Usuario anónimo
Iniciar sesión | Regístrate gratis
Homenaje a un clásico de Star Wars. Memorias Retro de Rogue Squadron 3D

Homenaje a un clásico de Star Wars. Memorias Retro de Rogue Squadron 3D

Por  /  17 de noviembre de 2019       
40 comentarios
Recientes

Más de 20 años después de su lanzamiento rendimos tributo a uno de los mejores videojuegos de La Guerra de las Galaxias. En este especial Memorias Retro recordamos al clásico Star Wars: Rogue Squadron 3D para PC y Nintendo 64, el primero de una trilogía de grandes juegos de acción espacial.

Desde la década de los 80 han sido muchos los videojuegos que nos han permitido pilotar algunas de las naves espaciales más emblemáticas del universo Star Wars, y aunque la serie X-Wing nos hizo sentir realmente a los mandos de estos vehículos de combate desde la perspectiva de un simulador espacial a principios de los noventa, sería el mítico Star Wars: Rogue Squadron el juego que dejaría sin habla a millones de aficionados gracias a su poderoso apartado audiovisual. ¡Era espectacular! Un título de acción que sorprendió con sus emocionantes y épicas batallas espaciales ambientadas en una gran variedad de mundos alienígenas inspirados en la saga galáctica de George Lucas. Punto de partida perfecto para la que se convertiría en una de las series capitales de Star Wars… hasta que por desgracia Rogue Squadron, como tantos otros, pasó a ser un bonito recuerdo del pasado.


Más de 20 años después de su nacimiento el equipo de 3DJuegos rinde homenaje a este clásico de la acción con un especial Memorias Retro que nos va a permitir hablar no solo de este fantástico videojuego de Factor 5 sino, también, del resto de títulos de una saga de acción espacial que durante años fue un referente en lo tecnológico. Disparos y explosiones por doquier, duelos a muerte en escenarios de gran impacto visual y, sobre todo, la emocionante e irresistible acción propia de la saga Star Wars como gran reclamo para atraer a los fans de esta mítica saga cinematográfica. ¿El resultado? Un éxito inmediato. Millones de jugadores en todo el mundo disfrutaron a lo grande de este espectacular juego de LucasArts, y si fuiste uno de ellos, queremos escuchar tu historia. ¿Qué puedes contarnos de tu experiencia? ¿Qué te sorprendió de Rogue Squadron?


LA HISTORIA DETRÁS DEL MITO
  • Fecha de lanzamiento: Diciembre de 1998 (un año después en Europa)
  • Plataforma: PC, N64
  • Ventas: "Cien veces más de lo que nadie esperaba"
  • Género: Acción / Combates Espaciales
  • Desarrollador: LucasArts / Factor 5 (Turrican, Katakis, Lair, Star Wars: Rogue Leader)
  • Personal clave en su producción: Holger Schmidt, Thomas Engel, Craig Rundels, Julian Eggebrecht, Rudolf Stember

El equipo alemán de Factor 5 ya se había labrado una gran reputación en la industria del videojuego antes de dar vida al clásico Star Wars: Rogue Squadron 3D. Con sede en la ciudad alemana de Colonia, fueron autores del recordado shoot 'em up Katakis o la mítica serie Turrican. También demostraron ser desde un principio auténticos genios a la hora de adaptar videojuegos de una a otra plataforma; habilidad y destreza tecnológica que les facilitaría el trabajar con una LucasArts que a principios de los noventa no tenía experiencia en el mundo de las consolas por haber centrado su atención en los ordenadores de la época. De esta relación nacerían títulos como Indiana Jones's Greatest Adventures para Super Nintendo o la adaptación a la primera PlayStation de Rebel Assault 2.


La creciente popularidad del estudio llevó a Factor 5 a dar el salto a Estados Unidos, donde entablarían una fuerte alianza con la Gran N, en aquel entonces centrada por completo en el lanzamiento de Nintendo 64. Programar para este sistema resultaba especialmente difícil, más si se tiene en cuenta que la apuesta por el cartucho y su menor memoria limitaba todavía más el trabajo de los desarrolladores. Esa es la razón por la que los de Kioto pidieron a Factor 5 que creara una herramienta capaz de comprimir al máximo el sonido sin perder por ello ni una pizca de calidad. Dicho y hecho. MusyX ofrecía sonido con calidad de CD sin ocupar apenas espacio en la memoria de los cartuchos. Un logro tecnológico al que pronto se sumaría el nacimiento de Rogue Squadron.


Con una apuesta por los gráficos tridimensionales, este videojuego de Star Wars sorprendía por el nivel de detalle de las naves o los propios escenarios de juego, así como los efectos de las explosiones e iluminación. Sobre todo si disfrutabas de Rogue Squadron usando el Expansion Pack de Nintendo 64, que servía para aumentar la resolución de pantalla. El buen hacer del estudio permitió que este juego contara con cerca de 40 minutos de diálogos grabados, así como 40 minutos de música de gran calidad para retratar de la mejor forma posible la épica de las películas de Star Wars. Tan bien le fue al juego que Nintendo no dudó ni un segundo en convertir a Factor 5 en uno de sus aliados clave a la hora de diseñar el hardware de su próxima consola, GameCube, siendo Rogue Leader una de las demos técnicas que se usaron para mostrar el potencial de la máquina.


Los mejores pilotos de la galaxiaSeis meses después de la Batalla de Yavin la Alianza Rebelde ha creado un escuadrón de elite formado por algunos de los mejores pilotos de la galaxia para luchar contra el Imperio por todo el universo en un período comprendido entre las películas Una Nueva Esperanza y El Imperio Contraataca. Con Luke Skywalker y su amigo Wedge Antilles a la cabeza, esta fue la excusa perfecta para profundizar en el Universo Expandido de Star Wars tomando como referencia los cómics de Rogue Squadron. Mucha acción, sorpresas, batallas memorables y toda la épica que podrías esperar de un juego de La Guerra de las Galaxias. Estas fueron las claves del éxito de un juego de acción y combates espaciales que supo retratar como pocos las emocionantes batallas de la saga cinematográfica, permitiéndonos conocer también a personajes como Crix Madine, un imperial que ansiaba desertar para unirse a las filas de la Alianza Rebelde, o el temible Moff Kohl Seerdon, quien usaría toda clase de tácticas de guerra para derrotar a sus enemigos.


Lo mejor de Star Wars: Rogue Squadron 3D
  • Un espectáculo audiovisual que nos hizo sentir dentro del universo Star Wars.
  • Misiones variadas: de ataque, defensa, batallas campales y hasta misiones de infiltración.
  • Fiel recreación de algunas de las naves más emblemáticas de La Guerra de las Galaxias.
  • Montones de objetivos adicionales que obligan a esforzarse por sacar la mejor puntuación
  • Un juego con muchos secretos: naves especiales y niveles bonus.


DISECCIÓN E INFLUENCIASLa saga Rogue Squadron conquistó a millones de jugadores en todo el mundo pero antes de que esta viera la luz, los fans de Star Wars tuvieron oportunidad de sentirse como auténticos pilotos espaciales gracias a la memorable saga Star Wars: X-Wing que, amparada por el enorme éxito de los geniales relatos literarios de Timothy Zahn y su Almirante Thrawn (el cual aparece en el juego), caló muy hondo entre los apasionados a La Guerra de las Galaxias. Con un estilo realista que se inspiraba en los simuladores de vuelo de la Segunda Guerra Mundial en los que previamente trabajó Lawrence Holland, X-Wing sorprendía por la importancia que concedía al argumento, poniéndonos en la piel de un relativamente desconocido piloto rebelde que debía sobrevivir a muchas de las batallas más memorables de la saga cinematográfica. Con los años, la serie crecería hasta el punto de introducir batallas multijugador o darnos incluso la oportunidad de pilotar naves del Imperio.


Con el frente de los simuladores espaciales bien cubierto gracias a los juegos de Totally Games, Factor 5 siguió el camino contrario: apostó por crear un espectacular arcade que destacara por la épica y emoción de sus frenéticas batallas. Era el año 1996; el estudio alemán trabajaba en una nueva tecnología gráfica capaz de mostrar grandes extensiones de tierra, y en LucasArts vieron la oportunidad perfecta de aprovecharla creando un juego de acción que emulara los momentos más icónicos de las películas de George Lucas. ¿Su mayor fuente de inspiración? El conocido nivel del snowspeeder en Shadows of the Empire de Nintendo 64. "Toda esa escena fue el origen de Rogue Squadron porque todo el mundo nos decía: '¿Por qué no creáis todo un juego como esa escena?' Así que lo hicimos", declaró en su momento el productor Brett Tosti.


El espíritu arcade de Rogue Squadron llevó al equipo a crear misiones con montones de retos adicionales que, en última instancia, servían para obtener como recompensa la medalla de oro. ¿Cómo de rápido cumplirías las misiones? ¿Serías capaz de golpear con la mayor precisión posible? Este elemento propició que quisieras rejugar una y otra vez las 16 misiones principales del clásico con el único fin de obtener la mayor puntuación posible. La obra de Factor 5 destacó también por sus emocionantes cambios de ritmo. Lo habitual era que una misión se torciera de tal modo que todos tus objetivos cambiaran radicalmente durante el transcurso de la batalla, por lo que debías adaptarte. Atacabas, defendías, explorabas, perseguías e incluso a veces incluso te infiltrabas tras las líneas enemigas. Por eso era tan divertido pilotar y combatir en Rogue Squadron.


El legado de Star Wars: Rogue Squadron 3DHas alcanzado el éxito en todo el mundo así que… ¿quién no querría seguir en la cresta de la ola? En Factor 5 y LucasArts lo tenían clarísimo. Rogue Squadron vende, ¡es un éxito!, así que la saga debía continuar. Y lo hizo. Primero con un notable Battle for Naboo que se estrenaba en PC y Nintendo 64 dos años después del juego original para recrear algunas de las batallas más conocidas de la película Star Wars: Episodio I - La Amenaza Fantasma. Pecó de ser continuista pero también resultó más espectacular y emocionante en muchas de las luchas espaciales en las que nos embarcaba. Sería sin embargo el increíble Star Wars: Rogue Leader de GameCube el título que dejaría sin habla a todo el mundo. Era alucinante; un videojuego increíble en lo técnico que sorprendía por el demencial grado de detalle con el que representaba batallas icónicas como la de la primera Estrella de la Muerte o el asedio a la base de Hoth. Fue un auténtico vende consolas; el juego que demostró que GameCube era una máquina con un potencial gráfico increíble.


Rogue Leader era fiel a la acción del original, pero su sistema de control mejoraba de forma notable, así como el propio diseño de misiones, que eran si cabe más emocionantes. Siendo un referente gráfico de la generación de las 128bits, su continuación en GameCube no hizo sino mejorar los gráficos y el apartado sonoro hasta tal punto que parecía imposible. Rebel Strike también buscó ser original en el sentido de introducir misiones a pie, con el piloto en tierra, aunque estas secuencias de acción terminaron siendo la peor parte de un juego que en lo que se refiere a las batallas sobre vehículos era increíble. Con un mejor ritmo de la acción y giros inesperados en el transcurso de las partidas, otra de las novedades de Rogue Squadron 3 fue el multijugador, que nos permitía combatir contra amigos, pero también disfrutar de todas las misiones de Rogue Leader en cooperativo.


Tras su lanzamiento… el fin. Factor 5 no volvió a sacar adelante ninguno de los proyectos de Rogue Squadron en los que estuvo trabajando. Por un lado quisieron crear un Rogue Squadron original para Xbox 360 que respondía a X-Wing vs Tie Fighter, pero finalmente el proyecto se canceló sin que ni siquiera fuera presentado de forma oficial. Los alemanes también estuvieron trabajando en Rogue Squadron Trilogy para Wii, una colección con las tres entregas principales que contarían con un mejorado apartado gráfico y nuevos contenidos, incluyendo duelos con sables láser que sacarían partido de la tecnología Motion Plus. No fue posible, Factor 5 cerró sus puertas, y la saga cayó tristemente en el olvido. El estudio alemán volvió a la vida tiempo después, asegurando que les gustaría llevar a Nintendo Switch su juego de Star Wars cancelado pero dado que ahora los derechos de la marca están en manos de Disney, y que recientemente Epic fundaba un nuevo estudio con los dirigentes de Factor 5 a la cabeza, parece muy difícil que vayamos a disfrutar de un nuevo capítulo en esta fantástica saga de acción espacial.


¿Sabías qué?
  • Star Wars: Rogue Squadron fue uno de los primeros videojuegos de Nintendo 64 que dio soporte al Expansion Pack, un periférico con el que se obtenían mejores gráficos. La resolución de pantalla pasaba de los 320 x 240 a los 640 x 480.
  • El nivel del Snowspeeder en Shadows of the Empire fue el precursor de la acción de Rogue Squadron.
  • Es una de las naves más icónicas de Star Wars así que sí, el Halcon Milenario está disponible, aunque debéis usar un código oculto. Incluso podéis disparar desde sus torretas, como en la huída de la Estrella de la Muerte, emulando a Luke Skywalker.
  • Publicado poco antes del estreno de Star Wars: Episode I, Rogue Squadron 3D nos permite pilotar la nave Naboo Starfighter, ¡pero no era fácil dar con ella!
  • Tanto secretismo había en torno al Naboo Starfighter que pocos en el equipo sabían de su existencia, y los que sí lo sabían no tenían los códigos para desbloquearla.
  • Rogue Leader y Rebel Strike introdujeron combates terrestres y batallas a pie respectivamente, pero ya en Rogue Squadron podíamos controlar un AT-ST usando otro código secreto.
  • ¿El vehículo más absurdo? Un coche, de un desarrollador, con el que podíais volar y disparar. Lo mejor es el código que había que usar: Koelsh, que es la abreviatura de una cerveza muy conocida en Colonia, la ciudad alemana en la que se ubicaba el estudio.
  • Conocido como Buick, este coche espacial ha estado presente en el resto de juegos de la saga Rogue Squadron, incluyendo Battle for Naboo.
  • La expectación fue tal que LucasArts firmó un acuerdo con Nintendo para desarrollar y distribuir tres juegos de Star Wars con una exclusiva de cinco años.
  • Factor 5 quería a Wedge Antilles como protagonista de la acción, pero LucasArts creyó que sería mejor poner a alguien más popular como Luke Skywalker.


¿Cómo jugar hoy en día a Rogue Squadron 3D?Los jugadores de PC lo tienen muy fácil. Tanto Steam como GOG cuentan en su catálogo con el clásico Star Wars: Rogue Squadron, funcionando prácticamente sin problemas [aunque los hay] en equipos con Windows 10. Obviamente los gráficos son los que son, ¡que han pasado dos décadas!, pero se deja disfrutar. Lástima que este clásico, que también podemos encontrar en la Consola Virtual de Wii, pero no así en la de las sucesivas máquinas de Nintendo, no haya contado con un buen lavado de cara que adapte su acción y sistema de control a los nuevos tiempos. Son sin duda dos condicionantes que afectan al pleno disfrute del clásico de Factor 5. Y aunque Rogue Squadron sigue siendo realmente divertido, los años no pasan en balde, menos si se compara con su increíble sucesor para GameCube, que fue un punto y aparte en la saga Star Wars.


Comentarios (40)
Comentarios