Qué fue de StarCraft: Ghost, el juego de acción y sigilo de Blizzard que esperamos más de 12 años y nunca jugamos

Qué fue de StarCraft: Ghost, el juego de acción y sigilo de Blizzard que esperamos más de 12 años y nunca jugamos

3 comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail
StarCraft Ghost

En 12 años pueden pasar muchas, muchísimas cosas. Sin ir más lejos: entre el lanzamiento de la primera Xbox y de Xbox One pasaron esos años, los mismos dilataron la llegada de Grand Theft Auto V con respecto a Grand Theft Auto III y los mismos que distancian a Nintendo DS de Nintendo Switch. Visto en perspectiva asusta, ¿no? Pues 12 años, ese mismo lapso, es el tiempo que tardó Blizzard en anunciar, cambiar de mandos y cancelar StarCraft: Ghost ¿Qué ocurrió con este videojuego que prometía tantísimo pero que se quedó en agua de borrajas?

Un juego de Blizzard muy prometedor

Nos situamos en el año 2002. Ese mismo año llegaba la primera Xbox a Australia, Europa y Japón; y dos años antes lo hacía PlayStation 2 a todo el globo. El salto generacional era superlativo con respecto a anteriores sistemas. Blizzard, atenta a esto, quiso impulsar su división de videojuegos en consolas, pues siempre ha sido una desarrolladora enfocada al PC y sus lanzamientos en sistemas de sobremesa por aquel entonces –Starcraft 64 para Nintendo 64 o Diablo en PlayStation- no acababan de cuajar.

La narrativa arrancaba desde un punto de vista muy prometedor. Mengsk, emperador de los Terran, intenta desesperadamente apaciguar el dominio de los Zerg utilizando un arma química llamada Terrazine que dota a los agentes Ghost de poderes especiales… y que inutiliza las voluntades de aquellos que lo inhalan. Este proyecto se denominaría Project: Shadow Blade. Nuestra protagonista, Nova, destaparía las intenciones de tal plan, replanteándose su posición dentro de los Ghost y dudando de las buenas intenciones de los propios Terran.

StarCraft Ghost

Blizzard decidió así darle una vuelta de tuerca a su modus operandi: dejarían un poco de lado la estrategia para volcarse en un título de acción en tercera persona, más alejados del ‘point and click’ y más centrados en disparar, saltar, desplazarse por escenarios intrincados. Los gameplays recordaban mucho a Metal Gear o Splinter Cell, con una cámara en tercera persona y unas mecánicas muy similares a las de los juegos mencionados –sigilo, armas de fuego, cuerpo a cuerpo, gadgets etc.-.

Fue notable la inclusión de un potencial multijugador con hasta cuatro clases distintas de personaje

Notable fue también la inclusión de un potencial multijugador con hasta cuatro clases distintas de personajes: Marines, Infantería Ligera, Camazots y Fantasmas. Cada clase tenía sus particularidades jugables: la infantería podía desplegar torretas o parapetos pero los Marines eran capaces de granadas. Asimismo, los Fantasmas eran los únicos habilitados para utilizar camuflaje óptico, como la protagonista de la aventura.

El objetivo de Blizzard era doble. Por un lado, buscaban atraer una mayor cantidad de público a su universo pero alejándose de la estrategia y centrándose otro género más "consolero", como es la acción; y por otro, ofrecer a sus seguidores una experiencia StarCraft diferente, minimizando las ingentes batallas de la franquicia a través de un punto de vista más personal e individual gracias a Nova.

¿Qué pasó con Starcraft Ghost?

Blizzard dio luz verde al proyecto delegando su desarrollo a Nihilistic Software , extrabajadores de LucasArts que habían dado vida al recordado Vampire: The Masquerade - Redemption, ejerciendo como mera supervisora. Sus constantes "tijeretazos" al desarrollo, la falta de una narrativa clara y el hartazgo general de Blizzard acabaron por motivar la salida de Nihilistic de ahí, siendo Swinging Ape Studios quien recogiese el guante y se volviese a poner manos a la obra con el asunto. Pequeño matiz: los norteamericanos acabaron adquiriendo esta compañía para garantizar el desarrollo de Ghost… aunque ya sepamos cómo acabó.

Sin embargo, esto tuvo lugar en el año 2005 y, si recordáis bien, Xbox 360 se lanzó ese año y PlayStation 3, uno más tarde. El juego comenzaba a sentirse obsoleto, con sistemas más propios de sexta generación que de séptima. Así pues, Blizzard anunció en el año 2006 la pausa indefinida del proyecto, que no su cancelación… aunque el público ya se temía lo peor con el cambio generacional que se aproximaba.

Finalmente, en el año 2009 se produjo la fusión de Activision y Vivendi Universal, que era propietaria de Blizzard. ¿Qué implicó eso? Pues que una multitud de proyectos ya planificados cayeron en cascada en saco roto. Uno de ellos, sí, StarCraft: Ghost. A los cinco años de producirse este cambio de manos, el videojuego fue oficialmente cancelado. En 2019, la compañía arrojó luz sobre la cancelación de Ghost: "No había un modo real en el que pudiéramos cubrir todos los frentes; no podíamos construir un entorno para sacar adelante algo tan ambicioso como StarCraft: Ghost, porque no podíamos darle todos los recursos que necesitaba".

Los gameplays que salieron a la luz hace un par de años nos animaban a fantasear con él. ¿Qué hubiésemos podido disfrutar en PlayStation 2 y Xbox si eso se hubiese materializado? ¿Estaríamos ante uno de los juegos de la década? ¿Se hubiese quedado en un quiero y no puedo? Nunca lo sabremos, a no ser que ahora con Microsoft al mando tras comprar Activision Blizzard se decida resucitar el proyecto. Aunque, por ahora, no parece prioridad de los de Redmond.

Comentarios cerrados
VÍDEO ESPECIAL

1.245 visualizaciones

20 RPGS donde tus DECISIONES de VERDAD IMPORTAN

Nos gustan los videojuegos de rol, y nos encantan los títulos en los que hay que tomar decisiones. Por eso hemos decidido confeccionar una lista con nuestros veinte RPG y JRPG favoritos en los que elegir es clave. Para seleccionarlos nos hemos tomado muy en serio las repercusi...