador -

A pesar de que la serie Gears of War no ha estado exenta de problemas en cuanto a su faceta puramente on-line, lo cierto es que el multijugador siempre ha sido uno de los grandes baluartes de la franquicia. Atrás quedaron ya las ventajas del anfitrión y algunos problemas de lag, puesto que desde hace varios episodios el juego cuenta con un salvaje potencial para todo lo que tiene que ver con la experiencia competitiva y cooperativa. En esta misma línea sigue un Judgment que no ofrece réditos tan brillantes en cuanto al disfrute acompañado como sus predecesores, pero sí es cierto que nos brinda en esta vertiente sus mejores momentos.

La posibilidad de superar la campaña acompañados vuelve a ser, de hecho, uno de los principales focos de atención de la experiencia. Hasta cuatro usuarios pueden unir fuerzas encarnando a los distintos miembro del pelotón Kilo, algo que disparará exponencialmente la diversión que ésta es capaz de brindarnos. De hecho afrontar el modo historia en solitario puede dejarnos una sensación algo vacía por su planteamiento, y es que su concepción en torno a arenas y salas de combate cerradas no deja demasiado tanto lugar a la diversión individual como en el pasado. No obstante cuando lo disfrutamos acompañados el programa gana algunos enteros, y convierte su propuesta de “Defensa de Torres” en algo más notable y dotado de interés.


Gears of War Judgment (Xbox 360)

Conoceremos algunos personajes secundarios de interés. El responsable del tribunal es uno de los más impactantes.

Así pues merece la pena echar un vistazo al cooperativo on-line (para hasta cuatro usuarios) y también al off-line (a pantalla dividida para dos), pero el auténtico señor de la guerra vuelve a ser la presencia de las variantes competitivas. Aquí tenemos un menor número que en los Gears of War estándar, pero en esencia los estilos de todas ellas son casi siempre muy convencionales. Las habituales listas de reproducción del enfrentamiento nos brindan tan sólo cuatro alternativas, renunciando en cuanto a conceptos y nomenclatura a lo que veníamos viviendo en la serie dentro de los episodios desarrollados por Epic Games.


Invasión, por ejemplo, es la primera de ellas. Con un límite de 10 usuarios, como el resto de opciones jugables, enfrenta a dos equipos de cinco cada uno que se turnarán en el caso de la CGO para defender una serie de objetivos, y en el de los Locust para volarlos por los aires. Se trata de un estilo bastante clásico y predecible que, no por ello, deja de ofrecer buenos resultados gracias a la fórmula lenta, pausada y con un cierto punto táctico que tanto se fomenta con un planteamiento más cargado de táctica y de objetivos estáticos como éste. Todos contra Todos, por otra parte, es exactamente lo que su propio nombre indica, un auténtico caos de disparos y explosiones que no acaba de funcionar demasiado bien con la experiencia clásica ni con la tipología del control. Es quizá la parte más rudimentaria, predecible y poco satisfactoria de toda la oferta.


Gears of War Judgment

La inteligencia artificial no acaba de brillar. Por suerte nuestros aliados sí estarán bastante despiertos a la hora de revivirnos cuando caigamos.

Dominio es la tercera en discordia, y tiene bastantes similitudes con algunas alternativas que los veteranos de la serie recordarán. En el mapa hay tres anillos que tendremos que controlar, y nuevamente tendremos ante nosotros la vertiente más estratégica del programa, teniendo que ocuparnos de atacar y defender para mantener su posesión e ir sumando puntos mientras el otro equipo trata de hacer lo propio. Es un estilo de juego casi tan viejo como la propia IP Gears of War, pero sigue siendo uno que ofrece los mejores resultados del título. ¿La última de las alternativas? Otra veterana, casi eterna, y también de probada valía: un modo de combate a muerte por equipos en el que sencillamente gana el bando que logra llegar primero a un número determinado de puntos.


Supervivencia es la apuesta principal de People Can Fly, y viene a sustituir al antiguo modo Horda, fusionando a CGO y Locust en una misma modalidad, en lugar de estar dividida su presencia en dos como en entregas anteriores. La idea vuelve a ser la de combatir oleadas de ataques con cuatro jugadores, desde el bando humano, y de tratar de destruir todo lo que se mueva desde el lado Locust. Una vez más los primeros se enfrentan a una labor de resistencia, teniendo que aguantar oleadas y oleadas para salir vencedores e ir protegiendo sus objetivos, mientras los segundos, por su parte, podrán escoger su tipo de infantería alienígena y, cada una con sus virtudes y sus defectos, deberán ir llevando a cabo una ardua labor de desgaste hasta arrinconar a sus enemigos punto de control a punto de control y acabar venciéndoles. Además, encontramos también pequeñas modificaciones como los Eventos Especiales, sólo con Gnashers, y los VIP que ofrecen la posibilidad de disfrutar de todas las alternativas del Enfrentamiento en Línea con más puntos de experiencia que en las listas habituales.


Así pues el multijugador de Judgment es, dada la brevedad y el carácter reiterativo de la campaña, su gran baza. Son, como decimos, una serie de alternativas que juegan sobre seguro, pero a pesar de ello también hay algunos aspectos en los que sus responsables han corrido ciertos riesgos. ¿El principal? El hecho de poder escoger clases dentro de la CGO, algo que aporta ciertas novedades de interés en cuanto a determinadas modalidades. Cada uno cuenta con sus propias armas, pero lo más estimulante es que cada uno tiene una habilidad especial vinculada al botón LB del pad. Los soldados, por ejemplo, dejan caer munición tanto para ellos como para sus aliados. Los exploradores, por otra parte, tienen acceso a posiciones elevadas y además sirven de vigía para los compañeros puesto que pueden lanzar granadas que localizan las posiciones de los rivales. Los médicos pueden curar y reanimar tanto a sí mismos como a sus compañeros, con el lanzamiento de las granadas estimulantes. Los ingenieros, por último, son probablemente el estilo más interesante y versátil puesto que son capaces de desplegar torretas ametralladoras, y también de equipar una herramienta que sirve para reparar las fortificaciones y alambradas en caso de poseerlas.


Gears of War Judgment (Xbox 360)

El multijugador es clave. Cuenta con algunas novedades de importancia, pero lo principal es que continúa siendo adictivo y con gancho.

Engranajes de Guerra - Gráficos y Tecnología-

Desde el punto de vista visual la serie Gears of War siempre ha sido uno de los grandes referentes de la actual generación de videoconsolas. Es imposible no echar la vista hacia atrás y recordar el asombroso impacto que produjo en su momento el lanzamiento de la primera parte allá por el año 2006, un verdadero boom y el primer peldaño de la demostración del neto avance gráfico que suponía el cambio de ciclo. Ahora han pasado siete años y hemos disfrutado ya de tres juegos y varias expansiones antes de la llegada de Judgment, así que parte del impacto ha sido lógica y convenientemente aplacado. Podemos decir, por lo tanto, que el juego de People Can Fly presenta un aspecto fantástico y de una enorme calidad, aunque la capacidad de sorprender ya ha desaparecido.

A nivel artístico puede que estemos ante uno de los trabajos más vistosos que ha ofrecido la saga desde el primer capítulo... No el mejor ni el más completo en este sentido, pero sí quizá el más llamativo y colorista. La decisión de ambientar la práctica totalidad del programa en entornos urbanos sienta bien a una franquicia que ya en la tercera entrega renunció a las lúgubre cavernas de la secuela, y que continúa aquí un camino más saturado en cuanto a tonalidades y más decidido a sacar partido de las brillantes técnicas de iluminación que permite Unreal Engine. Vuelven, por lo tanto, las majestuosas estructuras y las grandes plazas coronadas por estatuas y jardines que tanto nos gustaron del original, el espíritu más clásico de la franquicia vuelve a estar muy presente desde ese punto de vista.


Gears of War Judgment

Artísticamente hablamos de un programa muy rotundo. En esta ocasión el juego se inclina por una ambientación fundamentalmente urbana.

Los diseños de las novedades también presentan un buen trabajo a sus espaldas, aunque aquí todo es algo más convencional y menos llamativo. De los nuevos protagonistas hay dos que ya conocíamos (Baird y Cole) y otros dos que debutan, una fémina y otro con la cara parcialmente quemada, pero tanto los héroes como los secundarios son fieles también a lo que esperábamos, y ofrecen pocas sorpresas en este sentido. Por otra parte en cuanto a los Locust también hay algunas novedades, aunque el grueso de su bestiario es directamente reciclado de entregas anteriores. Entre los “fichajes” el que más nos ha gustado es una salvaje bestia que cuenta con un arma de fuego, pero que es capaz de liberar un modo Furia que la muta hasta convertirla en un devastador tanque que será capaz de despedazarnos si no nos apartamos de su camino.


Desde la perspectiva puramente gráfica el juego presenta un look fenomenal, con el habitual gran trabajo que presentan los productos marca Gears of War. El modelado de los [/b]personajes[/b] es impecable, con el habitual nivel de detalle para polígonos y texturización que viene siendo tradicional. Lo mismo podemos decir de los escenarios, fantásticamente retratados y con un punto reducido pero agradable de destrucción por explosiones o disparos que afecta a la jugabilidad en el sentido de las coberturas. En términos tecnológicos la calificación se resiente por la floja inteligencia artificial, aunque tenemos que dejar claro que en cuanto a fluidez el juego es bastante generoso, a pesar de que hemos notado alguna ralentización apenas perceptible en momentos muy puntuales.


Gears of War Judgment (Xbox 360)

Desde el punto de vista gráfico es difícil hacer reproches al nuevo Gears of War. El Unreal Engine vuelve a hacer de las suyas.

En lo sonoro la banda sonora se aleja algo de lo que es tradicional en la serie, y apuesta por un estilo algo más repetitivo y metálico con fuerte presencia de guitarras eléctricas y ritmos medios. Los efectos de sonido son fantásticos, muy en la línea de lo que esperábamos, y suponemos que el doblaje a nuestro idioma será el realizado por el equipo habitual de la serie, ya que la copia enviada por Microsoft a la redacción de 3DJuegos estaba en español neutro. Para comprobarlo deberemos esperar a una nueva versión final en un análisis que actualizaremos a su debido tiempo.


8,2
“Muy Bueno”
Valoración 3DJuegos - Gears of War: Judgment
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:

Judgment no es, en absoluto, un mal videojuego, pero sí es uno que queda algo alejado de los estándares de calidad a los que estábamos acostumbrados. People Can Fly debuta en la saga con pulso firme y buenas intenciones, pero acaba ofreciendo un producto que queda algo lastrado por patrones repetitivos y que a veces no acaban de sacar provecho de las mecánicas Gears of War. Un producto, sin embargo, rotundo, visceral y bastante recomendable para los fans de la serie.

Anímate y comparte tu experiencia con el resto de jugadores realizando tu propio análisis de Gears of War: Judgment. Tu artículo será publicado en la revista y leído por muchos usuarios, ¡Lúcete!

Valoración y estadísticas
8,2
Valoración 3DJuegos
“Muy Bueno”
8,4
Análisis lectores (77 análisis)
Popularidad:
Notable
¿Qué es?
Ranking:818 de 20039 juegos
Top10 X360:61 días como número 1
En la comunidad:
Usuarios (2310) | Grupos y clanes (25) | Más
Expectativas / Valoración (2551 votos)
9,0
Tu voto:
Tienda
Gears of War: Judgment
19,99 €

¡No busques más! te ofrecemos el mejor precio.

Oferta exclusiva: Incluye la primera parte! ¡Regalamos un código para desbloquear el Hammerburst Clásico!
Grupos y Clanes relacionados
Ejercito Xboxer

Grupo con 60 miembros

El poder de la caja x
Gaming World

Grupo con 44 miembros

Bienvenido a todos los Gamers
-Gears Of War Fans-

Clan con 18 miembros

El mejor juego de guerra
Gears Of War Games

Grupo con 15 miembros

Tripas , sesos , sangre volando un placer unico
GOW Judgment

Clan con 12 miembros

“Quieres Jugar?.. Estas en el lugar Indicado..!!”
Mad world

Grupo con 11 miembros

Gears hasta el fin
Todos los grupos y clanes (25)
Foro del juego
Autor: Gaston74
Autor: Shadiikz
Participa en el foro de este juego
Si eres un fuera de serie o todo un crack con “Gears of War: Judgment” de Xbox 360, o simplemente quieres intercambiar tus trucos, guías o impresiones sobre este juego, no lo dudes, pásate por su foro.
Y recuerda, si estás atascado en este videojuego puedes crear un tema de ayuda en su foro.
Universo relacionado