Usuario anónimo
Iniciar sesión | Regístrate gratis
Más allá de la violencia y el gore, God of War nos enseñó el valor de la épica en los videojuegos

Más allá de la violencia y el gore, God of War nos enseñó el valor de la épica en los videojuegos

Por  /  22 de marzo de 2020       
129 comentarios
Recientes

La primera gran aventura de Kratos está de aniversario. El clásico God of War de PS2 cumple 15 años, y en este especial memorias retro revivimos esta épica aventura de acción hack'n slash con la que Santa Monica Studios se labró una reputación de oro que aún hoy en día perdura. God of War fue un juego legendario, y lo sigue siendo.

Épico. Brutal y sangriento, sí, pero sobre todo épico. Cada píxel, cada golpe, cada grito de furia, y hasta cada nota en la partitura estaban ahí para hacer del clásico God of War el videojuego más épico posible. Y lo sigue siendo 15 años después de su lanzamiento original en PlayStation 2. La primera gran epopeya de Kratos; la demencial sed de venganza que lo llevó a convertirse en uno de los personajes de videojuegos más reconocidos, está hoy de aniversario, y en 3DJuegos hemos querido rememorar está colosal aventura de acción hack'n slash que supo sacar buen provecho de la mitología griega para construir un violento universo de dioses, héroes y mortales del que ya nunca más quisimos salir. God of War fue grande, muy grande; tanto que a día de hoy puedes seguir disfrutando de sus salvajes combates y rabiosa puesta en escena sin sentir que está anticuado o que ya no es lo que era.


Volver a jugar a God of War con motivo de este aniversario ha sido toda una experiencia. Hay mucha nostalgia de por medio, claro, pues en su día aluciné con ese aire tan cinematográfico y violento que definía al videojuego de Santa Monica Studios, hasta el punto de convertirse de inmediato en una de mis sagas favoritas. Pero rememorar la sangrienta lucha de Kratos me ha servido también para valorar más si cabe el titánico trabajo realizado por el equipo de David Jaffe, que entre otras muchas cosas demostró que los occidentales también eran capaces de crear grandes videojuegos de acción hack'n slash. Así que este es mi particular homenaje al juego que dio origen a una de las franquicias más exitosas de PlayStation, convirtiéndose ya en ese imprescindible que todo aficionado quiere ver en cada nueva generación de consolas.


No fue fácil, todo parecía estar en contra de Kratos, con un proyecto tan titánico que acabó afectando personalmente a algunos de sus creativos. En este especial Memorias Retro de God of War te hablaré de ello, también de anécdotas y curiosidades del videojuego, dando a conocer la también épica historia tras el nacimiento de una saga tan colosal como esta.



LA HISTORIA DETRÁS DEL MITO


Fecha de lanzamiento: 22 de marzo de 2005 (USA), 22 de junio de 2005 (Europa)
Plataforma: PS2 (remasterizado en PS3)
Ventas: Cerca de 4,5 millones + cerca de 2,5 millones de GOW Collection en PS3
Género: Acción / Hack'n slash
Desarrollador: Santa Monica Studios (saga God of War, Starhawk)
Personal clave en su producción: David Jaffe, Todd Papy, Tobin A. Russell, Cory Barlog, Stig Asmussen
Motor gráfico: Kinetica (propiedad de Santa Monica Studios)


Más allá de la violencia y el gore, God of War nos enseñó el valor de la épica en los videojuegosMás allá de la violencia y el gore, God of War nos enseñó el valor de la épica en los videojuegos

Estoy seguro de que más de uno de vosotros escuchó en su día aquello de que en Occidente no se sabían hacer grandes juegos de acción hack'n slash. En cierto modo era comprensible. Desde Japón nos llegaban títulos como Devil May Cry de PS2 o el genial Ninja Gaiden de la primera Xbox pero... ¿qué teníamos aquí? Mientras los nipones sorprendían una y otra vez con propuestas más locas y espectaculares, los estudios occidentales se hacían fuertes en la acción en primera persona con obras tan importantes como la saga Halo o el memorable Half Life 2 a la cabeza. Daba la sensación de que se había establecido una especie de pacto de no agresión: nosotros a hacer lo que mejor sabemos hacer y vosotros a lo vuestro. Y ahí se coló God of War de manos de un equipo con talento que venía de haber creado juegos tan dispares como Twisted Metal o Kinetica.


La premisa siempre fue la de crear un videojuego lo más cinematográfico posible; que golpeara con fuerza al jugador haciéndole vivir una experiencia de combate visceral y muy espectacular. No tardaba mucho en ponerlo en práctica. Nada más empezar la aventura ya tenías frente a ti a la gigantesca Hidra, que devoraba y aplastaba a todos cuanto se cruzaban en su camino. Una brutal forma de comenzar una aventura que, lejos de perder fuelle, iba a más; que se volvía más épica y grandilocuente… y también más trágica, por ese oscuro trasfondo que define la vida de Kratos. Tenía los ingredientes necesarios para alcanzar la fama: una buena historia, una genial puesta en escena, combates memorables y hasta algún que otro puzle que amenizaban los momentos de exploración.


Una fantástica fusión de géneros a la que se llegó no sin esfuerzo pues se necesitaron cinco largos años de desarrollo para crear God of War. No tenía el sistema de combate más complejo, ahí los japoneses seguían mandando, pero si de algo podía presumir este clásico de PlayStation 2 era haber alcanzado un perfecto equilibrio entre acción, puzles e historia, plasmandolo en pantalla de la forma más épica y espectacular imaginable.


Más allá de la violencia y el gore, God of War nos enseñó el valor de la épica en los videojuegos

La venganza definitiva

Demostró que los occidentales también podían crear grandes hack'n slashMatar, matar y matar. Pareciera que Kratos no piensa en nada más que en matar y vengarse de sus enemigos, pero claro, una vez inicias su viaje y profundizas en el pasado del Fantasma de Esparta... bueno, lo entiendes a la perfección. Es entonces cuando tú mismo ansías también matar y matar a todos cuantos le hicieron sufrir. Y es increíble. Una de las grandezas de God of War es que sin ser original ni sorprendente en la historia que plantea, supo cautivarnos con su peculiar y sangrienta reinterpretación de la mitología helénica, haciéndonos vivir escenas apasionantes frente a dioses del Olimpo, héroes griegos, y monstruos tan icónicos como la Medusa o el Minotauro. ¿La excusa para pelear sin descanso? Acabar con la vida de un descontrolado dios de la Guerra, Ares, que se encuentra destruyendo la mismísima ciudad de Atenas. Poco tardaréis en descubrir que la tarea de acabar con un dios no es, ni de lejos, sencillo, pero sí es un espectáculo digno de los más grandes.


Lo mejor de God of War


  • Brutal puesta en escena que te hace sentir dentro de una película de acción
  • Gran mezcla de acción, puzles y exploración
  • Los combates contra jefes finales y su bestial desenlace
  • La figura de Kratos: un personaje dominado por la ira, pero con un trágico trasfondo
  • Las espadas del caos, un arma que ya es parte de la historia del videojuego
  • Pese a ser una historia típica, la épica de su acción la hace destacar

Más allá de la violencia y el gore, God of War nos enseñó el valor de la épica en los videojuegos

DISECCIÓN E INFLUENCIAS


Tras alcanzar un gran éxito de ventas con el alocado Twisted Metal, David Jaffe logró el respaldo necesario para dar vida a un videojuego con el que había soñado desde que era niño. Apasionado de la mítica película Furia de Titanes, quería crear un juego de acción que nos hiciera sentir como al protagonista de aquella epopeya, sacando partido de la rica mitología griega. Originalmente el creativo apostó por un juego más del estilo del clásico Onimusha de Capcom, pero poco a poco la acción fue ganando peso hasta convertirse en todo un hack'n slash. Lo que no varió fue esa puesta en escena tan de película, con unos quick time events que acabaron convirtiéndose en santo y seña de la saga God of War.


Más allá de la violencia y el gore, God of War nos enseñó el valor de la épica en los videojuegos

Era la forma perfecta de crear momentos inolvidables; de permitirnos ejecutar acciones de otro modo imposibles como retorcer la cabeza de una gorgona hasta arrancársela de cuajo. Estas acciones especiales se integraron tan bien en la acción, que sin ellas, era imposible acabar con ciertos enemigos. Así que no era solo un espectáculo artificial; si fallabas, morías, o bien debías seguir peleando contra unos enemigos que en algunos casos podían hacerte sufrir más de la cuenta. Realmente te sentías parte de esa loca escena de acción, y aunque el más reciente God of War dijo adiós a esta mecánica de juego, es imposible entender el éxito de la saga sin sus brutales quick time events.


Con esta colosal puesta en escena, God of War se fijó en juegos como Devil May Cry para dar vida a un sistema de combate que sin alcanzar sus cotas de complejidad, respondía a la perfección, transmitiendo muy buenas sensaciones a los mandos. Había combos, claro, además de varias habilidades especiales nacidas de los poderes de los dioses, como esa tormenta de rayos con la que te ayuda Poseidón al principio de la aventura. David Jaffe reconoce que siempre tuvieron la mirada puesta en el mercado japonés y los trabajos de Konami y Capcom a la hora de diseñar sus combates, pero en Santa Monica Studios también se inspiraron en ICO y sus puzles para hacer de la aventura de Kratos un viaje más variado y sorprendente.


Alternaba acción con otras mecánicas de juego que enriquecían la experienciaLas cajas que debías mover de aquí para allá con el fin de abrir nuevos caminos, los retos plataformeros que cambiaban de golpe el ritmo de la acción, las trampas mortales con las que te cruzabas… God of War sabía cómo sorprenderte en todo momento, alternando la acción con otras mecánicas de juego que enriquecían la experiencia. Así que no, no era el hack'n slash más profundo, pero tampoco lo necesitaba para encandilarte con su poderosa acción y las épicas batallas finales. Si es que lo tenía todo, incluyendo momentos tan curiosos como las fases de escalada, en las que debías deshacerte de decenas de enemigos evitando caer al abismo; o esa imponente banda sonora, que era por sí misma otra gran protagonista de la acción.


Más allá de la violencia y el gore, God of War nos enseñó el valor de la épica en los videojuegos

El legado de God of War

Llegó a las tiendas siendo un completo desconocido y ha acabado convirtiéndose en uno de los personajes más importantes y reconocidos de la industria del videojuego. Así de colosal fue el trabajo de David Jaffe y Santa Monica Studios, que de la nada crearon una franquicia de éxito que se ha caracterizado por la épica, escala y brutal acción. God of War es mucho God of War. Y lo ha demostrado a lo largo de los años. Con un más y mejor en toda regla su secuela en PS2 nos hizo vibrar de pura emoción, y aún a día de hoy las batallas de God of War III en PlayStation 3 siguen sorprendiendo por su sangrienta violencia y la inmensidad de algunos rivales. Esa batalla contra Cronos… ¡es una barbaridad!


Más allá de la violencia y el gore, God of War nos enseñó el valor de la épica en los videojuegosMás allá de la violencia y el gore, God of War nos enseñó el valor de la épica en los videojuegos

Ascension en PS4 marcaría un punto y aparte en la historia de Kratos, pues con él su fórmula del éxito mostró síntomas de agotamiento. Por otro lado era lógico. Habiendo exterminado a la mayoría de dioses y héroes de la mitología griega, ¿qué más quedaba? El equipo de Cory Barlog, que fue director de God of War II, fue valiente no ya solo apostando por otra mitología, en este caso la nórdica, sino también, planteando la historia de Kratos y la propia acción del juego desde otra perspectiva. El vengativo y sangriento antihéroe que conocimos hace ya 15 años había madurado, era distinto, y debía plasmarse en un brutal juego de acción que como el original, también ha terminado haciendo historia. Ya te lo contamos en nuestro análisis de God of War, pero más allá de lo épico de su acción, el último trabajo de Santa Monica Studios destacó por la historia, por su narrativa o el mensaje que transmitía. Algo de lo que hablamos en el especial Más allá del videojuego: God of War y la sobreprotección infantil. ¿Ahora qué? Solo resta esperar para ver cómo continúa el viaje de Kratos en las frías y despiadadas tierras de Midgard, esta vez en PlayStation 5.


Nunca es fácil encontrar el diseño perfecto para el héroe de una gran aventura como esta, así que como es lógico, en Santa Monica Studios crearon montones de bocetos con aspectos de lo más variopintos. Como veis, el azul iba a ser el color distinto de Kratos, pero finalmente se adoptó por el rojo más propio del dios de la Guerra, Ares. ¿Cómo debía ser Kratos?Nunca es fácil encontrar el diseño perfecto para el héroe de una gran aventura como esta, así que como es lógico, en Santa Monica Studios crearon montones de bocetos con aspectos de lo más variopintos. Como veis, el azul iba a ser el color distinto de Kratos, pero finalmente se adoptó por el rojo más propio del dios de la Guerra, Ares.

¿Sabías qué?

  • El primer videojuego de David Jaffe como diseñador fue Mickey Mania, una aventura de plataformas para SNES, Mega Drive y Mega CD que celebraba en 1993 los 65 años de historia de Mickey Mouse.
  • Dark Odyssey fue el nombre en clave con el que nació el videojuego. Con el tiempo se barajaron otras opciones como At the Hands of the Gods y el título final, God of War. ¿Sabéis cómo se optó por ese nombre? Puro azar. Se introdujeron tres papeles en una gorra y de ahí surgió el título de la aventura.
  • Para dar vida a Krato se inspiraron en el protagonista de American History X, Derek Vinyard, interpretado por Edward Norton.
  • La voz de Kratos es la del actor y cantante T.C. Carson, que fue sustituido en el último God of War por el actor Christopher Judge, conocido por su papel en la serie Stargate SG-1.
  • Desde 2005 hay planes de llevar a Kratos a la gran pantalla. Lo último que se comentó, ¡en 2019!, es que la película de God of War sería +18. El proyecto sigue sin tomar forma.
  • God of War sufrió la censura fuera de Estados Unidos. Hay una escena en la que Kratos debe quemar vivo a un enemigo enjaulado: en la versión original es un soldado espartano; en el resto del mundo, un no muerto del averno.
  • Kratos solo sonríe una vez en toda la aventura, y lo hace justo en la versión censurada, para omitir la conversación que tenía con el soldado espartano.
  • Una vez completas la aventura, en el panteón de los héroes, puedes encontrar el modelo original de Kratos que se usaba para poner a prueba su sistema de combate.
  • Estrenar el juego en marzo no fue casual. Es un mes que se asocia al dios griego Ares. En la mitología romana se le conoce como Marte, y el nombre de marzo se deriva de él.

¿CÓMO JUGAR A GOD OF WAR HOY?

Más allá de la violencia y el gore, God of War nos enseñó el valor de la épica en los videojuegos

Tienes disponibles todas las entregas clásicas de la saga God of WarSi no tienes ganas de desempolvar tu vieja PlayStation 2, o incluso sacar del trastero PS3, puedes recurrir al servicio de juego en streaming PS Now para no solo jugar al original, sino también a la remasterización en HD que se estrenó en PlayStation 3. Es más.Tienes disponibles todas las entregas clásicas de la saga God of War, incluidas las adaptaciones de sus juegos portátiles, para disfrutar de un épico maratón con Kratos. Lástima que el más reciente God of War de PS4 se haya caído del servicio, aunque obviamente, tienes fácil adentrarte en su apasionante mundo nórdico dado que es un juego de la actual generación.


Comentarios (129)
Comentarios