Análisis de PES 2022. eFootball se convierte en un descalabro y pésimo debut del nuevo PES

Análisis de PES 2022. eFootball se convierte en un descalabro y pésimo debut del nuevo PES
Facebook Twitter Flipboard E-mail

Contra todo pronóstico, el buen rumbo de Pro Evolution Soccer en los últimos años ha dado con el mayor traspié con el que ha topado la saga desde las entregas de la generación de Xbox 360 y PS3. ¿Cuán osado ha sido lanzar la nueva entrega en el presente estado y qué nos vamos a encontrar a sus mandos? Te lo contamos en el análisis de eFootball.

Es sencillo: eFootball no está a la altura de las expectativas por una saga Pro Evolution Soccer que venía marcando muy buenos videojuegos en 2018 y 2019. El parón de 2020 nos hizo fantasear a muchos con una nueva entrega adaptada a la nueva generación y ambiciosa con los nuevos tiempos que se avecinaban para Konami y su marca balompédica por excelencia, pero lo que tenemos hoy entre manos no podría estar más lejos de lo deseado: un producto corto, insuficiente y a medio cocer que está lejos de la grandeza de lo que antaño fue el producto estrella del fútbol virtual. Mal momento para ser optimista: va a resultar difícil desembarazarse de lo que ha sido el escarnio público de los últimos días a eFootball.

Por ello, en el análisis de lo nuevo de Konami, queremos entender qué ha pretendido la empresa japonesa y que le espera al software en los próximos tiempos. ¿La situación es irreversible? ¿Le espera una travesía en el desierto? ¿Lo que viene de eFootball nos convence? Puede ser pronto para especular a largo plazo, pero no lo es para analizar el contenido que hemos recibido en consolas y PC la pasada semana e intentar leer las claves tras el que es, por increíble que parezca hoy, uno de los proyectos más ambiciosos en los que se ha inmiscuido la editora tras Castlevania o Metal Gear Solid desde la quinta entrega de las aventuras de Snake.

¿Qué hay en el juego? ¿Ha salido en un estado tan pésimo como el que muestran los memes que se han popularizado en las últimas semanas? ¿Cómo puede escapar de la pésima recepción que ha tenido en sus primeros días en el mercado? Spoiler: la solución es más sencilla que echar a Koeman y esperar un milagro, pero no por ello resulta sencilla en absoluto. Va a necesitar mimo y tiempo lo de eFootball para carburar. Eso sí, si llega a carburar…

Tropiezo con el colista

La sensación a los mandos de eFootball en sus primeros días no podría ser más decepcionante en muchos aspectos, ciertamente. Que vaya corto de contenido un juego F2P en sus primeros días no es algo que me preocupe en exceso, pero no resulta menos cierta la evidencia que, incluso siendo un juego F2P, atesora poco en todos los aspectos a pesar de que lo avisase Konami en su día. Puede que el presente caso sea poco preocupante, pero se acrecienta si tenemos en cuenta el estado en el que se ha lanzado el software en los distintos sistemas en los que ya está disponible. El comportamiento errático y torpe ha sido una de las notas habituales de todos y cada uno de los partidos jugados en los últimos días.

Lo dicho: resultaría menos angustiante si esos comportamientos torpones y bobos se limitasen a las celebraciones de goles y acciones en las que no se está jugando el balón, pero no es el caso. Todo lo adelantado hasta PES 2020 ha quedado en agua de borrajas y el camino recorrido en el FOX Engine en los últimos años se ha reducido a comenzar de cero en Unreal Engine 4 con todo lo que ello conlleva. Los futbolistas toman algunas decisiones surrealistas sobre el césped y el control yerra en más de una ocasión limitando muchas veces al más puro azar acciones defensivas u ofensivas que, en otras circunstancias, habrían funcionado con precisión alemana. No necesitarás mucho rato a los mandos de eFootball para detectar lo evidente: necesitaba más tiempo de desarrollo.

eFootball se convierte en un descalabro y pésimo debut del nuevo PES

El propio juego parece naufragar en sus funciones en línea

Pero es que, incluso, el propio juego parece naufragar en sus funciones en línea, eje principal del futuro del antaño conocido PES. No resulta esperanzador que los propios desarrolladores te alerten de ello antes de hacer la búsqueda de una nueva partida, pero son muchas los elementos que, por desgracia, me han impedido acabar un partido a los mandos del software. Errores en la celebración de un gol que no acababa nunca, problemas de conexión diversos se han sumado a las desconexiones de jugadores a los que, probablemente, vivían sus propios problemas técnicos detrás de sus pantallas a miles de kilómetros.

No he vivido grandes problemas gráficos como los que se han compartido en redes en los últimos días, pero eso no quita que la situación sea bastante indigna para un proyecto que, a priori, parecía tan importante para todos los involucrados. El ambicioso plan de crear un juego de fútbol sin barreras entre consolas, ordenadores y, no olvidemos, dispositivos móviles, plantea una situación en la que no todo el mundo repara a la hora de entender lo flojo del software de Konami: lo que estás jugando en tu PS5 y Xbox Series X, en unos meses, correrá en un teléfono, por lo que es improbable que eFootball alcance una cota tecnológica a la altura de las consolas de Microsoft y Sony en pos de ampliar el parque de jugadores. Lícito, pero visto lo visto hoy, poco esperanzador.

Una nueva era para PES

eFootball se convierte en un descalabro y pésimo debut del nuevo PES

Y es que no me quito de la cabeza la presencia del ecosistema móvil a la hora de enfrentar la simplificación de los controles en el nuevo eFootball con respecto a PES 2021. La situación es que ninguna de las mejoras o adaptaciones del control parecen mejorar en nada el producto, que sumado a los distintos problemas ya citados en los movimientos de los deportistas, degeneran en situaciones del todo esperpénticas que no habíamos vivido ni en los peores momentos de PES en la ya pasada década. ¿Responde la decisión al acomodo futuro de eFootball para móviles? Tendría todo el sentido y, seguramente, sea óptimo para dichos usuarios, pero los grandes perdedores son los actuales usuarios.

Y es que no cabe duda que Konami podrá reconducir el rumbo con parches y arreglos en los próximos meses, pero la realidad es que hoy, más allá de la actualización de las plantillas y equipos, no existe motivo alguno para dar el salto a eFootball si tienes PES 2021 en tu estantería. De hecho, incluso en el escueto modo en línea toma decisiones un tanto surrealistas: una vez escoges equipo tendrás que hacer todo el evento para poder cambiar de escuadra entre uno de las distintas selecciones y escuadras seleccionadas para la ocasión; en el caso de jugar en local una pachanga contra la IA o un jugador, solo puedes escoger entre Fútbol Club Barcelona, Bayern, Juventus, Manchester United, Arsenal, Corinthians, Flamingo, Sao Paulo y River Plate.

eFootball se convierte en un descalabro y pésimo debut del nuevo PES

¿Debería preocuparnos el contenido? Bueno, ya se ha especificado que en los próximos meses se añadirán elementos de juego en solitario, las primeras competiciones on-line, el nuevo modo de juego de creación de equipos de ensueño, el cross-platform entre las distintas versiones lanzadas del juego y los pases de temporada en algún momento de otoño. Para invierno se incluirá ya todo el ecosistema móvil, aunque por ahora no hay fecha o concreción alguna de los planes por parte de la editora. Como ya reseñamos en líneas superiores, el contenido no me parece tan preocupante como lo meramente jugable y su cuestionable puesta en escena de la obra, a todas luces decepcionante.

Resulta paradójico el bajón que ha sufrido el juego con respecto a lo jugado en entregas pasadas

De hecho, y entrando en los diversos problemas visuales que se han ido compartiendo en los últimos tiempos, resulta paradójico el bajón que ha sufrido el juego con respecto a lo jugado en entregas pasadas. Un paso atrás indiscutible, con una puesta en escena pobre de robóticas animaciones, reacciones poco o nada creíbles, expresiones faciales deficientes y un público que parece rescatado de generaciones pretéritas. Pero no acaban ahí los problemas: la ausencia de sombras en algunos lances del encuentro o el poco mimo puesto en algunas animaciones de los jugadores no dejará de sacarte constantemente del juego.

Horroroso ese pase

eFootball se convierte en un descalabro y pésimo debut del nuevo PES

Estoy francamente decepcionado con eFootball. Ya os expliqué en mi columna de opinión de la pasada semana que estaba un tanto triste con lo que estaba pasando Konami en sus primeras horas en el mercado. Sin embargo, no quita que la situación se la haya buscado sola lanzando el juego en tan malas condiciones. ¿Qué queda ahora? Abrazar las impresiones de Martín desde Londres y pensar que la primera gran actualización arreglará muchos de los problemas reseñados en la presente crítica. Si es el caso, ¿valía la pena todo el escarnio por salir apenas unos pocos días antes que FIFA? Francamente, no lo creo.

Restará ser pacientes y ver si Konami es capaz de reconducir la situación

Eso sí, os debo reconocer que tengo ganas de creer en el proyecto de Konami. Me apetece pensar que lo que hemos tenido aquí no será más que una anécdota dentro de unos meses. Un mal comienzo de un firme candidato a convertirse en uno de los referentes del fútbol virtual. Creo a pies juntillas en el futuro de PES y los juegos deportivos de carácter anual migrando a un modelo de juego como servicio en el que los jugadores no estén obligados a pasar por caja cada vez que se hacen con una nueva entrega de la saga, y creo que el concepto presentado por Konami es coherente con el modelo de negocio que deben seguir los juegos deportivos en el futuro.

Ante la presente situación, dos escenarios posibles: desaparición o éxito. Ahora restará ser pacientes y ver si una Konami presuntamente en baja forma es capaz de reconducir una situación tan sumamente delicada. A nadie le gustaría que eFootball sea el primer clavo en el ataúd de PES, pero es que el partido no ha podido comenzar peor para los intereses de los japoneses. Tocará una remontada digna de leyenda.

Pésimo debut

No recomendado
eFootball se convierte en un descalabro y pésimo debut del nuevo PES

eFootball 2023

Por: El equipo de 3DJuegos
No recomendado

eFootball está muy lejos de la categoría marcada por los mejores episodios de la franquicia Pro Evolution Soccer. Su estreno es corto y no es capaz de plantear las claves del futuro de la saga balompédica de Konami. Problemas técnicos, jugables y visuales manchan un estreno del que se esperaba mucho. Tocará pensar a largo plazo y ver cómo evoluciona una saga querida y necesaria que nunca había estado en un punto tan bajo.

5 Cosas que debes saber:
  • La apuesta F2P sale rana en su estreno. Corto de contenido y grandes problemas jugables y técnicos.
  • El cambio a Unreal Engine 4 echa por tierra todos los avances de PES en los últimos tiempos.
  • Adaptar su ambicioso ecosistema de juego a móviles lastrará las versiones de PC, Xbox Series X y PS5.
  • Para ser un videojuego enfocado en el online, está dando muchos problemas online.
  • No está todo perdido: la carrera de eFootball se plantea a largo plazo. ¿Será capaz de aguantar?
Jugadores: 1-4
Idioma: Textos en castellano y voces en castellano
Duración: Incalculable
Comentarios cerrados
VÍDEO ESPECIAL

5.728 visualizaciones

19 VIDEOJUEGOS que NUNCA JUGASTE

Pocas cosas duelen más a un fan del videojuego que ver cómo se cancelan o desaparecen en el olvido proyectos que le ilusionaban, y justo de eso va nuestro nuevo especial, en el que te hablamos de una veintena de juegos que nunca llegaron a ver la luz... o si lo hicieron, fue d...