Usuario anónimo
Iniciar sesión | Regístrate gratis
Especial

Así han evolucionado los mandos de las videoconsolas de Nintendo a lo largo de la historia

Damos un repaso a los mandos que durante más de treinta años nos han permitido controlar a Mario, Link y compañía.

Por / 58 comentarios
Nintendo Switch

Llevamos varias décadas sujetando un mando en nuestras manos y la llegada de cada generación suele traer consigo nuevas ideas, que habitualmente cuentan con nuevas formas, botones y funcionalidades. Mientras que Sony ha mantenido sus señas de identidad en todos los modelos del DualShock, Nintendo siempre ha dado una vuelta de tuerca a sus controladores, que no solo nos han dejado múltiples formas y colores, sino nuevas formas de jugar. Rectangulares, circulares, discretos, llamativos...


Con Nintendo Switch en plena forma, todo indica a que tendremos que esperar varios años para presenciar la llegada de una nueva máquina de Nintendo. A pesar de ello, su historia nos ha dejado más de media docenas de mandos entre los que podemos encontrar desde diseños discretos con apenas dos botones, hasta controladores dobles con sensor de movimiento y un sinfín de posibilidades. Damos un repaso a su evolución.


1

NES - 1985 Con su perfecta forma rectangular y dos botones rojos resaltando en su escala de grises, el mando original de NES es un auténtico icono del videojuego. A día de hoy, su cruceta sigue siendo más fiable que la de algunos controladores modernos. El mando con el que aquel 21 de febrero de 1986 nos pusimos por primera vez en la piel de Link (The Legend of Zelda). Actualmente podéis haceros con uno —aunque no es compatible con la consola original— gracias a Nintendo Classic Mini.

2

Super Nintendo - 1990 Inspirado en su antecesor, pero con cambios sustanciales que marcarían un antes y un después en la evolución de los controladores. ¿Acaso contemplamos la posibilidad de disfrutar de un videojuego sin el uso de gatillos L y R? El mando de Snes los implementaba junto con otros dos botones más con respecto al de su antecesora, ya que los botones A /B se sumaban los X/Y. Además, la curvatura de ambos extremos se asemejaba a las formas de los mandos modernos.

3

Nintendo 64 - 1996 Casi veinticinco años después, todavía existen debates cuyo protagonista es la forma correcta de sujetarlo. El diseño del mando de Nintendo 64 fue totalmente distinto a lo que habíamos visto en sus antecesoras, ya que apostaba por formas sinuosas y un único stick situado en la zona central. También contaba con los botones C, que hacían las veces del segundo stick que hoy día se nos hace tan necesario. Un controlador atípico, pero repleto de posibilidades.

4

GameCube - 2001 Inconfundible por su color púrpura, el mando de GameCube se asemejaba más a uno actual, aunque mantenía elementos heredados de Nintendo 64. La palanca amarilla era la evolución de los botones C y el botón Z pasaba a situarse como un segundo gatillo adicional en la parte superior derecha. Aunque la disposición de los botones A/B/X/Y no terminó de convencer a todo el mundo, este mando siempre ha sido considerado muy ergonómico y agradable al tacto.

5

Wii - 2006 El Wiimote fue una de las mayores revoluciones que recordamos en la industria del videojuego. Y es que se trataba de un mando que marcaría un antes y un después en los planes de Nintendo. Todos estrenamos nuestra consola boxeando y jugando al tenis gracias a Wii Sports, el título que servía para poner a prueba las posibilidades de un mando que pasó a ser historia del videojuego. La combinación con el Nunchuk hacían de él un mando mucho más versátil de lo que parecía.

6

Wii U - 2012 El "tabletomando", como muchos lo llamaban. Aunque no fue la primera vez que veíamos un controlador con pantalla integrada, esta idea nunca nos había ofrecido tantas opciones. Wii U no fue precisamente un éxito, pero las funciones de su mando nos dejaron experiencias muy gratificantes como el hecho de jugar a Xenoblade Chronicles X y ver el mapa en nuestras manos o la posibilidad de apagar la televisión y seguir jugando como si de una consola portátil se tratara.

7

Nintendo Switch - 2017 Una vez más, Nintendo apuesta por un mando que se convierte en la principal seña de identidad de su máquina. Y es que los Joy-Con nos ofrecen tres modos de juego diferentes: acoplados a la consola, desacoplados —uno en cada mano— y colocados en el Grip oficial para convertirse en un mando clásico. Gracias al lector NFC, el botón Share y características como el giroscopio y el acelerómetro, los controles de Nintendo Switch dan lugar a un sinfín de posibilidades.

Imagen 1 de 7


Más sobre: NES, SNES, Nintendo 64, GameCube, Wii, Wii U y Switch.