El mejor juego de lucha libre de los últimos años. Análisis de WWE 2K23, la gran fiesta del wrestling

El mejor juego de lucha libre de los últimos años. Análisis de WWE 2K23, la gran fiesta del wrestling

El esperadísimo juego de lucha de Visual Concepts no decepciona y nos deja con uno de los mejores títulos de la franquicia hasta la fecha.

Sin comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail
Wwe 2k23

La infancia de no pocos de nosotros ha estado marcada por hombres mazados que se pegaban entre ellos luchando por un cinturón hasta arriba de piedras brillantes y oro. Algo algo que de primeras puede sonar muy absurdo pero que realmente tenía mucha más historia detrás. Hablamos efectivamente de los combates de la WWE, un espectáculo deportivo que ha dado la vuelta al mundo por la vistosidad de sus peleas y sobre todo, por el rocambolesco y divertido elenco de luchadores que han pasado por ella a lo largo de todas estas décadas. Así que después de varias semanas dejándonos con el hype por las nubes, WWE 2K23 ya está aquí, y en este análisis te vamos a contar si merece la pena dar el salto a este nuevo juego de lucha libre desarrollado por los autores de la conocida saga NBA 2K. Y tal y como ya intuíamos tras probarlo hace apenas unas semanas, tenemos claro que más de uno lo va a pasar en grande con este videojuego.

El regreso del mejor wrestling

Si tuviéramos que elegir una palabra para resumir la acción de este nuevo WWE 2K23 sería consistencia. A primera vista, los cambios con respecto a la anterior entrega de la saga apenas son visibles, pero sí son los justos y necesarios para convertirlo en ese juego de pressing catch que los fans del espectáculo llevaban esperando desde hace años. Y aún así, a pesar de este conservadurismo, hay novedades diferenciales en este nuevo título de Visual Concepts.Por un lado, nos encontramos con un modo de juego nunca visto antes: los War Games; un modo que ya tuvimos la oportunidad de probar en las primeras impresiones y que ha confirmado lo que esperábamos de él: un combate caótico y singular que los luchadores más curtidos disfrutarán como niños pequeños.

En este modo, tendremos a seis luchadores dentro de una jaula, con dos rings en vez de uno y unas reglas un tanto especiales, ya que no podremos acabar la partida hasta que todos los jugadores hayan entrado en el ring. Así, la locura se apodera de nuestro mando, aunque también puede llegar a ser injusto cuando hay un dos contra uno a inicios de la partida.

War Games

Por otro lado tenemos el Showcase, un modo añadido hace varios años en los que recorremos los pasos de una estrella de la WWE y sus mejores momentos dentro del ring. No obstante, este año es diferente ya que no seremos el protagonista sino todo lo contrario. "Protagonizado" por John Cena, viviremos el punto de vista más agrio de esta franquicia, ya que viajaremos por los momentos en los que el legendario wrestler dejó de ser el mejor. Este punto de vista mola bastante, ya que a pesar de ver a John Cena perder una y otra vez, sabemos que de estas derrotas ha aprendido y se ha levantado aún más fuerte. Como diría The Prototype: Nunca te rindas.

Con el nuevo Showcase viviremos el punto de vista más agrio de la WWE

No obstante, es cierto que hacer este Showcase puede ser un poco lioso para el que no sea un fanático de la WWE, ya que te pedirá que hagas una serie de movimientos, ataques y combos que le resulten un tanto difíciles de ejecutar por lo milimétrico que hay que ser. Además, el John Cena controlado por la IA (nuestro rival) es bastante insistente a la hora de atacar, por lo que no siempre resulta fácil encontrar el momento exacto para ejecutar el movimiento deseado.

John Cena

Otra de las novedades de este WWE 2K23 es el modo My Rise, que aterriza con dos formas diferentes de poder jugar. Por un lado tenemos The Lock, una narrativa para los luchadores masculinos en el que nuestro personaje tiene un potencial tremendo para convertirse en leyenda viva de la WWE.

Por otro lado, tenemos The Legacy, enfocado en una luchadora femenina que tendrá que hacerse paso por una franquicia reinada por su tía. A diferencia del año pasado, estas dos carreras son mucho más directas y, si bien pecan de ser un tanto pesadas al inicio, poco a poco veremos cómo el propio juego crea unas narrativas muy bien llevadas, creando vínculos con viejos amigos de la WWE y rivalidades legendarias.

Con el editor de personajes podemos llegar a crear maravillas de todo tipo

Y como no, en este modo nos encontramos con otro gran aliciente de esta entrega: el editor de personajes. Este apartado, al igual que en anteriores títulos, es absurdamente grande y podemos llegar a crear a personajes de todo tipo, desde locos acrobáticos capaces de vacilarnos en nuestra cara hasta personajes famosos de diferentes series, películas o videojuegos si somos unos manitas con el editor.

Un juego conservador

En cuanto a los modos que apenas han cambiado, pienso que no han hecho falta que añadieran o quitaran algo, ya que son muy buenos per sé y no les hace falta un remodelaje revolucionario para que sigan funcionando. My GM tiene ese toque estratégico para elegir bien a las estrellas que le queda de lujo, mientras que My Universe sigue siendo un seguro de vida para cualquier fanático de la saga, pero con cambios muy bien implementados para seguir aumentando las rivalidades entre luchadores.

WWE 2K23

Hablando ya del apartado técnico, sobra decir que 2K siempre deja un buen apartado visual en la gran mayoría de las escenas y escenarios, aunque es cierto que algunas texturas o efectos dejan bastante que desear por su paupérrima calidad. Si hablamos de rendimiento, cabe decir que la versión de PS5 va como la seda y no hemos visto ningún bajón que haya molestado nuestra experiencia jugando. Eso sí, seguimos sin entender por qué las cinemáticas (que no se pueden saltar por cierto), siguen yendo a 30 fps cuando sabemos de sobra que WWE2K23 va como un tiro en la Next-Gen.

Sobre las mecánicas, no hay que decir mucho más de lo que ya hayamos visto: movimientos y combos fáciles de ejecutar que sean efectivos hasta un nuevo sistema de pin fácil y sencillo para todos los jugadores.

Dicho esto, sólo queda responder a la pregunta que muchos de vosotros os estaréis haciendo: ¿Merece la pena WWE 2K23? Pues… depende de vuestro amor por la WWE. Si sois muy fans de la franquicia, compradlo de salida y disfrutad de todo lo que ofrece el juego. Si, por otro lado, eres un jugador más casual y no estás al tanto de lo que pasa en la franquicia, puedes comprarlo y aprender desde el principio o esperar un poco a que llegue alguna oferta suculenta para poder haceros con el juego.

El juego perfecto para los fans de la lucha libre

Recomendado
WWE 2K23 análisis

WWE 2K23

Por: Iván González
Recomendado

WWE 2K23 mejora en prácticamente todos los aspectos negativos del juego anterior y ofrece al fan de la lucha libre la mejor experiencia posible dentro de un cuadrilátero. Con pocas novedades en lo jugable, pero francamente divertido, el juego también destaca por su apartado visual, aunque este sea algo irregular. Los luchadores lucen espectaculares pero algunas texturas y detalles tienen un acabado muy pobre. A pesar de ello, y con toneladas de contenido por descubrir, si le das una oportunidad, es fácil disfrutar de la experiencia de lucha libre que propone este nuevo trabajo de Visual Concepts y 2K.

Comprar WWE 2K23
5 Cosas que debes saber:
  • Divertido a rabiar con una jugabilidad muy llevadera
  • Apenas cambia su base, pero la pule hasta casi la perfección
  • Variedad de luchadores infinita
  • Técnicamente impecable aunque irregular en pequeños detalles
  • Showcase brutal, aunque un tanto caótico
Jugadores: 1 a 8
Idioma: Textos en Español y Voces en Inglés
Duración: Incalculable
Comentarios cerrados
VÍDEO ESPECIAL

1.300 visualizaciones

20 JUEGOS que serían MEJORES si fuesen MÁS CORTOS

En este nuevo top 20 vamos a reunir los 20 videojuegos con el peor relleno de todos. Son 20 juegos estupendos pero que podrían serlo más si no quisiesen alargar de forma tan artificial su duración. Hay de todo, JRPG, juegos de mundo abierto, aventuras tradicionales y shooters.