Metal Gear Solid: Peace Walker

Metal Gear Solid: Peace Walker

Fecha de lanzamiento: 17 de junio de 2010
 · Plataforma
Metal Gear Solid Peace Walker - Análisis

Metal Gear Solid Peace Walker - Análisis PSP

Análisis “Metal Gear Solid: Peace Walker”

9,0
Twittear

0

0

Compartir

42

Por  /  11 de junio de 2010
55 comentarios
Recientes

Siempre que hablamos de un videojuego para portátil procedente de una gran franquicia, esperamos un "spin-off", un producto secundario y sin los exigentes objetivos de calidad ofrecidos en las máquinas de sobremesa. Pero con Kojima Productions esto va a cambiar o, por lo menos, así lo va a hacer en su nuevo título, Metal Gear Solid: Peace Walker, otro eslabón dentro de la cadena de acción e infiltración más popular de Konami. El mejor Snake se infiltra en PSP.


"Uno más de la saga". Así es cómo Hideo Kojima ha calificado a Metal Gear Solid: Peace Walker, una entrega que por primera vez lleva lo mejor de la franquicia de Konami a una consola portátil como PSP. Y nosotros no podíamos estar más de acuerdo con la definición que da el gurú japonés, puesto que lo último de Kojima Productions rebosa del poder argumental, cinemático y jugable que desde sus comienzos ha caracterizado a la popular saga protagonizada por Solid Snake y compañía.


Y todo en un espacio muy reducido. Los nipones nos demuestran que en pantallas de apenas cuatro pulgadas también pueden contarse grandes historias, y sin escatimar en esfuerzos, ya que este título -a pesar de ser de PSP- ha contado con un equipo de desarrollo tan numeroso como el de MGS4: Guns of the Patriots. En otras palabras, una superproducción portátil que se erige no sólo como uno de los mejores títulos aparecidos en la serie, sino también como el mejor juego de PSP en lo que llevamos de año.


Con cerca de 20 horas de juego, Metal Gear Solid: Peace Walker es un título especialmente indicado para todo amante de las aventuras, la acción, el sigilo, la infiltración y, por qué no, los excelentes argumentos. Una vez más, Kojima nos sorprende con su poder para crear guiones y convertirlos en videojuego dentro de una trama que se desarrolla justo después de los eventos narrados en MGS3: Snake Eater y MGS: Portable Ops. Un argumento que desde Konami señalan es tan apto para entendidos como para nuevos jugadores, aunque en nuestra más sincera opinión, el videojuego protagonizado por Big Boss sólo podrá ser disfrutado al máximo por sus más fieles seguidores.


Metal Gear Solid Peace Walker

Esta es la primera vez que Hideo Kojima toma las riendas de un proyecto Metal Gear en PSP. Y los resultados se hacen notar: una gran historia y una potente jugabilidad que convierten a Peace Walker en "uno más de la saga".

Guerra y Paz

Nuestro héroe de guerra regresa y lo hace justo en el año 1974, en plena Guerra Fría. La delgada línea entre la paz y la guerra nuclear se estrecha, con unos Estados Unidos y una Unión Soviética ávidos de confrontación. Mucho más aún cuando una fuerza militar muy misteriosa irrumpe en Costa Rica, un país indefenso (sin fuerzas armadas, como exige su constitución) que acaba por pedir ayuda a la organización Militaires Sans Frontières (Militares sin fronteras), la cual no sería la misma sin deciros que su fundador fue el mismísimo Big Boss.

Sin patria, sólo con su experiencia en los campos de combate, el valeroso guerrero aceptará unirse a la causa costarricense, intentando averiguar quién se esconde detrás de esta tremenda amenaza. Y es que, poco a poco, nos iremos dando cuenta de la gravedad del asunto, de una trama de carácter global que tiene como protagonistas a la energía nuclear y a todo un conjunto de armas que hasta los más poderosos gobiernos desconocen.


En definitiva, un argumento muy al estilo Kojima, con potentes giros argumentales, atractivos personajes y abundantes conversaciones por códec. Y, por supuesto, tampoco faltan las escenas cinemáticas, esta vez no basadas tanto en el motor del juego como en las ilustraciones tipo cómic que Yoji Shinkawa (partícipe en la serie Zone of the Enders) ha preparado para la ocasión. Para los que las conozcan, son muy similares a las ya vistas en la novela gráfica de Metal Gear Solid, sólo que esta vez incluso podremos interactuar en algunas secuencias, y no sólo acercando el zoom.


Metal Gear Solid Peace Walker (PSP)

El cooperativo es uno de los ingredientes estrellas de este videojuego. De dos hasta cuatro usuarios podrán unirse para completar absolutamente todas las misiones del juego, incluidos los enemigos finales.

Big Boss se adapta a PSP

Aunque importante, el plano argumental de Metal Gear Solid: Peace Walker no lo es todo. Para destacar como videojuego dentro de la franquicia, el título necesitaba un buen puñado de novedades que recogieran lo mejor de los juegos de la serie a la vez que se apostara por un diseño de juego más portátil, ideal para jugar partidas cortas pero sin sacrificar nunca el espíritu de la serie.

Así, por ejemplo, y para facilitar el acceso al máximo número de jugadores, se incorporan tres sistemas de control (tipo disparos, tipo acción y tipo cazador) que modifican el modo en que controlamos la cámara -con la cruceta o el stick- a la vez que nos proponen diferentes combinaciones para apuntar y disparar a nuestros enemigos. En este sentido, el juego se adapta a usuarios habituados a los "shooters" o incluso a los acostumbrados a darle a títulos como el poderoso Monter Hunter Freedom. Y todo eso sin contar con la capacidad de activar el autoapuntado o las ayudas al disparo, que acercan automáticamente la retícula del arma hasta la cabeza de nuestro enemigo.


De esta manera, no será tan difícil hacerse con el novedoso sistema CQC (Close Quarter Combat), el cual nos propone dar combos de puñetazos y patadas, estrangular enemigos, lanzarlos al suelo, hacer que impacten unos contra otros e incluso propinar golpes en cadena pulsando el botón de acción en el momento oportuno (a modo de evento "quick time"). Sin duda, Big Boss presenta un buen repertorio de golpes en esta entrega, con un gran estado de forma que nos hace preguntarnos cómo es posible que no pueda desplazarse cuando está apoyado sobre una pared o tumbado sobre el suelo.


Metal Gear Solid Peace Walker

El humor siempre ha sido una clave oculta en cualquier Metal Gear, y el caso de Peace Walker no iba a ser diferente. Si no, contemplad el lanzamiento al aire de Snake imitando a nuestros amigos Altair y Ezio de Assassin's Creed.

"Tactical Espionage Action"

Resulta también especialmente frustrante el hecho de que cada vez que cambiemos de arma u objeto debamos hacerlo en tiempo real, aunque puede que la explicación resida en que en Metal Gear Solid: Peace Walker no hay pausas que valgan, ni tan siquiera cuando presiones el botón START. No obstante, son pequeños inconvenientes. En general, el videojuego respira, bebe y se alimenta de la gran jugabilidad clásica de la franquicia, lo cual es sinónimo de que otra vez vamos a andar caminando agachados durante mucho tiempo para que ningún soldado enemigo nos aviste.

A estos efectos, el radar (sistema sonar incluido) regresa, así como un valor númerico -situado en una esquina de la pantalla- que nos muestra el índice de camuflaje o de exposición de nuestro personaje. Es realmente parecido al presente en MGS3: Snake Eater, que evaluaba la semejanza de nuestro uniforme con el entorno en que estábamos insertos.


Desgraciadamente, en PSP no contamos con la habilidad de adaptar el traje al entorno como lo hacía Snake en MGS4: Guns of the Patriots, pero como consuelo huelga decir que contamos con diferentes vestimentas (uniforme selva, raya tigre, desnudo, camiseta, patrulla...), cada una con sus particulares atributos: más poder armamentístico, más camuflaje para zonas de arena, de ruinas, de piedras, de pantanos... En definitiva, un buen motivo para pararnos a pensar antes de acceder a las misiones propuestas, puesto que nosotros seremos los que escojamos no sólo el traje de Big Boss, sino también su equipo (incluidas armas y objetos). El éxito en las primeras misiones no podría depender de nuestras decisiones a este respecto, ya que son muy asequibles; pero no os preocupéis, que la curva de dificultad ya subirá lo suficiente como para que os penséis las cosas más de dos veces.


Infiltración cooperativa

Metal Gear Solid: Peace Walker es uno de los videojuegos más completos de la saga, lo cual no significa otra cosa que ofrece variedad y cantidad de misiones, tanto relacionadas con la historia como opcionales. Las operaciones principales (nutridas de situaciones de infiltración, sigilo, rescate y combate) organizan el discurrir de la historia, mientras que las operaciones adicionales (relacionadas con prácticas de tiro o acciones del estilo de recuperar una cantidad de documentos dentro de un escenario cerrado) suponen una buena manera de rescatar el espíritu VR Missions desde el tradicional Metal Gear Solid.

Pero lo mejor de todo no es la existencia de estas misiones, sino que gozamos de la oportunidad de jugar a todas ellas en cooperativo (dos jugadores en las misiones normales y hasta cuatro en los enfrentamientos de final de nivel). Y es que algunos jefes son especialmente difíciles. Tanto, que dudamos si el jugador solitario sería capaz de superarlos sin ver mermado su sentimiento de autoestima. Realmente, el equipo de Kojima ha creado un título que llega a ser desesperante por momentos.


Así que si queréis sacar el máximo partido a Metal Gear Solid: Peace Walker, lo mejor es que contéis con varios amigos que posean una PSP. Así será posible poner en marcha acciones cooperativas como avanzar en línea (uno se mueve y los demás le siguen automáticamente, con la posibilidad de disparar sin preocupaciones), realizar los primeros auxilios a un compañero caído, compartir objetos o usar el "Love Pack", una caja diseñada para que hasta dos jugadores puedan esconderse a la vez.


Metal Gear Solid Peace Walker (PSP)

Contra grandes enemigos nada mejor que contar con grandes aliados. Los enfrentamientos finales nos pondrán a prueba con una elevada dificultad, así que será mejor tirar del cooperativo para no sufrir demasiado.

Rescata a tus enemigos

Tanto en individual como en cooperativo, es importante hacer una referencia especial a la última gran novedad de la obra de Kojima: Mother Base. Será nuestro cuartel general durante la campaña, el cual necesitará de diferente personal (combate, investigación, cocineros, médicos, inteligencia y enfermería) para salir adelante. Sólo así podremos conseguir cada vez mejores armas y objetos, evolucionando como lo haríamos en un RPG. Ahora bien, ¿quiénes serán los afortunados en formar parte de nuestra peculiar familia? Muy fácil, los enemigos que nos encontremos por el camino. Ellos, tras quedarse aturdidos por un golpe o disparo, no opondrán resistencia a ser transportados automáticamente a nuestra fortaleza gracias al sistema de evacuación de prisioneros Fulton (rescatado desde MGS: Portable Ops).

Y eso no es todo. Una vez a nuestro lado, podremos seleccionar a cualquiera de ellos para jugar tanto en la campaña individual/cooperativa como en la modalidad online (admite hasta seis jugadores simultáneos por Ad-Hoc). Así vamos a poder disfrutar de modos de juego como Vida o muerte por equipos, Misión de captura, Misión de base... y todo con varios escenarios a elegir y múltiples reglas que proponer.


Además, el elenco de armas no es nada despreciable. Tenemos pistolas, escopetas, fusiles de asalto, rifles de francotirador, ametralladoras, misiles, granadas, explosivos... Gracias a nuestro equipo de ingenieros en Mother Base, siempre tendremos nuevas armas que utilizar y que actualizar, aparte de que el mero hecho de usarlas ya supondrá incrementar su eficacia (en concreto, hasta que cada una alcance las cinco estrellas).


Metal Gear Solid Peace Walker

Te presentamos el sistema de evacuación de prisioneros Fulton, una gran manera de transportar a tus enemigos a Mother Base para reconvertirlos en aliados. Ahora sólo te quedará decidir en qué se especializarán: combate, ingeniería, cocina...

¡¡¡Snakeeee!!!

Completando las opciones de Mother Base, nos encontramos con la posibilidad de intercambiar personal con otros jugadores o de entregar/recibir regalos mediante conexión inalámbrica. Y es que Metal Gear Solid: Peace Walker goza de muchas virtudes, pero también de algún que otro defecto. Por ejemplo, los tiempos de carga a veces pueden llegar a ser frustrantes, sobre todo si no hemos escogido la opción de Instalar Datos (con dos opciones posibles: la instalación de un paquete pequeño de 320 megas y un paquete completo de 880 megas, el cual puede llegar a tardar entre 14-18 minutos hasta quedar instalado en la consola).

Será un paso imprescindible si queremos disminuir los tiempos de carga y, muy importante, habilitar las conversaciones de radio "in game", algo que realzará, por otra parte, la calidad de voz de David Hayter -en el papel de Big Boss- y la del resto del reparto del juego. En este sentido, cabe destacar que todas las voces están en inglés (con subtítulos en castellano), excepto ciertos momentos de conversación con Paz Ortega y otros personajes latinos que nos dejarán a los jugadores hispanohablantes la sensación de encontrarnos ante un título realista y bien localizado.


Es decir, un apartado sonoro eficiente y pulido que no acaba en las voces. La música vuelve a cobrar importancia, mucho más si cuenta con compositores como Kazuma Jinnouchi y Nobuko Toda, que dan lo mejor de sí mismos para crear temas variados, de distinto tempo, para enfatizar los momentos de sigilo, acción y alerta entre los que fluye continuamente cualquier Metal Gear. Incluso hay temas cantados, llegando a convertirse alguno de ellos en el "leit motiv" del videojuego, algo de lo que gusta mucho Kojima Productions en todas sus creaciones.


Metal Gear Solid Peace Walker (PSP)

¿Te suena? Metal Gear Solid: Peace Walker está repleto de sorpresas, y una de ellas tiene que ver con la caza de monstruos. Así que prepara tu bazooka si no quieres acabar siendo pasto de las fieras criaturas de una misteriosa isla.

Pequeña gran PSP

La ambientación, por tanto, es sensacional, en parte debido a que se cuenta con uno de los apartados visuales más competentes del catálogo de PSP. Las animaciones de Snake en ciertas ocasiones podrían parecer algo bruscas, pero en general su modelado es sobresaliente, al igual que el del resto de protagonistas, que a pesar de ser secundarios, muestran un gran detalle.

Lo mismo que los escenarios, que son grandes y permiten libertad de movimiento. Se nota la intención del equipo de Kojima por emular el carácter instanciado de series como Monster Hunter (con niveles divididos por zonas), algo que favorece dotar de más complejidad, pero también de más tiempos de carga -como ya hemos comentado- al videojuego. Al final, podríamos considerar que la decisión ha sido acertada, y eso a pesar de que los niveles son mucho más lineales que en el juego de Capcom, además de que en esta ocasión los nipones no han sabido dotar de la suficiente profundidad a los enemigos, dotados de una inteligencia artificial que, sinceramente, podría haber sido mucho mejor, sobre todo valorando un título de estas características.


Sin embargo, el balance global no es solamente positivo, sino de sobresaliente. Kojima Productions ha logrado un producto francamente completo, con muchas horas de juego, muchas tareas adicionales y grandes incorporaciones que son en realidad un -hasta cierto punto- innovador compendio de todo lo visto hasta ahora en la franquicia: sistema de combate, radar, porcentaje de camuflaje, sistema de evacuación de prisioneros, juego cooperativo... Por eso Metal Gear Solid: Peace Walker es tan grande y tan digno de formar parte íntegra dentro de la saga, a pesar de que haya salido en una consola tan pequeña como PSP.


9,0
“Magnífico”
Valoración 3DJuegos - Metal Gear Solid: Peace Walker
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:

Metal Gear Solid: Peace Walker se convierte en un digno exponente de la saga gracias a su robusto argumento y a su acierto a la hora de combinar en un solo producto lo mejor que hemos visto de la franquicia hasta el momento. Y todo con el valor añadido de ser en PSP, una pequeña máquina que se hace más grande y fuerte en su catálogo con el poder del espionaje de acción táctico propio de Big Boss. Imprescindible para los amantes de la serie y altamente recomendado para aquellos que quieran adentrarse en el arte de acceder a sitios donde nadie les ha invitado.

Anímate y comparte tu experiencia con el resto de jugadores realizando tu propio análisis de Metal Gear Solid: Peace Walker. Tu artículo será publicado en la revista y leído por muchos usuarios, ¡Lúcete!

Valoración y estadísticas
9,0
Valoración 3DJuegos
“Magnífico”
9,2
Análisis lectores (95 análisis)
Popularidad:
Notable
¿Qué es?
Ranking:926 de 19715 juegos
Top10 PSP:336 días como número 1
En la comunidad:
Usuarios (1730) | Grupos y clanes (20) | Más
Expectativas / Valoración (2351 votos)
8,1
Tu voto:
Tienda
Metal Gear Solid: Peace Walker
19,99 €

¡No busques más! te ofrecemos el mejor precio.

Grupos y Clanes relacionados
Metal Gear Base

Grupo con 1041 miembros

On the edge of the crater
Metal Gear Universe

Grupo con 1032 miembros

V has come to
FANS METAL GEAR

Grupo con 957 miembros

Jack, o debería decir Snake
Metal Gear Solid Fans

Grupo con 112 miembros

La verdad no iguala a la leyenda
Metal Gear Fansite

Grupo con 50 miembros

Quien arriesga gana, Semper Fi
Los Metal Gear Solid

Grupo con 36 miembros

Todos los grupos y clanes (20)
Foro del juego
Autor: Vidal3000
Autor: Vidal3000
Participa en el foro de este juego
Si eres un fuera de serie o todo un crack con “Metal Gear Solid: Peace Walker” de PSP, o simplemente quieres intercambiar tus trucos, guías o impresiones sobre este juego, no lo dudes, pásate por su foro.
Y recuerda, si estás atascado en este videojuego puedes crear un tema de ayuda en su foro.
Universo relacionado