Usuario anónimo
Iniciar sesión | Regístrate gratis
Inicio
PC
PS4
XOne
Switch
3DS
PS3
X360
Wii U
iOS
Android
Videos
Foros
eSports
  • Portada
  • Noticias
  • Videos
  • Imágenes
  • Análisis
  • Artículos y Reportajes
  • Hardware
  • Guías
  • Trucos
  • Todos los Juegos
  • Top100
  • Lanzamientos
Aliens: Colonial Marines

La batalla legal entre Sega y Gearbox por Alien: Colonial Marines continúa

Los tribunales se encargan de impartir justicia ante uno de los juegos más polémicos de la generación.

Por / 68 comentarios
Aliens: Colonial Marines

En abril de 2013 Roger Damion Perrine y John Locke denunciaron a Sega y Gearbox por publicidad engañosa con Aliens: Colonial Marines, el polémico videojuego basado en las películas de Sigourney Weaver que se acabó lanzando en PlayStation 3, Xbox 360 y PC. Unas demostraciones del título que se mostraron en diferentes ferias de videojuegos y que nunca llegaron a tener nada que ver con el producto final fue el desencadenante de la batalla legal entre desarrolladores y distribuidores.


Parecía que llegarían a un acuerdo el pasado mes de junio, pero uno de los demandantes, Damion Perrine no llegó a firmar el acuerdo. Los abogados, tras contratar a un detective privado descubrieron poco después que el demandante estaba encarcelado en Pennsylvania por tres cargos de asalto y amenazas terroristas, circunstancia que ha llevado a intentar apartar de la demanda a Perrine, pero no se ha terminado llevando a cabo el cambio, al menos todavía. El juicio, sin embargo, ha proseguido. El miércoles se citaron los imputados en los juzgados del distrito norte de California.


Los abogados de la empresa tejana aseguraban que "Gearbox nunca tuvo que estar demandada. Se trata de una desarrolladora de videojuegos, no es la encargada de editarlo o venderlo. Durante un año, la firma ha cumplido en silencio las reclamaciones de los demandantes para que Sega, editora del juego y parte responsable de la comercialización, pudiese asumir la defensa de la presente demanda. Se ha cumplido la petición de su editor, a pesar de que los demandantes, con pretensiones fuera de lugar con publicidad negativa contra Gearbox. En el presente punto, la empresa está obligada a exigir legítimamente su salida del presente caso".


Imagen de Aliens: Colonial Marines

Los demandantes siguen asegurando que "cada vez que las demostraciones en ferias manifestaban "gameplay real" se esperaba que eso era exactamente lo que se acabaría comprando en las tiendas y grandes comercios: un juego innovador con unos elementos concretos y calidad específica. Por desgracia para sus fans, lo que nunca llegaron a decir (ni a consumidores, a críticos de la industria, analistas o periodistas) es que el "gameplay real" que se publicitaban en la campaña tenía poco que ver con el producto que pondrían a la venta y que venderían a una gran comunidad de compradores desprevenidos". El producto canceló una versión prevista para WiiU a pocos meses de su lanzamiento.


En el proceso ha intervenido Steve Gibson, vicepresidente de marketing de Gearbox, que ha manifestado que durante el desarrollo de Alien Colonial Marines, "Gearbox gastó millones en ayudar a Sega a acabar el juego; nunca se recuperó el total de esas contribuciones y no se pudo reparar el daño hecho". Gibson sigue insistiendo, además, que "para desarrollar el juego se usó el motor de Unreal licenciado por Epic, y ese ha sido el único motor usado por Gearbox para hacer el juego, al contrario de lo que muchos piensan sobre la demostración, que nunca se hizo en un motor distinto que el que teníamos disponible".


Los desarrolladores han confirmado que no hubo ningún tipo de bonificación por parte de Sega, ya que las ventas fueron más bajas de lo esperado: "Las ventas fueron insuficientes para activar alguna de las bonificaciones, y el resultado fue que Gearbox no recibió ningún dinero extra por parte de Sega tras la puesta en venta de la obra. Solo recibimos el pagos de Sega durante el desarrollo del juego".


Más sobre: Aliens: Colonial Marines, GearBox y SEGA.

Te recomendamos