Usuario anónimo
Iniciar sesión | Regístrate gratis
10 juegos a los que les hubiera venido bien un retraso

10 juegos a los que les hubiera venido bien un retraso

Por  /  19 de enero de 2020       
112 comentarios
Recientes

¿Han retrasado un juego que esperabas con ilusión? Mal. Pero peor sería que lo hubieran sacado y no fuera lo que esperabas, ¿no crees? Hagamos memoria, porque tenemos muchos títulos que ya podrían haber mejorado con un retraso de unos meses. O años.

"Un juego aplazado terminará siendo bueno, mientras que un juego acelerado será malo para siempre". Seguramente hayas leído esta cita de Shigeru Miyamoto un montón de veces a estas alturas, pero en estos momentos más que nunca, vale la pena recordar sus palabras. Esta semana, hemos tenido que dar noticias tan molestas como que Final Fantasy VII Remake se retrasa un mes, que Marvel's Avengers se va a otoño y por si fuera poco, el esperadísimo Cyberpunk 2077 también se retrasa. Y todo esto, sin salir siquiera del marco triple A.


Vale, aquí todos somos jugadores y nos entendemos entre nosotros: es probable que en los últimos días te hayas llevado un chasco. Puede que te hayan arruinado unos días libres, o tal vez te toque contactar con la tienda a ver qué pasa con la reserva de ese juego que tanto esperas. Quizás incluso te toque contar los billetes que gastas con más cuidado en las próximas semanas y meses.


Pero incluso teniendo en cuenta todo esto, seguramente todos estemos de acuerdo en que algunos juegos que sí cumplieron (más o menos) sus fechas de lanzamiento podrían haber salido mucho mejor si se hubieran retrasado. Hay muchos motivos posibles: a algunos les faltaban características importantes, otros fueron lastrados por los bugs y también hay alguno que simplemente se ahogó en el mercado. Bajo estas líneas, recogemos algunos de los juegos que, en nuestra opinión, tendrían que haberse quedado en el horno algo más de tiempo, por mucho que nos pesara.



Titanfall 2

Normalmente, la conveniencia de retrasos viene de la mano de bugs, problemas de optimización y similares. Titanfall 2 no tuvo ese problema: el juego conquistó a la prensa y a los aficionados por igual, pero se enfrentó a una grave congestión del mercado. Creemos que la decisión de lanzar el juego justo entre dos FPS superventas como Battlefield 1 y Call of Duty: Infinite Warfare no fue la más acertada en absoluto. Tal vez, si se hubiera publicado en un momento mejor y hubiera cosechado más ventas, hoy no tendríamos que preocuparnos tanto por Titanfall 3.



Diablo III

Casi todos los juegos de Blizzard se enfrentan al mismo problema de lanzamiento: colas larguísimas, problemas de conexión y similares. Si viviste el reciente caso de WoW Classic, recordarás que hubo varias pruebas técnicas previas y que se añadieron servidores extra rápidamente. Pero Diablo III no corrió la misma suerte. Se lanzó cuando estuvo listo, sin más experimentos, tuvo un arranque muy complicado y sus responsables tardaron cerca de un mes en solucionarlos. ¿Pediste vacaciones para jugar de salida? Lo sentimos, amigo.



No Man's Sky

Diríamos que No Man's Sky se enfrentó más a las expectativas generadas por sus responsables que a sus propios problemas técnicos. Hello Games ha firmado todo un arco de redención desde entonces, pero tal vez le hubiera ido mejor de salida si se hubiera lanzado como acceso anticipado a precio reducido, y llegar hasta donde está ahora mismo conforme fueran añadiendo otros contenidos y características. En realidad, esto es válido para otros muchos juegos. ¿Crees que le hubiera sentado bien algo así a Sea of Thieves?



Monster Hunter: World (PC)

El primer Monster Hunter de PC en llegar a Occidente tenía unas expectativas enormes detrás, y el hecho de que llegara meses después de su estreno en consolas no hacía más que aumentar ese interés. Pero sabiendo cómo llegó, casi que podríamos esperar más. Ni siquiera las mejores gráficas pudieron conseguir buenas tasas de FPS estables, algunas opciones de configuración estaban (y siguen estando) rotas, y cómo nos vamos a olvidar de las franjas laterales al jugar con mando, de las desconexiones, de los constantes "3DChads está ahora jugando a Monster Hunter: World" o del error que podía borrarte la partida por completo justo al llegar al jefe final… y que volvió con la expansión Iceborne.



Fallout 76

Que un Elder Scrolls o un Fallout salga a la venta en medio de una indigestión de bugs no es ninguna novedad. No debería ser así, pero casi que nos lo esperamos de antemano. Pero el caso de Fallout 76 es particular porque, además de sus constantes crasheos y desconexiones, también daba la sensación de estar hecho con prisas. ¿Dónde están los humanos? ¿Por qué no hay raids? Faltaban muchas características clave, y algunas de las presentes daban problemas. Ni siquiera la edición de coleccionista cumplió las expectativas. Es mejor hacer estas cosas "despacito y con buena letra", claro.



Destiny 2

Hizo falta más de un año de constantes actualizaciones y tres DLC para llevar el Destiny original al nivel de profundidad que los jugadores esperaban de él. Tras los avances de El Rey de los Poseídos y los perfilamientos de Los Señores de Hierro, todos esperábamos que Destiny 2 se pusiera a la venta como un "más y mejor", pero cuando salió pudimos comprobar rápidamente que estaba algo verde aún. Nos faltaban muchas armas, mapas y características del original, como la puntuación de asaltos, las partidas privadas y más. Tal vez con un año más de trabajo y más posibilidades, hubiera remontado mucho más rápido.


Mass Effect: Andromeda

Diría que Mass Effect: Andromeda no fue mal juego en absoluto. Es cierto que no estaba a la altura de las obras previas de BioWare, pero eso no lo convierte automáticamente en un desecho, claro. Y podría haber pasado a la historia como un juego correcto o de notable bajo de no ser por unos bugs que lo convirtieron en el hazmerreír de la industria en el 2017. Necesitaba… unas calibraciones. Ya me entiendes. Esas animaciones tan absurdas y grotescas se podrían arreglar con unos meses de trabajo adicional, pero mandamos también el mismo recado a Assassin's Creed: Unity y el famoso bug de la cara deforme.



Street Fighter V

Parece que Capcom tuvo un interés especial en llevar Street Fighter V a tiendas en la fecha en la que salió, pero cumplir esa meta salió muy caro a los contenidos del juego. No es que faltaran extras importantes como en Destiny 2, o que pareciera hecho con prisas como Fallout 76: el juego estaba bien, solo que parecía incompleto. La comunidad criticó duramente la falta de los modos campaña y arcade, aunque fueran algo más complementarios. Por supuesto, ambos terminaron llegando con el tiempo. Tal vez la recepción inicial hubiera sido mucho mejor si SFV tuviera todos esos contenidos de lanzamiento.


Final Fantasy XV

Retrasar Final Fantasy XV son palabras mayores, porque algunos llevaban esperándolo desde que era Versus XIII, y si estás entre ellos es probable que tengas más de una cana en el pelo. Pero después de tantos años de espera, no sentó muy bien saber que Square Enix estaba llevando a tiendas un producto que difícilmente se podía comprender al completo sin sus correspondientes DLC. ¡Será por tiempo, Nomura! Y lo peor es que esa costumbre se ha extendido también a Kingdom Hearts III, otro título que ha mosqueado a sus seguidores a nivel narrativo.



Radical Heights

Vamos a medio camino entre la seriedad y el humor con este. Cliff Bleszinski, te entendemos: Lawbreakers no salió en un buen momento, no rindió como esperaba y al final del día, esto es un trabajo y tienes que comer de ello. No te culpamos por apostar por un género como el battle royale en aquel momento, probablemente hubiéramos hecho lo mismo. Pero no puedes hacer un juego rápido y esperar que imprima billetes solo, claro. Esto no funciona así. Y ahora nos preguntamos, ¿y si Radical Heights hubiera tenido más tiempo y presupuesto? ¿Nos habría sorprendido gratamente? Pues a lo mejor no, pero quién sabe.


Comentarios (112)
Comentarios