Análisis de OlliOlli. Grindeos al OlliOlli

Análisis de OlliOlli. Grindeos al OlliOlli
Facebook Twitter Flipboard E-mail

La primera vez te caes, la segunda luchas por dar tu primer salto y a la enésima ya sientes que estás empezando a dominarlo; hasta te lo pasas bien. Así fue OlliOlli y así lo sigue siendo en una adaptación para Wii U y Nintendo 3DS que nos trae de vuelta el skate más pixelado y adictivo. Hora de grindear al estilo OlliOlli.

Quien más y quien menos se ha subido alguna vez a una tabla de skate, consiguiendo deslizarse con mayor o menor torpeza hasta caerse (y que nadie mire para otro lado porque eso ha ocurrido). Seguro que hasta a Tony Hawk le sucedió, pero a diferencia de la mayor parte de nosotros, él hizo de la tabla su mejor amiga hasta dominarla y ejecutar auténticas virguerías sobre ella.

Esto es más o menos lo que ocurre cuando te pones a jugar con OlliOlli y no ves el momento de soltarlo. El videojuego creado por los británicos de Roll 7 nos propuso hace un año eso mismo: subirnos a la tabla, practicar, caernos más de una vez y, sin embargo, mantener nuestro interés en seguir intentándolo hasta no sólo superar sus pruebas, sino batir todos los récords (incluidos los generados por otros usuarios en los rankings de puntuación).

Pura adicción y nada más, la cual recuerda a las mejores máquinas recreativas, esas que después de haber agotado las monedas nos dejaban con ganas de más. Tras su estreno en PS Vita y posterior paso por las consolas de sobremesa PlayStation, le toca el turno a la familia Nintendo con dos adaptaciones para Wii U y 3DS. No resultan en ningún momento brillantes, pero sin embargo mantienen la calidad del original, razón ya de por sí suficiente como para animarnos a luchar por mantenernos sobre la tabla de skate.


Olli Hop!!

El planteamiento de OlliOlli es tan sencillo como efectivo. Pon un escenario 2D en scroll horizontal, un skater pixelado sobre una tabla, añade unos obstáculos, barras sobre las que "grindear"... y ya prácticamente lo tienes. Solamente te queda sumarle un control adaptado a las circunstancias, simple pero potente, fácil de aprender pero difícil de dominar, siendo sólo necesario el uso de un botón y el stick analógico.

Cualquier superficie es buena para desplazarnos con nuestra tabla de skate. Haz lo imposible, y finaliza la acrobacia con elegancia, y serás recompensado con una gran puntuación.
Cualquier superficie es buena para desplazarnos con nuestra tabla de skate. Haz lo imposible, y finaliza la acrobacia con elegancia, y serás recompensado con una gran puntuación.


El secreto del título reside en su simple pero a la vez potente esquema conceptual, en el que saltamos manteniendo hacia abajo el control analógico para después soltarlo. Los "tricks" se realizan como si fueran los ataques especiales de un juego de luchas tradicional (girando el stick), y los "grindeos" se activan llevando hacia abajo el stick justo cuando pasamos por encima de una valla o similar.

Si os parece fácil, es porque lo estamos explicando mal, o tal vez que sobre el papel todo parece de color de rosa, puesto que a medida que avanzamos en los niveles veremos cómo todo se complica. Primero con obstáculos que apenas vemos llegar y luego con trampas encadenadas que requieren habilidad, así como aprenderse los puntos problemáticos. Los desarrolladores lo han hecho muy bien para mantener un cierto nivel de reto, que nos caigamos y que volvamos al comienzo del recorrido para reintentarlo.

El planteamiento de OlliOlli es tan sencillo como efectivo

Así una y otra vez, poniéndonos a prueba pero sin hacer que desfallezcamos. Existe una delgada línea entre la dificultad y la frustración: lo bueno es que OlliOlli nunca la cruza. Es más, debido a que se nos dan puntos por cada maniobra, hay latente una recompensa hacia el jugador que se esfuerza.

Grindeos al OlliOlli


Por desgracia, para esta versión destinada a 3DS y Wii U no gozamos de nuevas pruebas o modalidades. Considerando que uno de los aspectos criticables del juego original era su escasez de propuestas (algo que se ha corregido en la secuela), creemos que esto es algo negativo, más con el margen de un año del que han dispuesto para añadir nuevas ideas. Nos tenemos que conformar con los 50 niveles y el Grind Diario para completar un determinado recorrido con la mayor puntuación posible, compitiendo de forma asíncrona con el resto de jugadores online.

Cada nivel presenta varios desafíos adicionales que solo superaremos con mucha habilidad y maña con el mando. ¿Estáis preparados para el reto?
Cada nivel presenta varios desafíos adicionales que solo superaremos con mucha habilidad y maña con el mando. ¿Estáis preparados para el reto?


Hay algunos elementos desbloqueables, como en las versiones de la familia PlayStation y PC, pero nada nuevo. Además, no nos ha gustado mucho cómo se ha trasladado el juego al caso particular de Nintendo 3DS, con poca definición en pantalla y la total ausencia del efecto 3D. Un "port" algo descuidado, al igual que ocurre en Wii U, sin opciones añadidas más allá de la posibilidad de jugar desde el GamePad sin necesidad de televisor.

Aunque el juego ya sabemos que no brilla en lo técnico, estos aspectos deberían haberse considerado para realzar la eficacia jugable del lanzamiento. Aun así, OlliOlli sigue siendo una experiencia recomendable, por unos 10 euros y la interesante opción "cross-buy" habilitada para no tener que comprar de forma independiente el juego en Wii U y 3DS si poseemos ambas.

Bueno

Sin sello
Grindeos al OlliOlli

OlliOlli

Por: El equipo de 3DJuegos
Sin sello

OlliOlli nos pone a prueba en Wii U y Nintendo 3DS con un "port" que mantiene todos los atributos del original, con una jugabilidad tan retante como adictiva. Continúa siendo un título ideal para jugar partidas rápidas, para aquellos a los que les guste superarse. Sin embargo, se le podría haber pedido un poco más de dedicación a la hora de incluir más opciones coincidiendo con la llegada de este skate tan retro a estas nuevas plataformas.

  • Es pura adicción. Siempre quieres una partida más
  • Fácil de usar pero difícil de dominar
  • Dificultad progresiva y realmente desafiante
  • Se echan de menos más modalidades de juego
  • No se ha sacado mucho partido de las características de Wii U y 3DS
Jugadores: 1
Idioma: Textos en español y voces en inglés
Duración: Incalculable
Comentarios cerrados
VÍDEO ANÁLISIS

266.131 visualizaciones

GOD OF WAR RAGNAROK es un JUEGO QUE ENGAÑA - ANÁLISIS

Cuando un estudio con el talento de Sony Santa Monica pone toda la carne en el asador de forma tan tajante como lo ha hecho con God of War Ragnarok, es muy difícil que no salga un gran videojuego: en este análisis vemos en detalle todas las características, novedades, lo que n...