Risen 2: Dark Waters

Risen 2: Dark Waters

Fecha de lanzamiento: 3 de agosto de 2012
 · Plataforma
Risen 2 Dark Waters - Análisis

Risen 2 Dark Waters - Análisis PS3 / X360

Análisis “Risen 2: Dark Waters”

7,1
Twittear

0

0

Compartir

5

Por  /  2 de agosto de 2012
13 comentarios
Recientes

Los creadores de la mítica serie Gothic estrenan en Xbox 360 y PlayStation 3 su nuevo juego de rol ambientado en el mundo de la piratería. Ron, duelos de espada, búsqueda de tesoros, peleas, golpes bajos y muchos, muchos viajes en barco te esperan en esta divertida aventura que se ha adaptado con mucho tino a consolas. ¿Listo para zarpar hacia los mares del sur?

Si hace unos meses ensalzábamos las virtudes de Risen 2: Dark Waters en PC, hoy nos toca hacerlo de su adaptación a Xbox 360 y PlayStation 3, que dentro de lo que cabe, cumple con los mínimos exigidos en este tipo de trabajos. No en vano, los creadores de la clásica saga Gothic, los alemanes de Piranha Bytes, han incluido de forma gratuita los nuevos contenidos jugables del DLC El templo del Aire, con el que esta aventura pirata se expande un par de horas adicionales.


El mayor problema, sin embargo, volvemos a encontrarlo en su apartado tecnológico, que sigue estando algo lejos de lo esperado. Ciertamente, el resultado es mejor que el logrado con la adaptación de Risen a la consola de Microsoft, pero como veremos a continuación, continúa siendo insuficiente.



La guerra en los mares del sur

Ambientado varios años después de lo visto en el título original, Dark Waters nos pone de nuevo en la piel del héroe anónimo, que abandonará su puesto en la Inquisición para convertirse en un pirata en los mares del sur. ¿El objetivo? Acabar con la temible reina de los océanos, la malvada Mara, que ha enviado a su ejército de monstruos marinos contra la humanidad. Y hasta aquí os podemos contar.

Porque aunque esta historia no brilla por su originalidad, gran parte del atractivo de este Dark Waters radica, precisamente, en lo bien narrada que está la gesta que se nos cuenta; siendo además una aventura muy variada en las situaciones que plantea. Intensos diálogos con decenas de personajes, misiones de exploración, peligrosos duelos con otros piratas, sobornos, engaños, robos, enfrentamientos contra enormes jefazos... Risen 2 se mantiene muy fiel a los cánones jugables del género, pero consigue que perderse por el mundo de Arbórea sea todo un placer. Y eso sin contar con el poder de decisión que tenemos.


Algo que modificará de forma ostensible el desarrollo de la acción, planteando nuevas misiones u obligándonos a afrontarlas de forma muy distinta. En este caso, por poner un ejemplo muy genérico, no será lo mismo enfrentarse a unos enemigos con los ritos de la muerte y el vudú de los nativos, que hacerlo a golpe de bayoneta y fuego de artillería siguiendo el estilo de la Inquisición. Y aunque es verdad que la mayoría de estas grandes decisiones están limitadas a los momentos clave del argumento, el juego consigue que sintamos ser parte del mundo por el que nos movemos.


Risen 2

Los habitantes de Arbórea responderán de forma natural a los ciclos del día y la noche. Habrá horas en las que trabajen, y otras en las que descansen.

Situación que se puede trasladar perfectamente al tipo de habilidades que hayamos potenciado en nuestro héroe. No en vano, podemos ser expertos ladrones capaces de forzar cerraduras, o convencer a la gente de cualquier cosa con buenas palabras –gracias a nuestro "Pico de oro"-, apostar por la vía directa haciendo uso de la intimidación y la fuerza física, e incluso usar el vudú para meternos dentro de la mente de las personas. El juego nos da la suficiente libertad como para tener siempre varias alternativas, lo que es muy de agradecer.


En este sentido, el sistema de progresión de habilidades no resulta excesivamente complejo, aunque sí garantiza que dependiendo de nuestras decisiones y el equipo de batalla, la acción se decante levemente hacia uno u otro lado. De hecho, habrá personas que se vuelquen casi por completo en la lucha con espadas, y otras que darán mayor importancia a las armas de fuego o las herramientas mágicas. Además, es interesante destacar que dentro de las cinco grandes ramas de habilidad que se pueden mejorar con los Puntos de Gloria, existen tres atributos adicionales que podemos potenciar con el uso de determinados objetos y pociones, o pagando a los maestros en cada uno de esos campos.


Esto nos garantiza que personajes especializados en un mismo campo, como puede ser el de las armas de filo, presenten leves diferencias representadas por la eficacia con la que usarán determinadas armas. Por ejemplo, habrá algunos que sean letales con las armas punzantes y otros que se manejen mejor con las lanzas. Una distinción que también nos puede dejar con ladrones sin capacidad para convencer a nadie con sus palabras, expertos en las artes del vudú centrados solo en la elaboración de pociones, o personajes muy físicos que solo sacarán provecho a su capacidad para intimidar.


Risen 2 (Xbox 360)

Los jugadores pueden aprender a forjar armas, pistolas, amuletos y cetros vudú, pociones, bebidas alcohólicas…

Soy un pirata, soy un tramposo

Risen 2 es un título notable en la mayoría de sus apartados, pero sin lugar a dudas, nosotros nos quedaríamos con el brillante trabajo que se ha llevado a cabo a la hora de recrear el mundo de los piratas. Y no hablamos únicamente del apartado audiovisual, que es bastante superior al original. Más bien, nos referimos a la forma de comportarse de nuestro héroe, que puede convertirse en un auténtico canalla con solo proponérselo.

Y es que durante las batallas nuestro héroe también será un pirata de los pies a la cabeza. Y no exageramos, ya que aparte de su espada y la pistola que puede llevar al cinto, existen los llamados Trucos Sucios, que no son más que jugarretas que podemos gastarle a los enemigos para obtener ventaja. Arena y sal en los ojos, un mono o un loro molestando, llamaradas de fuego, cocos y cuchillos arrojadizos… todo vale con tal de vencer al rival, aunque sea poco honorable.


Dicho esto, el sistema de combate ha ganado mucho con este tipo de movimientos, aunque a la larga puede tornarse algo repetitivo dada su simpleza. Y es que de nuevo, se ha apostado por unas batallas en tiempo real muy directas que basan gran parte de su atractivo en la ejecución rítmica del único botón de ataque con el que contamos, que también nos permitirá bloquear las estocadas enemigas al pulsarlo en el momento justo.


Como decimos, es posible usar varios trucos sucios y armas arrojadizas, pero más allá de eso y de poder cambiar de armas para modificar la estrategia de combate, las batallas no dan lugar a muchas virguerías. Y esto, sumado a la nula agilidad de nuestro héroe, es algo que en ocasiones puede resultar frustrante. Más que nada, porque mientras que con los enemigos armados bastará con fijar el blanco para bloquear automáticamente la mayoría de sus estocadas, con los animales y enemigos más poderosos este sistema defensivo no funciona.


Una situación para volverse locos, porque habrá momentos en los que dos o tres enemigos de tipo animal nos avasallarán de tal modo que nos sentiremos inútiles ante sus ataques. En este caso, habría estado bien contar con algún movimiento de evasión para esquivar sus embestidas o saltar hacia atrás en el momento justo, como terminó añadiéndose en PC pocas semanas después de su estreno. Pero a cambio, nos hemos encontrado con un sistema bastante limitado que nos deja vendidos frente a los rivales hasta tal punto, que se ha eliminado por completo la emoción en este tipo de batallas.


Y lo mismo podríamos decir de los combates contra varios enemigos humanos a la vez, en los que la victoria depende más de la fortuna que de la destreza. No por nada, puede darse el caso de estar enfrascados en una lucha a espada y, de fondo, tener a dos enemigos disparándonos sin descanso. Algo que cortará en seco los movimientos del héroe dejándole vendido ante sus rivales. ¿Queremos decir con esto que buscamos un juego más fácil? No, pero sí más justo; y desde luego el sistema de combate por el que se ha apostado no lo es.


El mayor problema es que esta desesperación, principalmente en los combates contra criaturas, no desaparecerá hasta bien avanzada la trama, cuando se nos da la opción de añadir al equipo a un miembro de la tripulación de nuestro barco para que nos apoye. Momento en el que las batallas ganarán algo más de emoción, aunque dentro de los límites comentados líneas más atrás.


Por fortuna, el juego se maneja bastante bien con los mandos de Xbox 360 y PlayStation 3, aunque el resultado final está lejos de lo visto en otros títulos de corte similar. Algo que está más ligado a la propia mecánica del juego, y principalmente sus combates, que a la distribución de los botones. En este sentido, el trabajo realizado por Piranha Bytes es muy conservador, con la cruceta de los mandos destinada a asignar las distintas habilidades especiales del héroe, que desplegaremos con el gatillo izquierdo del pad.


Risen 2

Existen varios puntos de interés como las hogueras en las que cocinar los alimentos, o los variados talleres donde forjar armas y objetos mágicos.

Un viaje en alta mar

Como buena aventura de piratas que es, la historia de Dark Waters se desarrolla a lo largo y ancho de varias islas, siendo necesario usar un barco para viajar entre estas localizaciones. Sin embargo, para desgracia de muchos, estos traslados se efectuarán de forma automática al seleccionar el punto de destino sobre un mapa de toda la región, dejando fuera la navegación y las batallas en alta mar vistas en otros juegos de temática similar.

Una decisión de diseño que no afecta para nada a uno de los aspectos más trabajados de este Risen 2: la exploración. Porque de verdad que da gusto perderse por las exóticas islas que componen este universo de fantasía. El colorido, la densidad de las junglas por las que nos adentraremos, los misteriosos templos alzándose en la lejanía, las zonas portuarias repletas de prostitutas y piratas borrachos, la guardia de la Inquisición entrenando en sus cuarteles, las cascadas agitando un agua cristalina… son tantos y tantos los detalles visuales con los que nos quedaríamos que resulta difícil citarlos a todos.


Pero más que la belleza de los entornos, lo que potencia de una forma sorprendente esa ansiedad por descubrirlo todo es la ingente cantidad de tesoros y objetos legendarios que se ocultan en las islas. En algunos casos, bastará con hacerse con los mapas que marquen la ubicación de estos tesoros, pero en otros será necesario seguir las pistas que encontraremos en manuscritos o a través del boca oreja de otros aventureros, siendo necesario, por tanto, explorar a conciencia cada palmo de terreno. Lo mejor es que estos tesoros suelen ofrecer ventajas muy suculentas, por lo que dar con ellos no solo nos subirá el ego, sino también determinados atributos especiales del héroe.


Risen 2 (Xbox 360)

Los hundidos son algunas de las tropas más peligrosas de Mara. Habrá que estar atentos para esquivar sus estocadas.

Por otro lado, estos viajes también nos permitirán conocer a la tripulación de nuestro barco, que posteriormente nos apoyará en las misiones siempre que se lo pidamos. En este caso, solo podrá seguirnos uno de estos tripulantes, estando cada uno de ellos especializado en un estilo de combate distinto: los hay que sanan tus heridas, otros que mejoran tu ataque, saquean los cuerpos enemigos, etc.


Y al final, son estos detalles extra los que nos dejan con una aventura que puede superar holgadamente las 50 horas de juego, dependiendo de lo mucho que nos entretengamos realizando misiones secundarias. En caso contrario, una media de 25 horas sería lo normal en una primera partida en la que se completa la aventura sin dar mucha importancia a la búsqueda de tesoros y demás.


Pero para los más aventureros, como adelantábamos al inicio del análisis, también se ha incluido el DLC de El Templo del Aire, que incluye nuevos ítems, habilidades, personajes con los que interactuar, y un gran mazmorra en la que se podrán encontrar algunos de los objetos más poderosos. Su repercusión a nivel argumental no supone grandes cambios con la trama principal, del mismo modo que no incluye novedades en lo jugable; pero no deja de ser un gran añadido para los que quieran disfrutar a fondo de Risen 2.


Risen 2

Los animales salvajes nos causarán a menudo más problemas que los espadachines, aunque con las herramientas necesarias, luego obtendremos importantes materias primas.

El paraíso de los corsarios

Si bien Dark Waters en consolas está lejos de la espectacularidad gráfica del juego de PC, en líneas generales, el trabajo realizado por Piranha Bytes es bastante bueno. A nivel visual, Risen 2 mantiene la belleza y colorido del original, con unos entornos de grandes dimensiones plagados de detalles de calidad. La distancia de dibujado resulta "correcta", aunque es verdad que hay muchos elementos del entorno que aparecen repentinamente frente a nosotros a escasos metros de distancia.

Los efectos de luces, los reflejos en el agua, la frondosidad de la vegetación... son aspectos que también han perdido vistosidad, asemejándose a lo que un usuario de PC contemplaría con el juego configurado en un nivel de calidad medio. Esta versión de Dark Waters mantiene además los errores ya vistos en el original, como la pobre inteligencia artificial de aliados y enemigos, un discreto modelado para los personajes, o unas animaciones algo robóticas.


El mayor problema es que a esta merma en la espectacularidad gráfica del juego debemos sumar también una irregular tasa de imágenes por segundo, que nos dejará con más ralentizaciones de las deseadas. Además, los tiempos de carga también resultan excesivamente elevados, lo que no ayuda nada a mejorar este apartado.


El apartado sonoro tampoco se libra de estos pequeños errores, con algunos efectos que dejarán de sonar misteriosamente. Por todo lo demás, tanto las melodías como las voces en inglés -con subtítulos en castellano- mantienen el nivel del original de PC.


7,1
“Interesante”
Valoración 3DJuegos - Risen 2: Dark Waters
Jugabilidad:
Gráficos:
Sonido:
Innovación:

Tenía el potencial para convertirse en un auténtico clásico, pero se ha quedado algo lejos de ese objetivo. La simpleza en algunos apartados y un sistema de combate injusto e impreciso en más ocasiones de las deseadas son los culpables de ello, aunque esta sigue siendo una gran aventura de rol que ha captado como pocas el espíritu de las mejores historias de piratas. Su salto a consolas también resulta bastante satisfactorio, aun a pesar de estar algo lejos de lo visto en PC. Pese a ello, sigue siendo un título que se disfruta mucho si se le da una oportunidad.

Anímate y comparte tu experiencia con el resto de jugadores realizando tu propio análisis de Risen 2. Tu artículo será publicado en la revista y leído por muchos usuarios, ¡Lúcete!

Valoración y estadísticas
7,1
Valoración 3DJuegos
“Interesante”
5,5
Análisis lectores (3 análisis)
Popularidad:
Escasa
¿Qué es?
Ranking:2721 de 19458 juegos
En la comunidad:
Usuarios (150) | Grupos y clanes (0) | Más
Expectativas / Valoración (225 votos)
8,6
Tu voto:
Tienda
Risen 2: Dark Waters
40,99  14,99 €

¡No busques más! te ofrecemos el mejor precio.

Oferta exclusiva: ¡Regalamos una caja de extras que contiene 3 postales con arte del juego y 2 DLCs!
Foro del juego
Autor: RoBeR88
Autor: Elmaicky
Participa en el foro de este juego
Si eres un fuera de serie o todo un crack con “Risen 2: Dark Waters” de Xbox 360, o simplemente quieres intercambiar tus trucos, guías o impresiones sobre este juego, no lo dudes, pásate por su foro.
Y recuerda, si estás atascado en este videojuego puedes crear un tema de ayuda en su foro.