Usuario anónimo
Iniciar sesión | Regístrate gratis
Sin hacer mucho ruido, Geforce Now es una gran opción para el juego en streaming

Sin hacer mucho ruido, Geforce Now es una gran opción para el juego en streaming

Por  /  14 de febrero de 2020       
99 comentarios
Recientes

Durante el último año hemos estado probando el servicio de juego en streaming de Geforce Now y, ya fuera de su beta, te contamos cómo ha sido nuestra experiencia. ¿El veredicto? Es una opción estupenda para el juego en streaming.

Parece difícil, más aún en una industria que busca ante todo la máxima exposición, pero el servicio de juego en streaming de Nvidia ha llegado sin mucho ruido, procurando hacer las cosas bien antes, al menos, de anunciarlas. Así, durante el último año, o quizá más, me apunté a la beta de Geforce Now y he podido ver cómo la aplicación iba cambiando, mejorando hasta sus etapa comercial, que fue lanzada el 4 de febrero. ¿El resultado? Ahora entramos en pormenores pero me atrevería a decir que, por el momento, podría ser el mejor servicio de juego en streaming que he probado.


Nvidia parece de las pocas compañías que están enfocando el negocio como debe ser: con paciencia. Sabe que esto del juego en streaming puede convertirse en una alternativa válida para jugar el día de mañana, pero también que muchos han intentado acelerar el negocio demasiado pronto, cuando la tecnología no estaba preparada, como el caso de Onlive. Creo que esa es la razón de que hayan lanzado Geforce Now sin intentar llamar demasiado la atención, para poder seguir probando el servicio durante los próximos años y estar preparados cuando la verdadera carrera comience.


Así, lo que encontramos es un menú básico, sin extras ni opciones que, hoy por hoy, no son las más relevantes. Lo más importante es poder probar el servicio y nuestra experiencia con él ha dado muy buenos resultados. Vamos a repasar las claves de por qué Geforce Now puede llegar a destacar en este complejo mercado.



Buena calidad de imagen y tiempo de respuestaEl aspecto fundamental del juego en streaming es una buena calidad y que nuestras acciones se representen bien en pantalla. Parece que Nvidia está apostando por incluir los juegos uno por uno y asegurarse de que tienen la mejor experiencia. Aquí no hay muchas comparaciones entre juegos lentos o rápidos que valga. El juego con el que más he realizado pruebas a lo largo de los meses es Doom y tanto la calidad como el tiempo de respuesta son muy buenos. Lo que en los primero compases de la beta denotaba un retraso bastante significativo, sobre todo con el ratón, ahora recoge nuestros movimientos a la perfección. No he tenido ningún problema en moverme frenéticamente por el escenario mientras disparaba a los demonios, sin que el tiempo de respuesta afectara a mi rendimiento.


Hay diferencias con la calidad nativa del videojuego, pero en ningún momento me han sacado de la partidaLa calidad de imagen también es muy buena, incluso en las cortas distancias que ofrece un monitor, donde se pueden apreciar más los artefactos de compresión. Si bien sigue habiendo diferencias con la calidad nativa del videojuego, en ningún momento me han sacado de la partida. Además, conectado a una red de ethernet, no he tenido ningún bajón de calidad momentáneo en la imagen. El único problema que he detectado es, en algunos juegos, el fallo en la sincronización vertical, que no he conseguido arreglar de momento ni con el propio panel de control de Nvidia, pero puede ser algo que me esté ocurriendo solo a mí, según mi configuración de la tarjeta gráfica.



Antes mis pruebas las hacía también con NiOh. Otro juego rápido, pero en tercera persona y con muchos lugares de oscuridad donde se aprecian mejor los artefactos. Pero dicho juego ha desaparecido en su versión final y ahora no es compatible, así que me he decantado por Dark Souls II. Aquí noto que Geforce Now no parece tratar a los juegos de la misma forma. Dark Souls II es un título que requiere de una respuesta rápida, pero no es tan vertiginoso como un Doom. Sin embargo, he notado una cierta incomodidad, casi inapreciable, a la hora de transmitir las acciones a mi personaje, interfiriendo en el rendimiento de la partida.



El último ejemplo es Hearthstone (Hearthstone y los demás juegos de Activision Blizzard ya no son compatibles con el servicio de Geforce Now). Lo escogí porque quizá la prueba definitiva para medir el tiempo de respuesta en un videojuego es, sencillamente, el retraso en el cursor del ratón. Sorprendentemente, el juego se comporta a un ritmo vertiginoso. Dado que además es un juego que no genera mucha compresión, apenas habría podido distinguir la versión nativa de la realizada por streaming, y eso es todo un progreso.



Compatibilidad con PC, Móvil y TelevisiónSi Stadia parecía centrarse sobretodo en el modo para televisión, Geforce Now parece hacer lo propio en PC. La aplicación es perfectamente compatible con cualquier ordenador, Mac o PC, ya que la idea es poder jugar en streaming en equipos que sean menos potentes. El resultado es muy bueno en cualquiera de los casos. Jugar a cualquier juego en un Macbook Pro de 2013, por ejemplo, es una experiencia extraña, pero muy placentera.


La versión móvil no se queda atrás. En este caso no nos pide un Google Pixel exclusivamente, como con Stadia, pero sí requiere por el momento de Android para funcionar. Los resultados son muy buenos, aunque quizá no tan perfectos como en el ordenador, ya que aquí se utiliza la conexión WiFi, que tiene menos fuerza y puede oscilar, pero ha sido lo suficiente para jugar en muy buenas condiciones. Ayuda bastante la pantalla más pequeña y el hecho de que la propia aplicación configure una resolución menor en el caso de que lo necesite.



Dado que ahora las tarifas de datos ilimitados son cada vez más frecuentes, también he probado cómo sería jugar usando el 4G del teléfono. La calidad es pobre y no recomendada para los juegos más vertiginosos, ya que he sufrido bastantes tirones e incluso pérdida de conexión, pero para juegos más relajados, y hasta la llegada del 5G —cuando llegue en óptimas condiciones— puede ser una alternativa factible en casos muy concretos.


Por último, no existe una aplicación nativa para televisores. Por el momento no he visto manera de hacer funcionar Geforce Now ni a través de una Smart TV, un Chromecast, Amazon Stick TV o derivados. La únicas forma que veo posible es a través de una Nvidia Shield TV o conectando un ordenador al HDMI del televisor.



Biblioteca y compatibilidad con tus juegosQuizá el mayor atractivo que tiene el servicio de Geforce Now es que, en el fondo, no necesitas pagar nada por él para acceder a los juegos compatibles con tus bibliotecas de juegos. Simplemente añadiendo los juegos compatibles —no están todos— a la lista del menú principal puedes arrancarlo a través de un escritorio virtual de la tienda donde lo tengas. Te pedirá tu nombre de usuario, contraseña y verificación en dos pasos, pero lo cierto es que es un sistema un tanto engorroso. Cada vez que quieres arrancar un juego debes volver a iniciar sesión, algo que en el ordenador es incómodo, pero fácil de efectuar, pero accediendo a través de un móvil con mando es más molesto.



Según Nvidia, Geforce Now es compatible con las tiendas de Steam, uPlay, Epic Store y Battle.net (esta última ha dejado de ser compatible), pero por el momento no todos los juegos admiten todas las versiones. Por ejemplo, The Witcher III está disponible, pero no si tienes la versión de GOG. Batman Arkham Knight es uno de los juegos compatibles, pero solo la versión de Steam, no la que tengo de Epic Store. Nvidia todavía tiene que hacer estas compatibilidades más intuitivas, porque es incómodo saber qué juegos van a funcionar y cuáles no.



Existen dos planes actualmente: gratuito y FoundersPero decíamos antes que no tienes que pagar por usar Geforce NOW. Existen dos planes actualmente: gratuito y Founders. Con el primero, puedes jugar a todos los juegos en una sesión máxima de una hora. No es que solo puedas jugar una hora por día, sino que después de ese tiempo, el servicio desconecta la sesión y tienes que volver a conectar. Eso sí, si hay cola para entrar, tendrás que esperar sin acceso prioritario, aunque por el momento no hemos tenido que esperar apenas para poder acceder.


Con ello, ya os podéis imaginar las ventajas del modelo Founders. Acceso prioritario en las colas y sesiones de juego de un máximo de seis horas. Además, se habilita la opción de activar el RTX en los juegos compatibles. Ni que decir tiene, a estas alturas, que todos los juegos utilizan hardware muy avanzado, aunque todavía hay algunas mejoras que me gustaría ver implementadas, como la compatibilidad con monitores ultrapanorámicos.



ConclusionesLo mejor de Geforce Now es que puedes probarlo ya mismo, puesto que no necesitas ni invitación, ni cuota mensual. Únicamente un ordenador o un móvil y un puñado de juegos compatibles en tu cuenta —principalmente Steam— y podrás sacar tus propias conclusiones sobre el servicio en streaming. Las pruebas que he realizado desde que pude acceder a la beta demuestran que Nvidia ha trabajado en la optimización de los servidores, de los juegos prácticamente de forma individual y, sobre todo, han comprendido al jugador permitiendo que use sus propios juegos sin tener que pagar nada por ello. No hay, en el fondo, nada que puedas comprar en su aplicación más allá de la cuota Founder’s, lo que cambia radicalmente con la filosofía que tiene Stadia, por ejemplo, y lo acerca más a la que parece que desarrollará Microsoft con su xCloud. Todavía quedan funciones que implementar y hacer compatibles más juegos, así como pulir algunos aspectos técnicos, pero es un buen comienzo en el difícil terreno del juego por streaming.


Comentarios (99)
Comentarios