Gravity Rush

Gravity Rush

Fecha de lanzamiento: 14 de junio de 2012
 · Plataforma
Gravity Rush - Análisis

Gravity Rush - Análisis Vita

Análisis “Gravity Rush”

8,6
Twittear

13

4

Compartir

17

Por  /  24 de mayo de 2012
181 comentarios
Recientes

PS Vita quiere despegar, pero la gravedad la tiene anclada de momento a las bajas ventas. ¿Alguna idea? Gravity Rush, el videojuego que desafía a las leyes de la física para ofrecernos una aventura tremendamente original, basada en la simple idea de hacernos flotar en el aire para descubrir un mundo abierto de posibilidades. Si no conoces a Kat, ya estás tardando...


Los lanzamientos para PS Vita no proliferan, pero al menos los que llegan tienen capacidad para hacer mucho ruido. Es el caso de Gravity Rush, el videojuego que el mismísimo creador de Silent Hill (el diseñador japonés Keiichiro Toyama) ha logrado sacar por fin al mercado. Y lo decimos principalmente porque el concepto original le venía rondando la cabeza desde hace más de diez años. De hecho, en alguna ocasión llegó a declarar que, si las condiciones se lo hubiesen permitido, probablemente habría sido el primer juego dentro de su currículum.


Pero no ha sido hasta su entrada en SCE Japan Studio cuando ha sido posible, y nosotros en parte nos alegramos por ello, ya que ha servido para que la portátil de Sony reciba uno de los mejores exponentes de su catálogo. Un juego increíblemente original y que hace de la gravedad a su principal artífice, al plantearnos unas dinámicas directamente relacionadas con su uso en un mundo pseudoabierto, marcado por una narrativa interesante y un estilo artístico único.


Gravity Rush

PS Vita desafía a la gravedad con Gravity Rush, un videojuego que nos permitirá colocarnos sobre cualquier superficie, sea cual sea su inclinación. Una apuesta muy interesante.

Desafiando a la gravedad

La obra de los creadores de Loco Roco y Patapon nos ponen así ante un protagonista que, bajo el nombre de Kat, oculta infinidad de misterios dados por su estado de amnesia. Un recurso para nada innovador, pero que nos ayuda a sumergirnos en su papel y descubrir el importante papel que se le ha encomendado. Uno en el que participa un misterioso gato que nos otorga, nada más comenzar la aventura, el don de controlar la gravedad, instrumento de incalculable valor para proteger a la población de Hekseville de los Nevi, unos monstruosos seres que amenazan seriamente la existencia humana.

Gracias a una narración con secuencias de estética cómic (apoyadas por supuesto por algunas "intros" basadas en el motor del juego), se nos introduce en el universo Gravity Rush, uno que basa su éxito en la posibilidad de movernos libremente por el escenario, sin el ancla que supone la gravedad. Para ello, la obra nos invita a pulsar el gatillo R para flotar en el aire y dejarnos caer sobre cualquier plano del escenario (ya se encuentre bocarriba o de lado).


Un control de 360 grados, complejo pero al mismo tiempo fácil de manejar y entender, se abre ante nosotros. Sólo deberemos de tener en consideración el indicador de regeneración temporal que nos marca cuánto tiempo nos queda hasta regresar al campo gravitatorio que rige al resto de los mortales. Desafiar a la gravedad es el mayor logro de SCE Japan Studio, y no sólo en lo relativo a la navegación por los escenarios (que nos acerca así un gran nivel de versatilidad exploratoria), sino también en lo referente a las batallas.


Gravity Rush (PlayStation Vita)

La sensación de libertad al pasearnos por las calles de Hekseville es uno de los mejores aspectos del título. Tendremos multitud de misiones secundarias para completar.

Por supuesto, las mecánicas combativas también ocurren sobre suelo firme -con un ritmo "hack 'n slash" fuertemente apoyado en el ataque y esquive-, pero donde adquieren una verdadera significación y sentido es en el aire, con la oportunidad de realizar patadas gravitatorias con sólo apuntar hacia nuestra víctima y presionar el botón "cuadrado". Cierto es que, en ocasiones, el control resulta algo caprichoso (al igual que la cámara), pero la oportunidad de experimentar una jugabilidad tan única y original bien merece el sacrificio. Además, siempre podemos optar por manejar la cámara con el "stick" derecho, borrando así de un plumazo las puntuales imprecisiones que origina el sistema.


La división de la trama en capítulos, utilizando un sistema de guardado muy eficiente, se plantea como otro de los grandes éxitos de Gravity Rush. No os diremos el número de episodios para no arruinaros la experiencia, pero podéis contar con más de diez horas para superar el juego (yéndose hacia las quince o incluso más si optáis por encontrar todos sus secretos, que no son pocos). En definitiva, una progresión excelente, con gran variedad de contenidos y una curva de dificultad bien llevada (no estando exenta de algún que otro pico).


Todo centrado en un mundo pseudoabierto que nos coloca frente a un conjunto de islas flotantes, las cuales iremos explorando a medida que avancemos en la trama. La presencia de portales y de servicios de transporte para llevarnos de un lugar a otro facilitan el avance, aunque la verdadera magia estará en perdernos por las calles de Hekseville. La sensación de libertad, en este sentido, es intensa, con misiones primarias (vinculadas a la superación del juego) pero también secundarias.


No pierdas el Norte

La presencia de una función GPS para dirigirnos en todo momento hacia nuestro próximo destino tal vez ponga demasiado fácil la navegación por el decorado. A este respecto, no podemos esperar puzles, puesto que el título de SCE Japan Studio centra exclusivamente la atención en la habilidad del usuario, en que comprenda a la perfección el esquema de control y le saque el máximo partido.

Si no, no podríamos entender que existan tantas misiones de desafío disponibles. Y es de agradecer, porque tenemos la oportunidad de, antes o después de cada misión, recorrernos el mapeado del juego para hallar pruebas que nos ayuden a romper con el ritmo del juego. De esta forma, obtendremos retos tan sugerentes como derrotar a todos los Nevi que podamos antes de que que se agote el tiempo (misiones contrarreloj) o bien realizar recorridos siguiendo los puntos de control indicados (misiones de carrera).


Gravity Rush

Si no te es suficiente con poder usar la gravedad a tu antojo para explorar el entorno, también podrás dar patadas gravitatorias de gran impacto y dolor. Sácales partido.

Estos son sólo unos cuantos ejemplos (en el juego nos esperan más), pero reflejan muy bien lo variado que resulta Gravity Rush, además de que la superación de estos desafíos nos permitirá obtener medallas (oro, plata y bronce), así como recompensas en forma de gemas, que nos serán muy útiles para poner en práctica el sistema de mejoras que también incluye el título. Como complemento a nuestro avance, y para conseguir un esquema aún más redondo, los nipones nos ofrecen la oportunidad de optimizar atributos de Kat como la salud, el uso de la gravedad o las propias habilidades de combate.


Y no, el videojuego no incluye multijugador, pero al menos se preocupa en darnos conectividad online en forma de marcadores que reflejen nuestros tiempos y puntuaciones en cada uno de los desafíos librados. Además, podremos descargar misiones adicionales, así que no podemos decir que los desarrolladores nos hayan abandonado a nuestra suerte.


Tampoco a PS Vita y sus características únicas. El producto realiza a este respecto un adecuado aprovechamiento de la pantalla táctil, sobre todo en lo relativo a la interacción con el mapa del juego (que nos permite marcar destinos). No tenemos tan claro que la integración del acto de deslizar el dedo para hacer esquivar ataques sea tan conveniente -seguimos prefiriendo los botones-, pero se agradece el intento. Algo parecido ocurre con la funcionalidad giroscópica, que nos faculta para determinar el punto de aterrizaje cuando Kat está en el aire. Confirmado: acabaréis usando el stick analógico...


Gravity Rush (PlayStation Vita)

Al título sólo le hubiera faltado un mejor ajuste en la dificultad, y algo más de acierto en los controles y la cámara para haberse convertido en un auténtico monstruo jugable.

Un universo artístico en perspectiva

Como curiosidad, los sensores giroscópicos se han integrado igualmente en las múltiples secuencias de cómic que nos narran los acontecimientos de Gravity Rush, un detalle que nos hará girar la consola para ver los múltiples planos en que se encuentran las viñetas. Y es que otro de los grandes aciertos del título es su cuidado apartado artístico, mezcla entre estética anime y dibujo marveliano, algo que los propios creadores no se molestaron en disimular, ya que querían algo que llegara a todos los públicos por igual.

En cualquier caso, el arte de la obra desborda unos diseños tan característicos como personales, apostando por técnicas "cel-shading" (denotadas principalmente en los bordes negros de los modelados) y, ante todo, por una paleta de colores muy agradable. Con unos entornos que combinan con gusto la arquitectura de varias épocas -e incluso algo de "steam-punk"-, lo cierto es que uno se acaba rindiendo ante el tan fantástico universo al que ha dado lugar el estudio nipón.


Particular mención merece el sistema de iluminación empleado, con el "bloom lighting" como bandera. Resulta embriagador cómo cada región es capaz de mostrar su propia personalidad gracias a la aplicación de una tonalidad diferente, algo que crea -aunque sea involuntariamente- distintos significados en cada usuario que se ponga frente al juego. Un apartado, el visual, realmente conseguido, que se ve seguido, y muy de cerca, por la banda sonora, que sin hacerse protagonista logra lo más importante: ambientar a la perfección la originalidad que desborda Gravity Rush.


Gravity Rush

Altamente evocador. Así es el universo que SCE Japan Studio ha creado en Gravity Rush, que hace del arte interactivo una absoluta, reconfortante y a veces psicodélica realidad.

Y todo sin doblaje al español que valga (porque de hecho los personajes no hablan ningún idioma conocido), pero sí con subtítulos en castellano que nos ayuden a comprender mejor la evocadora historia que Keiichiro Toyama y su estudio querían narrarnos en PS Vita. Ha sido toda una suerte que el creador de Silent Hill se decidiera a rescatar una de sus ideas perdidas, con más de una década de antigüedad. Cada día nos queda más claro que la originalidad no conoce fronteras.


8,6
“Excelente”
Valoración 3DJuegos - Gravity Rush
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:

Hoy ya tenemos otra razón para dar las gracias a Isaac Newton por descubrir la gravedad. Gravity Rush aparece en PS Vita para colocarse como uno de sus videojuegos más destacados. Con unas dinámicas tan originales como gravitatorias, el creador de Silent Hill gesta una aventura que desafía a las leyes de la física al tiempo que nos da muchos motivos para disfrutar en un mundo abierto duradero y plagado de fresquísimas posibilidades. Si no llegas a conocer a Kat, te perderás una de las aventuras más apasionantes y estéticamente embriagadoras del presente 2012.

Anímate y comparte tu experiencia con el resto de jugadores realizando tu propio análisis de Gravity Rush. Tu artículo será publicado en la revista y leído por muchos usuarios, ¡Lúcete!

Valoración y estadísticas
8,6
Valoración 3DJuegos
“Excelente”
9,1
Análisis lectores (61 análisis)
Popularidad:
Notable
¿Qué es?
Ranking:1291 de 19468 juegos
Top10 Vita:114 días como número 1
En la comunidad:
Usuarios (765) | Grupos y clanes (8) | Más
Expectativas / Valoración (745 votos)
9,0
Tu voto:
Tienda
Gravity Rush
40,99  19,99 €

¡No busques más! te ofrecemos el mejor precio.

Foro del juego
Autor: MaateeOne
Participa en el foro de este juego
Si eres un fuera de serie o todo un crack con “Gravity Rush” de PlayStation Vita, o simplemente quieres intercambiar tus trucos, guías o impresiones sobre este juego, no lo dudes, pásate por su foro.
Y recuerda, si estás atascado en este videojuego puedes crear un tema de ayuda en su foro.