|
Inicio
PC
PS4
XOne
Switch
3DS
PS3
X360
Wii U
iOS
Android
Videos
Foros
eSports
  • Portada
  • Noticias
  • Videos
  • Imágenes
  • Análisis
  • Artículos y Reportajes
  • Hardware
  • Guías
  • Trucos
  • Todos los Juegos
  • Top100
  • Lanzamientos
Diablo III
Diablo III
Fecha de lanzamiento: 3 de septiembre de 2013
 · Plataforma
PCPS3X360Mac
  • Ficha
  • Análisis
  • Noticias
  • Artículos y reportajes
  • Videos
  • Imágenes
  • Trucos y Guías
  • Conexiones
  • Foro del juego
Análisis de los lectores (Diablo III)
8,3

Diablo III

“Muy Bueno”
(Nota media sobre 13 análisis)
¿Y tú qué opinas?
Escribe tu propio análisis
Análisis de Diablo III / Opiniones de Usuarios
  • Recientes
  • Por fecha de publicación
  • Más votados
Marxllano / 22 de agosto de 2016
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
10
Inolvidable

Alabado sea diablo!!!!!!!

Este es un juego espectacular nunca me habia emocionado tanto con un juego diabolico desde que jugue al DMC este juego la verdad no le veo nada en contra salvo la duracion de la campaña el resto esta muy bien logrado. La historia es impresionante mucho mas narrativa que el 2, la jugabilidad es hiper adictiva mucho mas que el anterior por ser muchomas accesible, directa y muy frenetica. Los graficos no se puede decir mucho pero aun asi son hermosos por mas que sean sencillos ademas teniendo en cuanta que se empezo a desarrollar en 2002. Y el sonido me encanto la ambientacion y la musica le quedan como anillo al dedo. Los demonios son mi gran fascinacion y estoy muy feliz de haber jugado a este juego. Si lo que buscas es una gran historia satanica com mucha accion bien frenetica y caotica jugalo no te vas a descepcionar. Ahora si lo que buscas es una experiencia exactamente igual a los anteriores diablo este juego no es para vos.
Pedir moderación
Psychotic-gamer / 3 de septiembre de 2014
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
3
Terrible

No sólo.es decepción, también siento pena

Chicos el analisis que os traigo hoy puede no ser de mucho agrado para algunos, en cambio la gente fiel a la saga estará conmigo Me animé a darle una oportunidad al DIABLO 3 aún.sabiendo que lo que había visto en gameplays no me llamaba nada, lo.compre y fue empezar el juego y darme cuenta que blizzard se estaba prostituyendo, que todo lo que amaba de esta saga ya no estaba, sentí pena tristeza al darme cuenta que no era el juego oscuro claustrofóbico que solía jugar cuando era un crío, le quitaron ese aire tan característico que tenían DIABLO 1 y 2 Para mi es un.juego enfocado al.público del wow que para mi va a pasar sin.pena ni gloria, es entretenido si, pero no es ni la sombra de lo que fue diablo 2 para mi Gráficamente es hasta cómo una caricatura, muy al estilo del World of warcraft Y lo.peor es la.historia, diablo sobre todas las cosas era un.juego que poco a poco.dejaba ver su historia y sin muchos diálogos superfluos dando una sensación.de soledad absoluta al más puro estilo Dark.Souls haciéndote sentir sólo y ala deriva lo cual.en.está tercera entrega es totalmente lo.contrario aveces provoca callar a los personajes y Saltar los diálogos porque son.totalmente innecesarios La.ambientación no es gran cosa lo único resaltable sería el.cielo, pero aún.así no llega ni a los tobillos de lo que fue arreat o el.infierno, no hay catacumbas profundas y oscuras, no hay pasadizos ocultos que llevan a cofres secretos no hay mapas random para hacerte buscar la salida,no hay junglas como Kurast, ni desiertos tan enigmáticos como Lut Gholein, ni cubiles de gusanos y paro de contar porque sinceramente me emocionó al recordar lo que fue y lo que significó DIABLO 2 en mi infancia Sin.duda este juego no ea digno de ser un.diablo y lamentablemente ni me voy a tomar la molestia de comprar la.expansión porque tampoco.llegará ni a los pies de LORD OF DESTRUCTION
Pedir moderación
Ronald10CDL / 15 de marzo de 2014
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
9
Magnífico

¿La adicción es pecado? Pues bienvenido al Infierno

La saga Diablo, veterana e influente dentro del género A-RPG como pocas, vuelve a aparecer tras más de una década de espera. La palabra hype se queda pequeña ante lo que significó la expectativa generada alrededor de un Diablo III que, de manos de una Blizzard más madura y experimentada que nunca, trae consigo lo que ha caracterizado a la saga por muchos años: una adicción sin igual. Si bien queda claro que ha pasado a ser una propuesta abierta a un público más amplio, no se le puede quitar el hecho de que aun así logra lo que en su momento hicieron sus predecesores. Tal vez no con la misma relevancia, aunque sí que representa una experiencia cargada de horas de entretenimiento masivo. Historia Los oscuros y lúgubres sucesos que se vivieron en Diablo II por fin cesaron. Santuario pudo, por más poco tiempo que haya sido, vivir una época de paz y armonía en donde las abominaciones del Infierno no causaban problema alguno. Desgraciadamente, y más temprano que tarde, los buenos tiempos llegarían a su fin, puesto que el despertar del mal sería un hecho inevitable. Debido a la situación, Deckard Cain, el último horadrim en pie, se dispone a indagar junto a su nieta Leah en la Catedral de Tristram sobre cómo ponerle fin. Como lo mencionaba la profecía, el Apocalipsis comenzaría con una estrella cayendo del cielo en el mismo lugar donde Diablo había llegado al mundo y en el que Cain y Leah se encontraban. La estrella sirve como advertencia para los héroes sobre que el mal se acerca, pero su energía también representa el despertar de todas las abominaciones que asolarán Santuario. Nuestro héroe tendrá, dependiendo de su clase, sus propios motivos por los cuales se dirige a la estrella, pero todos ellos terminarán con el mismo propósito: ayudar a Leah a recuperar a su abuelo y descubrir qué es en realidad esa estrella. A medida de que la trama avanza, divida en cuatro actos, iremos encontrando personajes con gran importancia para la trama, algunos viejos conocidos, que nos ayudarán a descubrir el cómo lograr erradicar el mal que deambula por el mundo. Seremos los encargados de viajar a través de Santuario cumpliendo misiones que nos acercarán cada vez más a la raíz de todos los problemas, los cuales de por sí siempre serán inciertos. Con muchos e inesperados giros de guión, muy buenos personajes, un lore exquisito y un mundo totalmente absorbente, el argumento de Diablo III cumple de sobremanera. Gracias a una precisa ejecución de todos los aspectos que lo rodean, logran atrapar al jugador desde primera instancia, insinuando cada vez más a que sea explorado en su totalidad y que no quede ningún secreto sin descubrir. La trama cuenta con la complejidad justa para que requiera total atención, e incluso teniendo un contexto tan utilizado como lo es la eterna batalla entre el Cielo, la Tierra y el Infierno, logra adecuar la historia para que no sea algo típico, sino que cuente con un estilo propio de la saga y, claro está, ejecutado de una forma magistral. Jugabilidad Si bien cuenta con un argumento destacable, no cabe duda respecto a que el máximo baluarte de Diablo III es su jugabilidad. Por ese motivo, que se ha dado desde toda la saga, es por el cual encontraremos unas mecánicas que llevan la adicción a otro nivel. A pesar de su inevitable simplificación, podemos encontrar diversión a raudales, porque la propuesta que busca ofrecer se basa en la rejugabilidad a través de un completo y variado conjunto de factores que se involucran en el contenido que posee, generando una libertad colosal para que el jugador sienta que ninguna partida será igual a la otra. Con un Santuario más grande que nunca, sumado a una independencia casi total entre clases, podemos hallar en Diablo III un juego que no sólo alberga gran cantidad de contenido, sino que también posee una calidad inconmensurable. Lo principal y más trabajado de su propuesta son los combates. Controles simples pero eficaces, una gama de posibilidades increíble, la necesidad de evaluar la situación y adecuarse a ella para triunfar y, como no, el entretenimiento que supone machacar demonios a cada segundo, son los principales exponentes de un sistema tan adictivo como complejo. Contamos con 5 clases de héroes a nuestra disposición para atravesar esta aventura, cada uno con una identidad fácilmente distinguible entre unos y otros por motivos jugables y argumentales, como uno de los principales motivos por los cuales Diablo III no es un juego para pasarse una sola vez. La experiencia completa se encuentra gracias a la exploración, no sólo aquella que se da en los mapas, la cual es más que vasta cabe aclarar, sino que el jugador intente constantemente todas las modalidades que Diablo III ofrece y así encontrar aquella que más se adecúe a su estilo, ya sea mediante el cambio de dificultad, que mantiene varios niveles para cada tipo de jugador, o de los propios personajes. Todos los héroes poseen una misma estructura respecto a las mecánicas, aunque todas ejecutadas de una forma distinta. Cada uno de ellos posee un abanico de habilidades bastante completo y que nunca se repite. Todos cuentan con la posibilidad de equiparse tres habilidades pasivas, una habilidad básica sin gasto de energía alguno, una habilidad secundaria de más poderío y una habilidad defensiva que influye sobre lo táctico dentro de los combates, además de auras con distintos propósitos, tanto defensivos como ofensivos. Estas son las divisiones que posee cada árbol de habilidades, y ésas a su vez llevan 5 habilidades distintas, las cuales se dividen en runas que cambian ciertos aspectos de los poderes en cuestión, ya sea daño, efectos secundarios, gasto de energía, entre otros. Así pues, el tener posibilidades tan extensas proporcionan al jugador la libertad de crear y moldear un personaje a su propio estilo, por lo tanto, y en base a que cada clase mantiene pocas similitudes entre sí mismas, las partidas mantendrán siempre una esencia propia, logrando alcanzar una capacidad rejugable increíblemente extensa. Dejando a un lado la exploración de las posibilidades, el concepto del término en sí posee bastante fuerza en Diablo III, la suficiente como para representar otro de los exponentes en cuanto a duración y rejugabilidad respecta. Como todo buen RPG, el recorrer los mapas de pies a cabeza se torna fundamental si queremos, además de exprimirlo al máximo, lograr recopilar la mayor cantidad de objetos posibles para aumentar nuestro poderío. Ya sea que los enemigos lo suelten o para conseguir el dinero suficiente y comprarlo en las tiendas, no hay dudas en que tener unas buenas armas y armaduras es fundamental para enfrentar los más grandes retos del juego. Éstas van desde las comunes, aquellas sin propiedades destacables, hasta las Legendarias, la clase de objetos más codiciada de todo el juego cuyas características resultan ventajosas para aquel que las posea. En ocasiones acaban por resultar prácticamente indispensables ya que, en las más altas dificultades, la vida, daño y resistencia de los enemigos aumenta de una forma abismal, y es en esos momentos en donde encontramos la mejor cara de Diablo III. Añadiéndole las misiones secundarias, que no son pocas, y los sistemas de herrería y orfebrería, que sirven para forjar armamento y mejorarlo -respectivamente-, podemos ver que no se ha escatimado en nada relacionado a lo meramente jugable y, cómo no, es algo de agradecimiento. Sin embargo, no todo es luchar. En seguimiento a todo el contenido que pone sobre la mesa, cabe destacar la sutil relación que tiene cada héroe, dependiendo de su raza, con los ciudadanos. En ocasiones podemos escuchar sus conversaciones, y éstas cambian, aunque no de forma excesiva, según el personaje que se utiliza. A su vez, existen muchos libros que contienen información sobre el mundo de Santuario: la actualidad que viven, al igual que su pasado, e historia sobre varios personajes específicos. Dejando a un lado esta pequeña "excepción" sobre lo que de verdad ha trabajado Diablo III, todo termina concluyendo en lo mismo: masacres en batallas épicas con gran cantidad de enemigos, y en ocasiones aliados, en pantalla. Lo que podrá resultar engorroso para algunos puesto que los diálogos están limitados y a fin de cuentas todo se remite a asesinar. No obstante, y a pesar de dicho inconveniente, en lo que más se apoya el juego es su principal exponente, y tan sólo la independencia jugable entre una partida y otra debe suponer un indicador de todo lo que tiene para dar. Su propuesta siempre ha sido la misma, y si bien Diablo III se ha 'ablandado' respecto a sus predecesores no quita que aún mantiene ciertas bases que sirven para hacerlo distinguible fácilmente de entre otros juegos del género. Sí, es más fácil que sus ancestros, pero incluso así sabe cómo regirse para ofrecer una experiencia acorde al tipo de jugador que seas. Con una curva de dificultad bastante notoria entre la más fácil y la más difícil, pero jamás injusta y siempre invitando a descubrir sus secretos para volverse más fuerte y volver a intentar todos los retos que en Santuario nos aguarda. Perfecto no es, pero lleva consigo tal calidad de contenido que es difícil resaltarle errores que apañen un sistema tan pulido como lo es el de esta última entrega de la saga Diablo, y es que viendo el mimo con el que se ha desarrollado este sistema, resulta complicado no sentirse satisfecho. Gráficos El género RPG, independientemente del estilo por el que se decante, suele poseer un apartado gráfico que destaca no por ser hiperrealista, ni por mostrar hasta el más mínimo detalle de todo lo que conforma lo visual, sino por llevar a sus espaldas una dirección artística más que alucinante. Diablo III, como buen representante, se apega a tal afirmación, enseñándonos unos parajes dignos de una pintura, trabajados hasta los rincones más diminutos y todos con el toque de Diablo que lo hace distinguible de cualquier otro. Sí, trae consigo localizaciones comunes de entre sus similares como desiertos, poblados, castillos, mazmorras, cavernas... eso sí, todas con gran calidad, pero a su vez distintas a las demás por llevar esa sensación de muerte casi tangente que caracteriza a la saga, que le permite recrear otras localizaciones como el cielo y el infierno de una forma original aún cuando resultan estampas recreadas en el mundillo hasta la saciedad. El hecho es que el Santuario que podemos apreciar es el más colorido de toda la saga, sin embargo, también es el más completo, con una profundidad que erradica cualquier sensación de límites que, además de cumplir dicha función, ha sido ejecutada de forma que sea una parte más de la maravillosa ambientación. Como marca de la casa, Blizzard logró unas cinemáticas que, a pesar de escasas, muestran una calidad soberbia en todo aspecto posible. Épicas, hermosas, intensas e importantes son sus características principales, porque sí, serán pocas pero, cuando aparecen, lo hacen de la mejor forma posible. A su vez, entrando en lo meramente gráfico, y si bien lo más importante de este apartado es su dirección artística, también acaba con un buen conjunto, ya que en ningún momento ha sido descuidado. Ejemplo de ello son el diseño de todos los personajes relevantes para el argumento, los cuales dentro y fuera de las cinemáticas poseen una increíble calidad de detalle, tanto en rostros como en diseño general, la cual, si bien no busca el realismo, resulta artísticamente muy adecuada al contexto. Sin embargo, hay que destacar la un tanto notoria falta de detalle que tienen ciertos lugares, ya que a pesar del gran trabajo hecho en los personajes, las zonas en sí no tuvieron un mismo final, puesto que aun con su gran calidad denotan ciertos errores de texturas, contados y en momentos específicos pero existentes. Para concluir, hay que darle una gran importancia en términos de epicidad visual a los efectos de los combates, los cuales son únicos y llamativos en cada una de las clases gracias a la combinación de éstos con sus masivos destellos para formar una armoniosa destrucción demoníaca. Tecnología En lo técnico, Diablo III muestra una sólida propuesta, y es que dentro de lo jugable, si bien lo visual también tiene con qué defenderse, es en donde más se aprecia la capacidad tecnológica que posee. He ahí la estabilidad de frames como prueba de ello: sin importar cuántos enemigos estén en pantalla, ni cuántos ataques vayan de un lado para otro, ni cuántas magias estallen en la pantalla, ya que ninguna servirá para ralentizar la situación, haciendo que la epicidad, durante lo que dura, no se detenga. Es capaz de asimilar grandes cantidades de elementos manteniendo siempre una fluidez inevitablemente notoria, que hace sentir que la aventura nunca para, y juegos como estos necesitan tales sensaciones. Asimismo, todos los entornos cuentan con una gran capacidad de interacción, que no sólo influyen en lo estético sino que también se involucran en lo jugable. El destruir cadáveres, huevos dentro de un nido de arañas, vasijas dentro de una mazmorra, entre más tipos de ejemplos, son buenos toques, pero el utilizar, en momentos específicos, una pared débil, un candelabro o unas rocas sueltas para voltear la batalla a nuestro favor, es algo que resulta un muy buen toque. Por otra parte, la iluminación también posee una adecuada estilización en base al entorno, e igual sucede con otros efectos similares como las sombras y el agua, con especial mención para el tratado de ciertos aspectos como la arena, los rayos y el fuego, no por su realismo sino por su diseño fantasioso y muy bien logrado. La IA, por parte de los enemigos, presenta niveles acordes a las dificultades en que se muestran, con un error relativamente común como lo es desentenderse de la batalla o quedarse trabado con el entorno, pero en, términos generales, cumplidora, a diferencia de la IA aliada, que si bien cuenta igualmente con un nivel cumplidor, deja que desear respecto a la toma de decisiones, con ciertos comportamientos erráticos sumado a nuestro nulo control sobre ellos lo que puede causar momentos adversativos, sobre todo en las batallas. La cámara, que resulta de agradecer, a pesar de ser fija siempre está en la posición adecuada, por lo que no existen errores algunos generados por falta de visión, algo que suele ser típico en juegos de esta perspectiva. Por último, las animaciones son irregulares, ya que dentro de los combates son irreprochables pero fuera de ellos carecen de sentido, realismo y, como máximo problema, sincronización con la situación, ya sea por contexto argumental o por los propios diálogos. Innovación Una de las principales críticas hacia Diablo III ha sido la de su gran 'separación' respecto a lo más básico de Diablo II. Con más de una década de diferencia, era de esperarse que muchas cosas iban a cambiar y, efectivamente, así fue. No es que haya cambiado las mecánicas, ni el contexto general del argumento, ni de los personajes principales, sino del enfoque que se le ha dado a lo que hacía de Diablo II un juego de culto. Básicamente, se trata de la 'casualización' que sufrió, puesto que busca abarcar un público más amplio, y eso logra sacrificando ciertos aspectos que podrían significar una barrera para gran cantidad de jugadores. Lo que puede resultar una molestia para los más asiduos, también resulta un gusto para los desentendidos debido a que ahora Diablo III permite ser una experiencia para todo tipo de jugador, tanto como para los más inexpertos como para los más veteranos. Respecto a otros juegos o al género en sí, Diablo III no incorpora ninguna mecánica o concepto nunca antes visto, además de que la perspectiva que le da a cada uno, si bien es sobresaliente en calidad, no destaca por ser innovadora. A su vez, hechos como la falta de personalización del personaje en lo estético, que no tengamos la capacidad de subirle las estadísticas como un típico juego de rol sino que sea automático y que nos tengamos que apegar meramente a las 5 clases bases del juego, resultan aspectos que 'innovan' para peor, porque sí, no suelen ser típicos, pero estos no son los tipos de cambios que se ven con buena cara, sino que más bien terminan considerándose como falencias que manchan, aunque sea un poco, la gran pintura que es un juego como Diablo III. Sonido Uno de los problemas más comunes de todos los videojuegos suele ser la relación sonido-tecnología, involucrando también la sincronía labial, y Diablo III posee el mismo error. Falta coherencia entre las animaciones y los sonidos que generan, esto dentro de los combates no tiene relevancia alguna dado de que son casi inexistentes y de aparecer son muy poco notorios, pero dentro de los diálogos o de las cinemáticas hechas a base del motor del juego es inevitable ver la inexistencia de una armonía entre ambos apartados, al menos en dichos aspectos. Sin embargo, más allá del mencionado "pero", cabe destacar que en lo exclusivamente sonoro Diablo III posee un nivel fenomenal. Porque no sólo los combates son lo más divertido del juego, no sólo tienen unos efectos increíblemente épicos en lo gráfico, no sólo representan su principal base, sino que también suenan de una forma aterradora (en el buen sentido). Golpes físicos, gritos, habilidades, la destrucción del entorno, todo posee su propia esencia, muy necesarios para completar la casi perfecta propuesta jugable, que con su fantasiosa estirpe provocan momentos realmente increíbles, merecedores de una gran estampa como lo son las batallas del juego. Por último, la banda sonora de Diablo III es todo lo que es el juego: épica. Diabólica, angelical, sentimental, instrumental, muchos adjetivos se le puede adjudicar, pero no hay dudas que, sin importar el estilo del tema en cuestión, todos llevan la misma etiqueta: epicidad. Ya sea para acompañar las increíbles batallas, para aumentar la tensión en las cinemáticas importantes, para exponenciar las emociones dependiendo de la ocasión, toda situación en la que se presenta lo hace de manera acorde y, cómo no, con la buena calidad de por medio. En conclusión, Diablo III es una obra magnífica. Un juego que ve lo jugable como lo más importante y por ese motivo hace de ella un apartado increíble en todo aspecto posible, pero que aun así no le quita atención en ningún momento a ningún otro apartado ya que tiene un argumento genial que posee muy buenos personajes, un apartado gráfico que en lo artístico es irreprochable, un apartado técnico que destaca todo lo bueno que en lo visual ofrece y un conjunto sonoro que sólo sirve para decir: bravo. No, Diablo III no es Diablo II, tendrán muchas diferencias tanto en filosofía como ejecución de sus dones, pero no caben dudas que Blizzard se ha esmerado y ha conseguido un juego sobresaliente, con errores, como todos, pero al final del día, una entrega que supondrá una diversión sin comparación alguna.
15 VOTOS
Pedir moderación
Ningret / 27 de noviembre de 2013
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
5
Flojo

Decepcionante Diablo III

Yo coincidí con otro usuario en cuanto a este juego, me parece que se le hizo mucho ruido antes de su salida a la venta y es una decepción su entorno gráfico, la historia y todo lo que representa, francamente no me gusto. Da la sensación de que estas jugando con alguno de los que se descargan en el iPhone para perder el tiempo es decir cuenta uno con una consola que tiene el poder de manejar gráficos de alta tecnología y con este juego solo ver un camino con casas... Malo.
1 VOTO
Pedir moderación
Mick-91 / 17 de noviembre de 2013
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
10
Inolvidable

Un juegazooooo grande diablo!!!

Lo jugue y me facino como todos los q jugue lo mas!!!!!! sin palabra, estoy jugando con el cazador y me encanto siempre use el barbaro pero esta vez el cazador, para mi es unos de los mejores juegos q he jugado, lo recomiendo para aquellos q nunca jugaron al diablo y son nuevos, (aunq no lo crean ahi) tiene buen juego, lo grafico para mi son los mejores, el sonido clasico del diablo anteriores y la inovacion te va a sorprender unos de los mas grandes del juego y los mejores son de blizzar como el warcraft, starcraft y otross
Pedir moderación
Rupel / 21 de octubre de 2013
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
9
Magnífico

El diablo está en los detalles...

Llevo no sé cuantos años jugando videojuegos, consolero de corazón, no soy experto en temas técnicos pero sí se cuando un juego tiene alma, y DIABLO 3, definitivamente es memorable. Dejando de lado temas de comparación con PC incluso entre xbox 360 y PS3 que ya a estas alturas son redundantes, el juego gancha de inmediato y huelo a fantasía pura, oscura, y hace gala del universo mítico medieval que a muchos y muchas nos encanta. Gráficos bellos con ambientación onírica, escenarios para contemplarse con paleta de color vibrante sin dejar el aspecto macabro y de desolación que se siente paso a paso, acto por acto. Fuera de los escandalosos shooters con sus guerras interminables contra extraterrestres o guerras ficticias y conflictos bélicos inventados, este juego llega en buen momento, lo necesitábamos, sin alardear, sin falsas pretensiones mas que hacerte pasar una buena tarde hundido en tu sillón solo o acompañado… chozas incendiadas, bosques tétricos, cuevas misteriosas, mágos, guerreros, demonios, objetos mágicos, música hipnotizante… algo mas? Si buscamos errores los encontraremos, nada es perfecto y la perfección ni en los juegos existe, así que señores si son de la vieja escuela (y si no también), si disfrutan de un juego honesto y directo como lo es DIABLO 3, vayan a Tristam a investigar de que diablos trata este encantador juego.
1 VOTO
Pedir moderación
Jium / 10 de octubre de 2013
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
9
Magnífico

Diablo III tanta calidad que hasta podria exprimirse mas...

Siempre he sido amante de los RPG, y con este juego la verdad es que ha cuplido mis espectativas, pero creo que podria sacarse algo mas. Su modo cooperativo local fue una de las cosas que mas me llamo la atencion. La verdad que me he enganchado bastante con este juego. Es bastante entretenido, los personajesa elegir y su modo de usarlos son una manera distinta de jugarlo con cada uno. Una campaña dura alrededor de 30 horas y mas los 5 personajes a elegir puedes durar bastante tiempo; y eso es solo pasandolo directamente. De verdad que este juego es una joya. Jugabilidad: bastante buena, para mi una de las mejores cosas del juego, de hecho, por esto se caracterizan los RPG y no se podia esperar algo mejor. Graficos: no estan para nada mal, me gustaron mucho. Sonido: aunque no es algo de lo que se base el juego, estan bien. Innovacion:pequeños cambios, pero algo significativo.
Pedir moderación
Bortnayf / 1 de octubre de 2013
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
9,5
Imprescindible

El Rey de la jugabilidad del género

Para empezar voy a dejar claro que Diablo 3 ante todo es un JUEGAZO, y que pese a que comprendo que algunos fans de los anteriores buscaran más de lo mismo, no debieran haberlo infravalorado tanto por cambiar pequeños aspectos que a la hora de la verdad no son muy relevantes. Partiendo de lo anterior, cabe destacar que el juego aunque se desmarca de los anteriores guarda los 2 puntos mas importantes de la saga: duración y jugabilidad. La duración de la campaña es posible que no llegue a las 30 horas si vas al grano, pero siendo realiastas la duracion de este juego luce a la hora e superar la campaña en las distintas dificultades mientras mejoras a tu personaje inicial, y esto si que te puede costar no 30, si no cientos de horas de diversión tanto solo como acompañado por amigos con un multijugador local/online sublime (muy recomdable si te gusto el coop de borderlands). La otra gran baza es la jugabilidad. Esta es sin ninguna duda la mejor que podría tener un juego de estas caracteristicas, ya que a pesar de que la mecanica de mata mata es repetitiva, en ningun caso aburre elijas al personaje que elijas y a diferencia de otros titulos la movilidad del personaje es rápida e intuitiva al máximo. Dentro de la jugabilidad hay que hablar también de la originalidad de las habilidades y sus posibles modificaciones (que llegan a ser ciertamente espectaculares en algunos casos), Gráficamente el juego es de lo mejorcito que se puede ver en consolas (las cinematicas son las más impresionantes que he visto) y el apartado de sonido se nota que ha sido mimado al máximo tanto en banda sonora como en su sobrasaliente doblaje al español (mencion especial a los mercaderes acto II) Para finalizar añadir lo tipico que se puede esperar de este juego: miles de piezas de equipamiento, clases de personajes para todo tipo de estilo de combate, muchos jefes, algunos jefazos (que te exigiran habilidad y paciencia) y vicios de horas y horas buscando objetos legendarios para jugar en dificultad averno (no es tan dificil, pero seguro que alguno hasta llora ). Pros: SI te gustan los action rpg es IMPRESCINDIBLE La mejor jugabilidad del género 100% garantizada. Si te gustan este tipo de juegos te puede durar más de 500 horas. Habilidades originales y divertidas de usar. Miles de piezas de equipamiento distintas. Un cooperativo local y online extremadamente divertido. El juego requiere habilidad al margen de llevar un buen equipamiento. La dificultad es magnifica y premia la habilidad del jugador con mayores recompensas. Ir mejorando tu personaje es más gratificante que nunca. Todas las clases son muy divertidas de jugar y en general están bien balanceadas. El doblaje para mi esta entre los 3 mejores de la generación. Gráficamente es muy bueno. Llegas al nivel máximo con una clase y estas deseando probar otra. Suelen salir buenos objetos con bastante frecuencia (lo cuál motiva bastante), si bien los realmente buenos salen cuando deben salir. El juego posee su propio sistema de logros con recompensas. Las risas que te echas con algunos mercaderes. Te ahorras una pasta comprandotelo, ya que te engancha tanto que no te apetecera tener otros juegos hasta dentro de mucho. Contras: No puedes personalizar los rasgos faciales del personaje (aunque siempre sueles llevar casco y no se ve la cara) Aunque todas las habilidades son muy chulas, algunas no son recomendables si quieres vivir. Gráficamente es un muy bien juego, pero la perspectiva no hace que luzca. A los más puristas les parecerá un sacrilegio que no se pueda asignar puntos de atributo libremente. Los mercaderes suelen tener basura. Una rama más de habilidades y la posibilidad de llegar a nivel 100 hubiera sido la leche.
Pedir moderación
XXDanielXx111296 / 15 de septiembre de 2013
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
9,2
Magnífico

Adictivo y divertido

Si quieres pasar un buen rato solo o con tus amigos comprate este juego sin duda puedes jugarlo en plan de pasarte el modo historia o sencillamente para subir de nivel y divertirte tiene una buena coleccion de objetos lo que te llevara un bueeeeeen rato conseguir el 100% de objetos de todos los personajes.Sencillamente divertido y entretenido esta muy bien para desconectar de otros tipos de juegos
Pedir moderación
Xboxlau / 12 de septiembre de 2013
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:
9,1
Magnífico

Diablo 3 gran juego pero podria ser mas

Tras más de una década esperando su llegada, por fin la tercera entrega del hack and slash de Activision Blizzard está en nuestras manos. Tras muchas horas azotando las huestes diabólicas, probando montones de configuraciones distintas, peleándonos con los servidores de Battle.net y - mayormente - divirtiéndonos con nuestros amigos, ha llegado la hora de ver cómo ha regresado el Demonio Primogénito.l principio no fue Diablo. Ni World of Warcraft. Ni Starcraft o Warcraft. Nunca ningún título de la compañía Blizzard Entertainment fue estrictamente pionero en nada; pero supieron extraer mejor que nadie la esencia de esos Gauntlet, Dungeons & Dragons, EverQuest, Civilization… y plasmarla en un producto que consiguió trascender su propio nombre y hacerse marca. Y si los pañuelos son Kleenex y los tampones son Tampax, hoy los juegos de estrategia en tiempo real pueden ser del estilo Starcraft, los MMO se miran en el espejo de la fórmula y el éxito de WoW y los juegos de hack and slash con exploración de mazmorras no son tipo Gauntlet, son “tipo Diablo”. Y por esto, por conseguir colarse en la mente colectiva de millones de jugadores alrededor del mundo, la tercera entrega del popular hack and slash está gozando de un éxito de público sin precedentes en el género. GRAN JUEGO
Pedir moderación
Anterior
12
Escribe tu análisis
El análisis de los usuarios
Tienda
Diablo III

¡No busques más! te ofrecemos el mejor precio.

Diablo III
Tienda
Plataforma
Precio
X360
26,95€
Valoración y estadísticas
8,8
Valoración 3DJuegos
“Excelente”
Sobre el sistema de valoraciónEscribe tu análisis
8,3
Análisis lectores
(13 análisis)
Popularidad:
Apreciable
¿Qué es?
Ranking:5802 de 32394 juegos
En la comunidad:
Usuarios (391) | Grupos y clanes (3) | Más
Expectativas / Valoración (362 votos)
8,9
Tu voto:
12345678910
Foro del juego
Ayuda con diablo
Yosoyyo96
Error al iniciar el juego diablo 3 ros
Junicho
Ayuda por favor...
Rupel

Participa en el foro de este juego
Si eres un fuera de serie o todo un crack con “Diablo III” de Xbox 360, o simplemente quieres intercambiar tus trucos, guías o dudas sobre este juego, no lo dudes, pásate por su foro.

Y recuerda, si estás atascado en este videojuego puedes crear un tema de ayuda en su foro.