Usuario anónimo
Iniciar sesión | Regístrate gratis
ReCore

El creador de Mega Man: “Los japoneses son tímidos y asustadizos ante cosas que no entienden”

Inafune se sincera en el E3 al respecto de sus colegas nipones.

Por / 52 comentarios
ReCore

No es la primera vez que el padre de Mega Man, Keiji Inafune, habla sin tapujos de sus compatriota. Siempre de forma crítica: “Los creadores japoneses y las compañías deben mirar más allá de la caja. No pueden esperar a quedarse en Japón, hacer sus juegos, llevarlos al E3 y esperar que se conviertan en hits. No va a suceder. Necesitas trabajar con empresas extranjeras americanas o europeas y otras partes del mundo para dar un nuevo sabor a tus obras”. No excusa las barreras producidas por el idioma, que “siempre van a estar ahí, eso no puede cambiar. Si esa excusa te mantiene lejos del mercado mundial por siempre, nunca evolucionaremos”.


Inafune, en la interesante entrevista ofrecida al medio americano Gamespot, no ha dudado en culpar a algo más profundo dentro de la propia psicología japonesa y la forma de entender sus cosas de forma tradicional: “Definitivamente, y bajo mi punto de vista, creo que es miedo. Los japoneses son tímidos y asustadizos ante cosas que no entienden. No es el caso de todo el continente asiático: los chinos son gente que no tienen la vergüenza que tenemos los japoneses. No puedes esperar triunfar en algo por culpa de tu timidez, es una mala combinación en cualquier caso. Especialmente para desarrolladores: necesitas conocer y hacer nuevas cosas”.


También ha comentado que espera que el éxito de algunos compañeros japoneses en el campo del Kickstarter pueda abrir los ojos a muchos de los socios atrapados en el territorio nipón sin ideas: “Quiero pensar que el éxito en Kickstarter de creativos japoneses ayudará a mejorar la situación. Actualmente, con Igarashi-san, Suzuki-san y yo mismo hemos tenido éxito en Kickstarter, aunque solo somos tres. Creo que otros desarrolladores siguen temiendo al mercado americano. Es cuestión de tiempo que otros creadores, al ver el éxito, se sientan bien intentándolo en Estados Unidos, ya que es, sin duda, un mercado más que potencial”.


La propia forma de entender el empleo por parte de los nipones, asegura, también tiene culpa de ello: “Hay que entender que un montón de desarrolladores japoneses son asalariados que únicamente hacen su trabajo. No están trabajando en hacer el juego que ellos quieren por estar obedeciendo las órdenes de sus superiores. He luchado contra mis superiores durante toda mi carrera, y por ello he terminado haciendo lo que realmente quería hacer. No muchos hacen eso en Japón, ya que en el peor de los casos puedes acabar en la calle”.


En definitiva: “Sin el apoyo de la compañía no tienes dinero para hacer el juego que quieres comenzar, de ahí que muchos no hagan más que asentir a todo lo que dice la empresa, lo que es un ciclo muy malo y que no creo que vaya a cambiar por unos pocos Kickstarter. Actualmente, no puedo decir más que Kickstarter acabará cambiando perspectivas”.


Más sobre: Keiji Inafune.