Tener a Sony en el mercado de los monitores es estupendo, pero no por este precio. Análisis Sony INZONE M3

Tener a Sony en el mercado de los monitores es estupendo, pero no por este precio. Análisis Sony INZONE M3

Este monitor gaming de Sony tiene un precio que ronda los 600 euros.

4 comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail
Sony Inzone M3 Opinion Resena Analisis

Recuerdo que me sorprendió en su día saber que Sony aprovecharía el lanzamiento de PS5 para aventurarse en el mercado de los periféricos para jugar, uno de los más fieros de nuestra afición. Su último lance en este sector ha sido el InZone M3, un monitor FHD pensado para aprovechar la potencia de su consola en esa resolución. Una elección interesante para un mercado saturado de opciones.

Por suerte para la compañía nipona, su veteranía en el mundo del hardware es envidiable, así que no parten desde cero para competir en este sector. Cuentan con una experiencia extensa en sectores hermanados con el del monitor de escritorio, como el mercado de las TV, y han demostrado su saber hacer en modelos como su anterior monitor, el InZone M9, o su peculiar serie de auriculares para su última consola.

Sin embargo, todas las incursiones en el mercado de los periféricos para jugar por parte de Sony rara vez se salían del marco de uso de PS5. En el caso del InZone M3 esto sigue siendo así, pero apela también al jugador de PC, y más concretamente al jugador competitivo de PC. Un público de lo más exigente con sus periféricos.

Con un precio de nada menos que 600 eurazos. ¿Tiene lo que hay que tener el nuevo monitor de Sony para ser una opción interesante como monitor para competir? Dejad que os cuente mi experiencia con el nuevo monitor gaming de Sony tras unas semanas en mi escritorio.

Imagen01

Siguiendo la estela de su pantalla estrella

Una de las apuestas más fuertes por parte de Sony con InZone está en la identidad visual de la marca. Está claro que los nipones quieren asociar sus periféricos con la marca PlayStation, pero no de una forma tan literal que expulse de la ecuación a los jugadores ajenos al ecosistema de PS5. Por esta razón, todos los dispositivos de InZone integran algún elemento del diseño de la popular consola de Sony en su aspecto exterior.

En el caso del InZone M3, esta descarada similitud la encontramos en apartados como el uso de un estilo bicromático – con el blanco y el negro como protagonistas – para el dispositivo, o la predominancia de líneas curvas en todo el chasis. Tan sólo tenemos que poner cara a cara a ambos dispositivos para entender esta afirmación.

Es de agradecer que el InZone M3 apueste por un diseño tan alejado de lo estándar…

En un mercado en el que todos los monitores son tan homogéneos que es difícil saber a qué estoy mirando si no atiendo a especificaciones técnicas, es de agradecer que el InZone M3 apueste por un diseño tan alejado de lo estándar… O ese sería el caso si este fuera el único monitor de la marca.

Quienes hayan visto el InZone M9 seguro que caen en cuenta de que el M3 es prácticamente una versión en miniaturizada de su predecesor.

Ambos modelos comparten atributos como sus dimensiones, o la aparición de su peculiar peana en trípode. Incluso se pisan mutuamente elementos como el conmutador KVM para conectar nuestros dispositivos USB directamente a la pantalla.

Tanto es el parecido que es difícil discernir cuál de los dos modelos tiene uno delante si no enciende la pantalla, momento en el que las diferencias entre ambos son mucho más evidentes. Ya que los paneles de ambos dispositivos son la noche y el día.

Tabla01

Donde el InZone M9 nos recibe con un panel FALD a 4K@144Hz, el InZone M3 deja sobre la mesa un panel Edge-LED de 1080p@240Hz.

Unos números poco impresionantes para estándares actuales, y en un panel con una tecnología de retroiluminación inferior, pero que sirven para acomodar esos 240 hercios de refresco sin que ninguna PS5 – o un PC equivalente – sufra demasiado en títulos competitivos.

Es en estos títulos competitivos donde más brilla el M3 como monitor. Su alta tasa de refresco está acompañada de una latencia relativamente baja para un monitor de esta resolución y características, así como de un tiempo de respuesta adecuado en los escenarios más favorables– manteniéndonos entre 200-240 cuadros por segundo – para el monitor.

Saliendo de estos escenarios favorables los más perspicaces sufrirán la aparición del temido ghosting en la pantalla. Algo poco halagüeño para un monitor de este precio, pero que no difiere mucho de lo que encontramos en otros paneles de características similares.

En estos escenarios, la compatibilidad del panel con tecnologías como VRR son clave para frenar algunos de estos escenarios menos favorables.

Imagen02

La mayoría de los títulos first-party de Sony, como, por ejemplo, The Last of Us Parte I, optan por mantener un bloqueo de 60 cuadros por segundo cuando la consola lo permite, haciendo que este escenario "poco favorable" del que hablamos se dé con cierta normalidad en los títulos más punteros. No es dramático en títulos singleplayer, ni mucho menos, pero preferiría que no estuviese hablando de este problema en un monitor de este precio.

Otro punto donde creo que este monitor flaquea más de la cuenta es en la representación del color

Otro punto donde creo que este monitor flaquea más de la cuenta es en la representación del color.

Los nipones han optado por el uso de la tecnología Edge-LED para la retroiluminación del panel por las facilidades que aporta a la hora de juntar dicha tecnología con un panel de alta tasa de refresco. Pero esta elección provoca que apartados clave para la imagen del dispositivo, como lo es su nivel de contraste, o la precisión en la representación del color, dejen bastante por desear en un monitor de este rango de precios. Especialmente a niveles altos de brillo.

Tabla02

Por supuesto, valorar un monitor para jugar por su precisión colorimétrica es algo que, normalmente, hay que coger con pinzas. Pero en el caso del InZone M3 afecta a elementos que sí son interesantes para él, dado su público objetivo, como lo es el uso de los estándares HDR en el modelo. Que se me antojan básicos con sólo compatibilidad con DisplayHDR 400. Otro apartado más en el que, sin ser nada determinante, el M3 me deja un sabor agridulce.

Imagen03

InZone apela a un público difícil

No es ninguna locura decir que esta es la generación de la integración entre plataformas. Muestra de ello son las acciones de las grandes compañías de la industria en estos aspectos, con Sony como una de ellas, aunque siempre bajo sus propios términos.

El lanzamiento de la marca InZone es una buena muestra de estos términos por parte de Sony. Una marca con productos claramente desarrollados con el ecosistema de PS5 en mente, pero con características que no pueden aprovecharse desde ella desde la consola de Sony. Una suerte de ventana abierta a otros tipos de usuarios.

Si desde Sony hubieran dejado este monitor como lo que es: un monitor para juego intensivo de corte competitivo, y hubieran ajustado un precio acorde a este mercado, por ejemplo unos 300 euros, no tendría muchas pegas para el InZone M3.

El modelo rinde adecuadamente en los escenarios para los que ha sido concebido, cuenta con algunas características diferenciadoras, como su aspecto, e incluso sobresale a nivel de rendimiento en escenarios específicos.

Sin embargo, los tokiotas no han querido encasillar este monitor bajo el paraguas de los títulos competitivos, sino que han optado anunciar el M3 como un periférico multipropósito dentro de su ecosistema. Y engordar la etiqueta del precio del dispositivo de forma acorde.

Sony INZONE M3 Monitor gaming de 27 pulgadas: Modelo FHD 240Hz 1ms HDMI 2.1 VRR 2022

Creo que el InZone M3 es un monitor muy difícil de recomendar por su precio actual, aún a pesar de cumplir su cometido principal. Más aún con modelos como el ASUS TUF VG27VQM en su resolución por menos de 300 euros, o modelos como el Gigabyte M27Q X, con una lista de especificaciones envidiable, por un precio tan cercano a la propuesta de Sony.

Aún con todo, que una de las grandes empresas de la industria se meta de lleno en el mercado de los monitores es una buena noticia. Y sabemos que Sony puede hacer las cosas bien en este mercado, como demostró anteriormente con el InZone M9, sólo espero que opten por delimitar mejor su foco de acción, y no centren sus esfuerzos en modelos que se queden a medio camino entre dos tierras.

Comentarios cerrados
VÍDEO ESPECIAL

6.756 visualizaciones

Los 20 JEFES MÁS DIFÍCILES de ELDEN RING: SHADOW OF THE ERDTREE

Solo han pasado unos pocos días desde que llegó el DLC de Elden Ring, Shadows of the Erdtree, y los jugadores ya están sufriendo de lo lindo con sus jefes. Ante todo tengamos paciencia, es un juego largo, con mucho que explorar que nos ayudará a lidiar mejor contra estos grand...