Usuario anónimo
Iniciar sesión | Regístrate gratis
Disintegration

Tras el fracaso de Disintegration, el cocreador de Halo ya piensa en los próximos proyectos

Marcus Lehto asegura que han aprendido de los errores en su último lanzamiento.

Por / 18 comentarios
Disintegration

Crear un juego que combina shooters en primera persona con estrategia en tiempo real, es una apuesta arriesgada. Hacerlo con una cuarentena de por medio es difícil. Y, si además lo haces con un estudio nuevo, se vuelve ya imposible. Lo cierto es que Disintegration no las tuvo todas consigo antes del estreno, y con unas cifras de usuarios cuyo máximo histórico en Steam fue de 539 jugadores simultáneos, el juego de V1 Interactive anunció el cierre de los servidores tras tres meses de vida.


Pero de todo se aprende, y en su cuenta personal, el fundador del estudio Marcus Lehto, quien fuera el cocreador de la saga Halo, ha pedido apoyo a las redes tras un lanzamiento poco exitoso como el de Disintegration: "Dirigir un estudio de videojuegos siempre conlleva unos retos. Hacerlo durante una cuarentena hace las cosas mucho más difíciles. Hacerlo tras un lanzamiento sin éxito, bueno… Me vendría bien algo de positivismo".





Tras su publicación, numerosos usuarios se han volcado en apoyo al desarrollador tras su lanzamiento infructuoso. Y, en respuesta a uno de ellos, Lehto habla del desarrollo de nuevos proyectos al comentar que "creo que vas a estar contento con lo que se está cociendo en el estudio". Así mismo, a raíz de otro comentario distinto, el desarrollador afirma que "hemos aprendido muchas lecciones duras", y que "tengo ganas de aplicar lo aprendido en lo que hagamos a continuación".


Es buena noticia que Marcus Lehto no se desanime, que mantenga sus ganas de crear después de un estreno como el de Disintegration, y veremos si logra sorprendernos con sus próximos proyectos. Por su parte, Disintegration va a prescindir de su multijugador online el 17 de noviembre, aunque la campaña seguirá disponible para los jugadores, como es natural. Una apuesta de juego arriesgada, de la que hablamos en nuestro análisis de Disintegration.



Más sobre: Disintegration, V1 Interactive y Marcus Lehto.