Análisis de Rollerdrome. Los creadores de OlliOlli hacen realidad un Tony Hawk ¡con tiros y acción!

Análisis de Rollerdrome. Los creadores de OlliOlli hacen realidad un Tony Hawk ¡con tiros y acción!
Facebook Twitter Flipboard E-mail

Ya lo dijo Florentino: la gente se está aburriendo del fútbol. Por eso, en 2030, un nuevo deporte se impondrá en todo el planeta: los patines armados hasta los dientes. ¿Listo para conocer a Kara Hassan y llevarla a lo más alto del ranking mundial de su disciplina? Necesitarás algo más que habilidad y buena puntería para ello. Te lo cuento en el análisis de Rollerdrome.

Que el siguiente proyecto de los creadores de OlliOlli y su estupenda secuela podía ser un nuevo homenaje a Tony Hawk era previsible; el desarrollo que ha terminado siendo Rollerdrome no tanto. Convertir las cabriolas propias de los videojuegos de skate y sus escenarios en una suerte de arena de supervivencia distópica en la que nuestra pericia dictará nuestra supervivencia o muerte es la base principal de un proyecto fresco y desafiante como el mismo verano. Con su particular estilo gráfico y su música, que inevitablemente te transporta a los tiempos del Commodore Amiga, la aventura de Kara Hassan y Roll7 tiene garantías de sobra para los jugadores que buscan un reto veraniego.

Y aunque es cierto que no todo brilla en el software y que algunos detalles lo podrían haber aupado a alcanzar nuevas cotas de excelencia, la realidad es que la idea funciona a la perfección. Uno de esos títulos en los que la evolución mecánica y jugable del propio usuario se ve recompensada con el paso de las horas y con el aprendizaje orgánico de las distintas armas y habilidades de la protagonista. Es una gozada regresar a los niveles originales, los que parecieron un guirigai incomprensible en las primeras partidas, y ver cómo has aprendido a jugar y nadie es capaz de parar a Kara. ¿Listo para ponerte los patines y lanzarte al ruedo? La amenaza es absolutamente enorme y no está solo en la arena.

Roll7 ha sorprendido a propios y extraños en cada uno de los apartados de su nuevo videojuego, pero viniendo del talento que hizo posible OlliOlli, os mentiría si os dijese que me sorprende la pericia del equipo. Rollerdrome va a ser uno de los grandes protagonistas del mes de agosto, sin duda.

Kara Hassan has been eliminated

El uso de cada arma variará los efectos en cada uno de los enemigos

El objetivo de Rollerdrome es bien simple: sobrevivir a una horda de enemigos en una arena preparada para las piruetas y las filigranas gracias a tus patines. ¿Cómo acabar con los enemigos? Repartiendo pólvora, claro. Os haría perder un tiempo precioso si os cuento cómo funciona un Tony Hawk, por lo que imagina el control de Antonio Halcón como el propio de Kara Hassan. No es todo lo fluido y variado que me gustaría en ocasiones (y más si lo comparamos con el gran trabajo de Activision en el reciente remake de Tony Hawk 1 + 2) y no tiene tanto protagonismo la parte de piruetas como sin duda me habría gustado, pero no podrás parar de ejecutar movimientos durante la partida, puesto que son el movimiento necesario para recargar munición.

La munición de las cuatro armas disponibles, que iremos desbloqueándolas según avance la aventura, es compartida, por lo que el gasto de dos granadas nos dejará sin las doce balas de la pistola, sin los seis cartuchos de la escopeta o las tres recargas eléctricas. El uso de cada arma variará los efectos en cada uno de los enemigos que intentarán acabar, literalmente, con la carrera de Hassan. Habrá matones con bates, francotiradores, cañoneros y alguna que otra sorpresa armada y voladora que te pondrá las cosas difíciles desde todos los frentes imaginables. Para facilitar la partida, el jugador podrá tirar de una habilidad que ralentiza el tiempo y una esquiva que ayudará a eludir proyectiles, minas y disparos con soltura.

Los creadores de OlliOlli hacen realidad un Tony Hawk ¡con tiros y acción!

No bastará con acabar los niveles para escalar puestos en las distintas rondas del torneo de Rollerdrome del año 2030: necesitarás también acabar las distintas misiones propuestas en cada uno de los niveles para avanzar, algo similar a lo que sucedía en los Tony Hawk de toda la vida. Más allá de que el juego aumente su dificultad de forma escalonada y presente sorpresas a cada nueva ronda que avanza en forma de nuevos enemigos o batallas contra jefes finales, la realidad es que no es un videojuego para nada sencillo. Completarlo al 100%, de hecho, va a ser uno de los grandes desafíos del año. Eso sí, cada avance del jugador en sus difíciles niveles sabe dulce como el azúcar.

La sorpresa narrativa está en el inicio de cada nueva ronda jugable: el usuario puede enfrentarse a los misterios de la sociedad distópica tras el deporte de moda en zonas en las que controlamos a Kara en primera persona para investigar las estancias en busca de documentos, emails y pistas que nos ayuden a ver que tras Rollerdrome hay gato encerrado. Interesante, pero sin duda podría haber dado más de sí un mayor desempeño por presentar una historia que, en realidad, pasará inadvertida para muchos jugadores. La base, eso sí, es sólida, y tanto en lo jugable como en lo narrativo podría expandirse con nuevos capítulos que engrandecerían una ya de por sí muy interesante propuesta.

Ollie con matanza

Los creadores de OlliOlli hacen realidad un Tony Hawk ¡con tiros y acción!

Rollerdrome es capaz de hacer mucho en lo visual con muy poco. Su propuesta retrofuturista le sienta a las mil maravillas, con escenarios que a priori pueden parecer algo simples pero que acaban encerrando algunos secretos interesantes dispuestos a ser descubiertos por la protagonista. Además, su juego cromático al morir o salir victorioso recuerdan para bien a SUPERHOT, referente visual de una obra que en lo sonoro también es capaz de sorprender. No tiene una gran variedad de melodías su banda sonora, pero recuerda irremediablemente a los tiempos del Commodore Amiga y sus tonadillas retro sientan genial a su acción sobre ruedas.

Me habría gustado dar algo más de empaque y protagonismo a las piruetas

He disfrutado mucho de Rollerdrome. Sí que me habría gustado dar algo más de empaque y protagonismo a las piruetas que puede ejecutar la protagonista en las puntuaciones, que centra su multiplicador, exclusivamente, en las muertes ejecutadas por la protagonista. De hecho, y hablando del asunto de las filigranas, me cuesta creer que no se haya optado por incluir un Manual en el juego, algo que habría ayudado a hacer mejores combos y hacer aún más desafiante la batalla por tener la puntuación más alta entre los jugadores de lo nuevo de Roll7. Aunque su propuesta gráfica es interesante, no quita que el título podría ser también algo más ambicioso en los modelos, escenarios y efectos visuales.

Rollerdrome tiene todo lo que le puedo pedir a un videojuego: mecánicas coherentes, un desafío interesante, una puesta en escena rompedora y la mezcla de buenas ideas en una muy original propuesta retrofuturista. No creo que cambie mucho el espectro deportivo antes de 2030, pero si cambiase no me importaría disfrutar de un deporte como Rollerdrome en ocho años. Ibai, hazlo.

Tony Hawk con pistolas

Recomendado
Los creadores de OlliOlli hacen realidad un Tony Hawk ¡con tiros y acción!

Rollerdrome

Por: El equipo de 3DJuegos
Recomendado

Roll7 toma las bases de Tony Hawk y las hordas de supervivencia típicas de los juegos de acción en tercera persona para efectuar una combinación de géneros imposible llamada Rollerdrome. Divertido, desafiante y con una puesta en escena muy rompedora, el videojuego de los creadores de OlliOlli se convierte en uno de los grandes retos del verano de 2022. Aunque podría haber sido un pelín más ambicioso en su distópica historia y en el apartado de las piruetas a bordo de los patines, es capaz de guardar sorpresas en cada uno de sus niveles y su peculiar historia, tiene elementos que le permiten seguir mejorando su fórmula en futuribles entregas.

5 Cosas que debes saber:
  • Un desafiante videojuego de acción y deportes extremos.
  • Su apartado visual, que recuerda para lo bueno a SUPERHOT, es uno de sus puntos fuertes.
  • Musicalmente no goza de una gran variedad de piezas en su banda sonora, pero son todas las pistas una delicia.
  • Equilibrar la acción con las piruetas, probablemente, habría hecho de Rollerdrome un juego más interesante.
  • Tendrás desafío para mucho tiempo si deseas completar al 100% el juego.
Jugadores: 1
Idioma: Textos en castellano y voces en inglés
Duración: 6-8 horas
Comentarios cerrados
VÍDEO ESPECIAL

1 visualizaciones

Los MEJORES MOMENTOS de los PREMIOS 3DJUEGOS by Doritos 2022

Por segundo año consecutivo la industria del videojuego en España se reunió para celebrar los Premios 3DJuegos by Doritos, un gran evento en el que se dieron a conocer los galardones a los títulos más importantes de 2022, con candidatos tan exitosos como Elden Ring, God of War...